Postaporteñ@

Herramienta de comunicación para expresar la identidad, el trabajo y la lucha por una Patria Para Todos: La Patria Grande

Ver números anteriores

ÑATO : con o sin remordimientos ???

Cualquier cosa por el Poder

Entrevista en Rompkbzas 17/4/17

Financiaron al MPP con asaltos hasta 1998 ya dentro de la estructura del Frente Amplio. La banda era "orgánica" y se creó a propuesta de José Mujica y Eleuterio Fernández Huidobro. Con los asaltos obtuvieron entre 25 y 30 millones de dólares para financiar los medios de comunicación y las campañas electorales del sector según confesó uno de los asaltantes en el libro de María Urruzola, "Eleuterio Fernández Huidobro, sin remordimientos".

El libro incluye documentos y datos entre los que destacan la destitución de jueces, delaciones de Fernández Huidobro sobre sus compañeros de armas y la transformación del líder guerrillero Tupamaro en un "militar informal".

"El intento de entender se confunde con el afán de justificar", según dijo Primo Levi, sobreviviente de los campos de exterminio nazi; para Urruzola es necesario "entender". Eleuterio Fernández Huidobro "no puso miramientos" a lo hecho durante la Dictadura por parte de los militares, sostiene la autora. El libro comienza con las frases de Eleuterio Fernández Huidobro: "Uruguay fue el país que tuvo más torturados per cápita del mundo. Uno de cada 55 ciudadanos fue torturado", y de José Mujica: "Todos los militares, de cualquier tendencia, que existen hoy en el Uruguay, los que hicieron carrera, los generales, los coroneles, todos torturaron. Cualquiera sea la posición que tengan hoy. No se puede hacer carrera militar en un ejército golpista como el argentino, como el uruguayo, sin que los oficiales se hayan enchastrado. Era parte del compromiso de ellos"

Tanto José Mujica como Fernández Huidobro se contradijeron con sus acciones, comentó.

La Democracia en Uruguay fue tutelada, opinó Urruzola en diálogo con Daniel Figares. "No es menor recordar que Raúl Sendic (padre) no quería la reorganización del Movimiento de Liberación Nacional, él quería el trabajo con las grandes masas, el trabajo en la tierra. Perdió esa puja y falló en su intento de recrear el MLN". La periodista se pregunta "¿Qué es el MLN? Me encuentro con gente que se fue, por motivos políticos, y terminó siendo un sello". Según dijo esto se dio mediante los medios de comunicación que tenían. Debían solventar el funcionamiento de Radio Panamericana y Mate Amargo. "Todos los que trabajamos en los medios sabemos lo difícil que es mantener su funcionamiento", dijo la periodista.

"Hablé con tres personas que participaron de los asaltos. Yo no estoy capacitada para hacer el cálculo y la Policía nunca terminó de saber. Si uno revisa, los titulares de prensa de fines de los 80's siguieron hasta fines del 98", dijo Urruzola. Tupabandas, Mercobandas, Polibandas son algunos de los nombres que se les dio a estos grupos armados que robaron, secuestraron y coparon durante la década de los 90's.

La periodista aseveró que "(Aureliano) Nano Folle hizo un programa en "Víctimas y Victimarios" donde habla de uno de los integrantes de la polibanda que cayó, y lo que me sorprendió es que a ese grupo lo torturaron en el Uruguay del año 1998, y están las pruebas: fue un comisario procesado por las torturas. (Los torturados) Eran gente de MPP, y nadie dijo nada, ni Mujica ni Huidobro. En Mate Amargo escribieron un artículo -con un seudónimo– que era muy confuso donde no se terminaba de entender. ¿Les torturaron a sus compañeros y nadie dijo nada? ¿Acá hay gato encerrado?".

María Urruzola dijo que los tres testigos afirmaron la vinculación de las bandas armadas con el MLN. Los tres habían sido integrantes del movimiento. Lo que no se puede establecer es el grado de "organicidad" de las bandas con el movimiento político. La estrategia de seguridad en el MLN era la de compartimentar la información. "Era la base para sobrevivir a la represión. Lo que hacía que muchos tupamaros no supieran lo que hacían otros", explicó.

A la jueza Mariana Motta la sacaron de su juzgado "porque intimó al ministerio de defensa a cumplir con una orden de su juzgado (que tenía que ver con la caída del avión de Air Class en 2012) y luego del feriado de Carnaval fue removida. Los dueños de Air Class son militares, los pilotos son militares"

"Yo creo que Fernández Huidobro nunca cambió de idea. No creo que haya sido un traidor. Con el paso de los años él fue como perfeccionando el concepto que lo ató al Ejército, el concepto de Ejército Artiguista" (que el pueblo esté armado), explicó.

Huidobro no se quedó en la teoría según Urruzola, sino que llegó a transar hasta con los violadores de los derechos humanos. La investigadora dijo que los archivos Berrutti y Castiglioni pueden revelar datos sobre la pareja Mujica-Topolansky y también sobre lo ocurrido dentro del Partido Comunista. "La pregunta es "¿qué más tienen que pueda amenazar a la pareja presidencial (Mujica-Topolansky)?"

"Lo que publico son documentos filtrados por militares. Solamente pueden filtrar cosas los que estuvieron allí. Eso no pone en cuestión la autenticidad de los documentos militares. La filtración de esos documentos es tomada por tupamaros como advertencia. La mayoría de ellos no hablan. Cuando escribí este libro les dije a mis amigos: Tengo la sensación de estar escribiendo algo que se sabía, sólo que ahora, lo escribí", dijo Urruzola.

Vea el video de la entrevista

http://content.jwplatform.com/players/xeXhvCbY-7uHNpjSA.html

 

María Urruzola habla de su libro sobre Eleuterio Fernández Huidobro

Guillermo Garat  - la diaria 21/4/17

Militares y tupamaros fueron procesados en 1998 por el asalto a la sucursal del Banco de Previsión Social del Parque Posadas. Pero esto es sólo una anécdota en la biografía no oficial del polifacético Eleuterio Fernández Huidobro. El libro salió ayer, pero desde el lunes genera revuelo.

Julio Marenales dijo que están queriendo “achicharrar” a José Mujica. El diputado Sebastián Sabini se preguntó cuántas mentiras más tendrán que soportar hasta las elecciones. El Movimiento de Participación Popular (MPP), que orgánicamente no va a decir nada, en tono irónico respondió con tuits. “Pepe y Lucía se compraron una estancia en Lavalleja. Robamos bancos en los 90. Defendemos las jubilaciones de los militares...”.

María Urruzola, la periodista que escribió Eleuterio Fernández Huidobro: sin remordimientos... (Planeta, 2017), está sentada en el bar con cara de circunstancia. Es que lo que más se conoció en estos días es una parte del libro, la que habla de una banda armada que hacía finanzas desde la clandestinidad, para alimentar alguna parte de la organización conocida como Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros (MLN-T). Pero varios militares fueron procesados por ese mismo caso y nadie dijo nada.

El libro recién salió el jueves. “Se armó una polémica que va creciendo y hasta este momento. En El Espectador eligieron titular con algo que les pareció... me parece que escandaloso, llamativo tal vez, no sé qué. No habla tan bien de nosotros como sociedad una polémica con base en algo que nadie leyó. Tenemos demasiados silencios acumulados de historias que por diferentes razones muchos no quieren que se sepan”, se lamenta la autora.

El ensayo periodístico bucea en la vida pública y semipública de un testigo privilegiado de la política uruguaya en los últimos 50 años. Se vale de una investigación periodística original y de otras ya publicadas que hacen al cuerpo de una de las tesis principales del libro: Eleuterio Fernández Huidobro (EFH) siempre fue coherente consigo mismo. Primero fue el revolucionario que contagió desde Bella Unión hasta Montevideo la necesidad de armar al pueblo, de ser vanguardia político-militar, después fue combatiente, luego rehén de la dictadura y al final un militar irregular, un ministro acuartelado en el Ministerio de Defensa Nacional con sus cajas de Nevada desparramadas por el amplio escritorio que hizo montar en la primera sala del primer piso de la sede de la secretaría de Estado. Se movía en silla de ruedas, auxiliado por dos respiradores y contra el peso de la historia, mucha historia. Cuando Fernández Huidobro murió, una parte relevante de la historia política del país también fue sepultada. Urruzola fue tras el silencio, tras los pasos del combatiente obsesionado por conquistar la confianza de sus pares, los revolucionarios, y luego la de los militares.

Al principio del Ñato

EFH quiso vestir el uniforme de la Armada al terminar el liceo. Hizo lo posible para disimular su daltonismo ante los marinos, pero perdió la prueba. Su padre había sido aviador, más que del Ejército franquista, de la leva que lo llevó a Marruecos. A los 19 años, el Ñato se afilió al Movimiento Revolucionario Oriental. En 1962, a los 21, lo expulsaron por “traidor”, por auspiciar la ocupación de tierras y fomentar la organización de los cañeros de la Unión de Trabajadores Azucareros de Artigas. En la noche del 31 de julio de ese mismo año robó el auto de su padre para participar en el asalto al Tiro Suizo, para expropiar las armas que bostezaban y ellos prometían despertar a puro socialismo. Para lograr ese objetivo, pocos meses después, formaron el Coordinador, una agrupación protorrevolucionaria que perdió tres dirigentes en 1964 cuando la Policía los agarró robando un banco. La práctica era una vieja tradición, una línea anarquista. Y los tupamaros, desde Mujica hasta los estudiantes de secundaria, siempre coquetearon con los anarcos.

Todo por la causa

Otra tesis del libro es que a nadie debería llamarle la atención que este tupamaro de la primerísima línea, que escribió la historia oficial de la “exitosa” guerrilla -como él mismo la calificó-, terminara como ministro de Defensa.

Urruzola sí entiende que EFH colaboró con los militares. “La colaboración es por definición un trabajo en conjunto. Él quería desarrollar un trabajo en conjunto”, sostiene la autora. Pero perdió dos grandes batallas: la Guardia Republicana, a la que en los 90 calificó poco menos que de brazo armado local del imperio, hoy vestida de verde y dependiente del ministro del Interior, y la reestructura de las Fuerzas Armadas.

EFH fue un gran polemista. Sabía dónde poner el dedo y cómo hacer la llaga. Fue un agudo escritor, un punzante político y un constructor de la identidad nacional, pese a quien le pese. Tras el calabozo, su trinchera fue la prensa. Los cinco primeros artículos que publicó en el semanario Mate Amargo se titulaban “el militarismo”. Ingeniosa, muy original e informada visión -bien por dentro- de una institución acosada por los vicios del despotismo y el manoseo de un Partido Colorado otrora tan poderoso como temerario. Urruzola se remontó al leninismo, que en 1915 postulaba que una revolución sin militares estaba destinada al fracaso. EFH fue el revolucionario /combatiente dispuesto a hervir el boniato.

Cuando en 2009 José Mujica estaba a punto de ser presidente, la eventual aprobación del plebiscito contra la impunidad (que no se consiguió), la prisión del dictador Gregorio Álvarez y varios juicios por violaciones a los derechos humanos pusieron en alerta a unos cuantos militares. En blogs, aparecieron dos documentos que firmaba el OCOA, el Organismo Coordinador de las Operaciones Antisubversivas, el corazón del aparato represivo, el grupo de tareas sucias dictatorial.

Uno fue la declaración, indudablemente bajo tortura, de EFH enumerando las características principales de sus compañeros de lucha; el otro fue de Mauricio Rosencof. Jorge Zabalza tildó aquello de “carne podrida”. “Los únicos que pueden filtrar los documentos militares son los militares. Los periodistas tenemos una práctica en el manejo de la legitimidad de las fuentes, sabemos que 99% de quienes filtran algo no lo hacen por amor a la patria, lo hacen por interés. Es evidente que lo hacen como amenaza, pero también es evidente que son auténticos”, explicó la autora.

Obstrucción corporativa

Siendo ministro, según Urruzola, logró obstruir la investigación de la caída del avión de Air Class en 2012, desoyendo los oficios de la jueza penal Mariana Mota, poco tiempo después trasladada a la esfera civil. La suspicacia de Urruzola lleva a pensar que el forzoso relevo de Mota no sólo se explica por su vocación como jueza defensora de los derechos humanos.

“El paladín de la lucha contra la burocracia, que escribió incluso un libro titulado Burocracia y socialismo (Ediciones de la Banda Oriental, 2008), se parapetó tras las respuestas administrativas cuando tuvo que dar explicaciones políticas como ministro de Defensa, tanto en los casos de violación a los derechos humanos como con respecto al accidente del avión de Air Class”, escribió al final del relato la periodista.

El borrador número cinco de los tupamaros, confiscado en 1971 por la Policía en el penal de Punta Carretas, fue entonces leído ante la prensa por el inspector Víctor Castiglioni. Más de 40 años después, EFH fue celador de su archivo -¿irregular? ¿personal?-, que incluía miles de documentos de inteligencia de Elmar Castiglioni y su séquito de soplones.

El destino de Fernández Huidobro “estaba ineluctablemente entrelazado con quienes habían sido primero sus verdugos, luego se habían vuelto sus amigos y terminarían siendo sus semejantes”, escribió la autora sobre las conversaciones entre tupamaros y militares durante la llamada tregua de 1972 del Batallón Florida, tal vez la piedra angular de esta relación.

Volviendo al escándalo

Un desconocido autor denunciaba en Mate Amargo las torturas a los presos por el asalto a una sucursal del Banco de Previsión Social en el Parque Posadas, en setiembre de 1998. También aportaba información sobre los aparatos de inteligencia y su accionar aquella mañana, cuando cayeron unos cuantos hombres que militaban en el MLN-T, así como sus berretines cargados de armas de todo tipo, pasamontañas, granadas de fragmentación y planos de edificios asaltados. El artículo también versaba sobre tráfico de armas y asaltos anteriores. Entre las armas incautadas por la Policía había unas cuantas que eran de militares, de las tres armas, que no habían sido denunciadas por sus dueños. Se habló de infiltración y sobrevoló el direte de que cayeron porque estaban volando demasiado alto.

Beto es el seudónimo que eligió Urruzola para esconder la identidad de un “anarco tupamaro” preso en el Penal de Libertad durante la dictadura por esa condición, y luego en las cárceles de la democracia tras el incidente del Parque Posadas. Si robó, no tiene nada, vive en la humildad.

“No me siento habilitada para juzgar moralmente a quienes individualmente se juegan el pellejo por una convicción; es lo que hizo Beto y lo que hicieron varios que me lo contaron. Lo que uno puede juzgar es la decisión política de una organización. Pero si una organización de la que formas parte te pide algo y lo haces, no te puedo juzgar”, opina la periodista.

Beto pudo contar la historia. Tony Palomeque apareció torturado y descuartizado: había escapado a la emboscada -la ratonera, habrían dicho en los 70- que la Policía había montado en las inmediaciones del Parque Posadas. Era un gambusa reclutado por los tupas en el Penal de Libertad. Según los testimonios que recogió la periodista, Palomeque (y la banda que integraba, que había cometido otros asaltos) tenía contactos con militares que le entregaban información sobre lugares para robar. La cosa se había desmadrado. Entonces el MLN-T, orgánicamente, no dijo nada. Como ahora.

¿Qué habría dicho EFH de todo esto? Probablemente, alguna descalificación lo más elevada posible. Pero eso es una conjetura. Lo que impera es el silencio, y una investigación periodística que se aproxima a algo de lo que pocos quieren hablar.

 

Hace unos días dije que bienvenido el libro de Urruzola

 

 Es cierto que lo que dice: que ya era conocido por una gran cantidad de militantes, ex militantes y enterados varios, algunos de los cuales han hecho carrera a la sombra del Ñato, ese personaje que Urruzola sepulta un poco más en el epílogo del libro.

El valor del libro está en que lo dice, precisamente. Y la aplaudo y la felicito

Ha logrado que Zabalza haya decidido no llevarse todos los secretos a la tumba, lo que ya es mucho, habida cuenta de que Zabalza fue, durante muchos años, el lustrabotas del Ñato y del Ulpiano, hoy devenido en el Pepe, figura mundial. Con todo, el personaje del Beto está incompleto, al menos desde mi punto de vista, o será que el lenguaje que Urruzola pone en el personaje lo hace demasiado parecido al mismo Zabalza.

Pero en fin, más allá de los errores que el libro contiene, que no inciden en el fondo del asunto -la existencia de las bandas, cualquiera haya sido su integración y su denominación- el libro abre la posibilidad de que finalmente la verdadera historia empiece a ser conocida. Por supuesto que me parece muy bien la intervención de la Fiscalía, que no es tan apresurada como Álvaro insinúa, ya que por las noticias que tengo el contenido del libro ya estaba circulando antes que el mismo saliera a la venta. Y seguramente el texto fue conocido por "otras instancias superiores" que han puesto en movimiento el pesado andamiaje burocrático del Poder Judicial, tan remiso en otras oportunidades.

Y a la prueba me remito. Seguramente porque saben que los ilícitos varios no acaban en 1998, sino que llegan hasta 2002. Pero si el Ñato no hubiera contado con la complicidad de la inmensa mayoría de la interna del MLN, la historia por la cual unos fueron héroes y otros los traidores, no habría sido posible, porque aunque al plagiario del Ñato de vez en cuando se le ocurrían frases de antología, la historia del MLN es una sarta de mentiras tal que periódicamente han tenido que actualizarla, ante los desmentidos que la propia realidad les imponía.

Seguramente para la mayoría, la carta del coronel Orosmán Pereira a la Tronca, en la que le recuerda su responsabilidad en la detención de Mujica, les haya parecido una amenaza dirigida contra la entonces también devenida figura relevante y no se hayan percatado que el verdadero destinatario era el Pepe, cuyo comportamiento tras su detención distó mucho de ser el que les han hecho creer a Uruguay y al mundo entero. Como por casualidad no más, Orosmán Pereira es el único militar que dijo que yo había señalado a un compañero en la calle, pero no se acordaba ni del nombre ni del lugar. Orosmán Pereira, procesado en la misma causa que Asencio Lucero, todavía sigue en libertad, mientras Lucero, enfermo de Alzheimer, está preso.

Casualidad, no más. Como a Orosmán Pereira también le falla la memoria, olvidó recordarle a la Tronca al pibe que ella señaló en avenida Italia como integrante del MLN y que no tenía nada que ver...

Amodio

- postaporteñ@ 1757 - 2017-04-21 18:40:42
postaporteñ@_______________________________

CHAVISMO Y NEGOCIADOS FINANCIEROS (o respuesta a mis críticos)

Rolando Astarita [Blog]

En notas anteriores he planteado que en Venezuela la burocracia estatal, los mandos del Ejército y la llamada boliburguesía se enriquecieron a manos llenas en los 2000. Esto me ha valido ser acusado de “pro-imperialista” y “pro-derecha” por defensores del chavismo. En respuesta a los insultos, en esta nota presento con algún detalle uno de los mecanismos empleados para saquear las arcas públicas, con algunas conclusiones.

El negociado con los bonos

El negociado con los bonos estructurados comenzó en 2003, cuando se estableció un tipo de cambio oficial controlado por el gobierno, a la par que siguió funcionando un mercado paralelo libre. En esos tiempos estaba al frente del ministerio de Finanzas Tobías Nóbrega. La estafa con los bonos comprendía tres pasos.

En primer lugar, se compraban bonos de Argentina, Ecuador, Venezuela, o Brasil. En muchos casos estos bonos se adquirían con fondos públicos; por ejemplo, del FONDEN. La compra de bonos se presentaba a la población como una contribución a la integración latinoamericana (al pasar, recordemos que Venezuela llegó a prestar a Argentina a una tasa del 15%)

En segundo término, el ministerio de Finanzas de Venezuela contratabasin licitación, a bancos internacionales para diseñar las llamadas “notas estructuradas”. Estas son notas que tienen como respaldo un pool de activos; en este caso, el respaldo eran los bonos comprados a Argentina, Ecuador, etcétera. En esta operación intervenían intermediarios que cobraban comisiones a los bancos para facilitarles los contactos con el gobierno. Los bonos estaban nominados en dólares, pero podían ser adquiridos con bolívares.

En tercer lugar, el ministerio de Finanzas vendía los bonos a bancos venezolanos u operadores cambiarios, también por adjudicaciones directas. Se decía que así se protegía a la banca mediana o pequeña, frente a los grandes bancos. Los bonos eran pagados al tipo de cambio oficial (por caso, 2150 bolívares por dólar en 2008), más una prima del 10% (o sea, el precio de compra en 2008 era 2365 bolívares). Esa prima era una ganancia que obtenía el Estado. La nota era depositada en una cuenta que el comprador tenía en el exterior; de esta manera se evitaban las restricciones cambiarias. A partir de ese momento el banco o el operador cambiario podían conservar la nota hasta su vencimiento cobrando intereses. Pero también, y esto parece haber sido más frecuente, podían venderla con un descuento a algún inversor en el mercado internacional, recibiendo a cambio dólares en efectivo. Luego los bancos vendían los dólares en el mercado paralelo a un precio muy superior del precio oficial (4200 bolívares por dólar en 2008). Esto es, habían pagado 2365 bolívares y vendían a 4200. Los dólares eran comprados por aquellos que no los podían adquirir en el mercado oficial debido a las restricciones del CADIVI. Muchos los compraban para importar: se calcula que entre 2008 y 2009 la mitad de las importaciones se realizaban mediante la compra de dólares en el mercado paralelo. Y también estaban los que simplemente deseaban fugar capitales al exterior; la fuga de capitales entre 2003 y 2012 habría alcanzado los 180.000 millones de dólares.

Según diversas estimaciones, se habrían colocado notas estructuradas por más de 10.000 millones de dólares, con una ganancia para los operadores de 1500 millones de dólares. Muchos bancos internacionales participaron del negocio estructurando las notas: Barclays Bank, Lehman Brothers, Calyon, Welstb AG, AB Svensk Expotkredit SEK, HSBC Bank USA, Credit Suisse, Deutsche Bank, Dresdner Bank, ING Bank, Morgan Stanley, Nomura Bank International, BNP Paribas y JP Morgan.

Estalla el escándalo, se preserva el régimen

El saqueo continuó en medio de crecientes denuncias, hasta que a fines de 2009 la estafa se hizo pública. Ante el estallido del escándalo, el chavismo reaccionó tomando a los bancos y operadores participantes en la maniobra como chivos emisarios. Entre 2009 y 2011 se intervinieron 22 bancos, entre ellos, Confederado, Bolívar, Bapro, Canarias, Baninvest, Real y Central; la mayoría eran relativamente pequeños. Hubo unos 20 banqueros detenidos y varios otros prófugos, buscados incluso por Interpol. Los delitos que se les imputaron fueron por distracción de fondos de los ahorristas, obtención fraudulenta de divisas y contrabando agravado. Unos 15 bancos fueron liquidados y se vieron afectados 1,8 millones de ahorristas.

Sin embargo, nunca se afectó la estructura estatal que fue el verdadero motor de la maniobra. Repito y subrayo lo planteado más arriba: es imposible sostener con alguna seriedad que una operatoria realizada durante años, que involucró miles de millones de dólares, en la que participaban decenas de personas, bancos internacionales y compras y ventas de títulos transfronteras, fuera desconocida por Chávez y el resto de la cúpula gobernante

Es claro, además, que nadie puede argumentar que esta operatoria era ordenada por el imperialismo yanqui, a través de sus  agentes encubiertos. La realidad es que en ella participaron auténticos venezolanos “anti-imperialistas”, empezando por la más alta cúpula del ministerio de Finanzas. Recordemos que al frente de este ministerio se sucedieron varios altos dirigentes chavistas y con todos ellos continuó la estafa. Por otra parte, el negocio demandaba complicidades de, por lo menos, el Banco Central de Venezuela, los fondos de desarrollo, los bancos estatales, las gobernaciones y los institutos públicos.

En cuanto a los “luchadores anti-imperialistas” que procuraban “profundizar el proceso revolucionario”, y hoy me acusan de “agente del imperialismo”, callaron y miraron para otro ladoNinguno puso en discusión la naturaleza del Estado desde cuyas altas cumbres se realizaban los desfalcos. Lo cual no les impedía seguir discurseando sobre el supuesto “control popular” y el “poder popular” posibilitados por el gobierno de Chávez.

La naturaleza social del chavismo, dos casos ilustrativos

Todo lo anterior explica por qué prácticamente ninguno de los altos funcionarios que participaron en los negociados con los bonos estructurados tuviera mayores problemas. Apenas se rozó, y superficialmente, a unos pocos de los principales implicados, como fueron los casos de Rafael Isea y Alejandro Andrade, convertidos en chivos expiatorios. Digamos dos palabras sobre estos sujetos, porque sus trayectorias son ilustrativas acerca de la naturaleza social de la dirección chavista.

De formación militar, Isea fue uno de los fundadores del Movimiento V República, partido impulsado por Chávez a fines de los 1990. Luego fue viceministro de Finanzas, presidente del Banco de Desarrollo Económico y Social, y en 2008, ministro de Finanzas. Más tarde, entre 2008 y 2012 fue gobernador del estado de Aragua. En 2009 fue acusado por el diputado Ismael García por las maniobras con los bonos estructurados A pesar de las denuncias, en 2013 el presidente Maduro nombró a Isea presidente del Banco de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) Dos meses después, tras la investigación formal que se le inició por presuntos hechos de corrupción durante su gestión como gobernador de Aragua, Isea renunció a la Presidencia del Banco del Alba y desapareció de la escena política nacional. En septiembre de 2013 fue a Washington y pasó a ser testigo protegido de la DEA en acusaciones contra funcionarios chavistas. En 2015 le fueron incautadas tres quintas, dos apartamentos, un local comercial, vehículos, dos haciendas con más de mil cabezas de ganado, entre otros bienes. Pero Isea está en libertad en EEUU, gozando de un buen pasar.

Alejandro Andrade, también militar, ex secretario privado de Chávez, presidente de la Oficina del Tesoro entre 2007 y 2010, presidente del BANDES, viceministro de Gestión Financiera. En 2015 apareció involucrado en el escándalo Swissleaks junto al ministro de Economía y Finanzas, Rodolfo Marcos Torres, como depositarios de 12.000 millones de dólares a nombre del Banco del Tesoro y Tesorería Nacional. Andrade no fue mayormente importunado y hoy vive en Florida, Estados Unidos. Digamos también que Nóbrega fue acusado de corrupción e inhabilitado administrativamente en 2011. Pero la cosa no pasó de ahí y actualmente vive muy confortablemente en Portugal.

Así, de líderes de la construcción del socialismo “siglo XXI” a colaboradores de la DEA, estos desvergonzados saltimbanquis, cuyo único principio es la acumulación de riqueza, no tienen inconveniente en asumir cualquier ideología que les sirva de tapadera. Son la síntesis de la gigantesca estafa ideológica operada por el chavismo

Una última consideración

Entre las críticas que me han dirigido, una de las más curiosas es que la que dice que niego la lucha de clases como motor transformador de la sociedad. Para esta gente, entonces, los que hacían negociados con los bonos –así como los funcionarios chavistas que se enriquecen desde el Estado con los manejos del mercado cambiario, la especulación con alimentos y combustible, o administrando empresas estatizadas- serían activos partícipes de la lucha de clases… ¿por el socialismo? Y los que denunciamos toda forma de opresión capitalista o burocrática, abogaríamos por una transformación social sin luchas ni conflictos. ¿Qué lógica tiene todo esto?

Imposible saberlo. Pero aunque el argumento es tonto, es ilustrativo del estado en que se encuentra una amplia franja de la izquierda que apostó a reconstruir el socialismo de la mano de burócratas, milicos y arribistas de la peor calaña

rolando - postaporteñ@ 1757 - 2017-04-21 18:40:34
postaporteñ@_______________________________

HISTADRUT Y PIT-CNT, UN SOLO CUORE

Luis E. Sabini Fernández

http://www.revistafuturos.noblogs.org

Uruguay es una perla del collar sionista en el mundo

UN POCO DE HISTORIA

Uruguay ha recibido judíos desde tiempo atrás, s. XIX. Pero es con la primera posguerra, década del ’20 que la inmigración judía se hace más significativa: entre 1925 y 1933 se registra el ingreso de 9000 judíos (se estima un número no mayor de italianos)

Hacia mediados del s. XX, cuando el nazismo persigue judíos cada vez con más peligro de vida, aunque Uruguay luego del golpe de estado de Gabriel Terra había endurecido los permisos de ingreso al país (por ejemplo, para republicanos españoles fugitivos y justamente judíos perseguidos), la sociedad uruguaya tuvo un comportamiento,  llamado “de puertas entornadas”, que se traduce en que entre 1933 y  1942 ingresen 7000 judíos. Como se ve, un ingreso relativamente similar al período de puertas abiertas. Pero con una diferencia en el carácter de los judíos arribados al país: antes de la Gran Guerra, habían sido sobre todo inmigrantes, los posteriores a 1933 son refugiados. Entonces, el senador batllista Enrique  Rodríguez Fabregat fue adalid de esta solidaridad para con los perseguidos.

NO ES LO MISMO JUDÍO Y SIONISTA

Como pasa tan a menudo, “las cartas se entreveraron” con facilidad y presteza

Porque cuando el Imperio Británico extendiera la declaración de auspicio a un “Hogar Judío” en Palestina (2 nov. 1917), llevada adelante por Arthur J. Balfour, canciller imperial y encarnizado racista que se dedicó a establecer la Sudáfrica del apartheid y el “hogar” sionista en Palestina, significativamente el flamante Uruguay batllista en la persona de su canciller Alberto Guani, la apoyará calurosamente en  el ámbito de la Sociedad de las Naciones.

Dato peculiar, por cuanto el batllismo, en plena década del ’20, bregará por separarse y hasta romper con el colonialismo británico, asegurándose un papel satélite del imperio joven, pujante y americano, EE.UU. / 1

Iniciando la década de los ’40 y a la vista del auge nazi, EE. UU. trató de asegurarse el control continental americano. Como dice el historiador Luis Dellanegra Pedraza, hacer eje en el monroísmo arrinconando al alicaído bolivarismo. Creando instancias de coordinación (y control) político-militar. “La preocupación” que desde EE.UU. se calificaba de “hemisférica” era entonces la  sostenida neutralidad argentina, que no quería plegarse a la estrategia estadounidense.

El relevante papel del Uruguay para ser hospitalarios con los refugiados (algo que ya había sido muy importante en el Uruguay durante el siglo XIX, con franceses, por ejemplo) se confundió con el fomento de la colonización, ya no judía sino sionista, en Asia, en Palestina.

En el conocimiento vulgar estos dos fenómenos son apenas dos etapas de una misma, sencilla secuencia: nazis persiguen judíos; judíos (sobrevivientes) viajan y se establecen en Palestina forjando “el país de los judíos”.

Pero la historia no es ésa. Ben Gurion, figura clave del Estado de Israel, lo aclara:"Ya he tratado exhaustivamente la razón por la que estamos aquí, razones que yo, como un pionero de 1906, puedo afirmar que ¡no tienen nada que ver con los nazis! […].” /2

La superposición de esos dos elementos se traducirá, por indicación de fuerzas ajenas al país, en la formación de la Comisión Especial de la Organización de las Naciones Unidas para Palestina /3  conocida por su sigla en inglés UNSCOP, una comisión de la flamante ONU, de 1947, amanuense al servicio de la política continental y mundial de EE.UU. /4

La UNSCOP sellará nuestra relación ya no con los judíos, como en el pasado uruguayo, sino con los sionistas fundadores de Israel, que son algo muy distinto /5

Pasamos de simpatizar con población perseguida a también simpatizar con población colonialista, abusadora, racista que despojó por las armas de su tierra a un pueblo allí instalado milenariamente

ASPECTOS IDENTITARIOS Y PROBLEMÁTICOS

No hay tanto de qué extrañarse. En la UNSCOP, tanto la India (del recién asesinado Gandhi, crítico radical de los empujes sionistas a costa de los pueblos oriundos de Palestina), como Irán con su población persa milenaria, como Yugoeslavia, que era entonces una federación recién constituida, comunista, de pueblos eslavos (del sur), advirtieron la gravedad del despojo en Palestina para congraciarse con la demanda colonialista e imperial, sionista. En cambio, Perú, la República Dominicana, Uruguay, Guatemala, Australia, Canadá eran también sociedades creadas mediante colonización sobre poblaciones originarias en algunos casos eliminadas o radiadas por completo, como en Australia, Canadá, Uruguay. Y  EE.UU., el forjador de los nombramientos de la UNSCOP, era también un estado creado sobre los restos de naciones indias norteamericanas.

El Estado de Israel procuraba también adueñarse de un territorio a pesar de sus habitantes.

A mi modo de ver esta identidad originaria guarda mucha relación con nuestra propia identidad e historia (como la de unos cuantos estados representados en la UNSCOP). Un rápido paneo por nuestro país.

En marzo de 1945, cuando todavía no había acabado formalmente la  GM II, aunque El Eje nazifascista ya estaba en las últimas, Uruguay se convierte en anfitrión, primero en la América al sur del río Bravo, del Primer Congreso Sionista Latinoamericano (porque entonces en “el Nuevo Mundo”  lo afro y lo indo no tenían entidad y América Lapobre era para sus élites latinoamericana).

El 14 de mayo de 1948, el mismo día que el sionismo proclama el Estado de Israel, es Uruguay el primer país sudamericano que lo reconoce diplomáticamente.

No hay que extrañarse que un miembro de la estructura institucional sionista de primer nivel como José Luis Piczenik perciba como “profundo el lazo de hermandad que une a Israel con un país que comparte los mismos principios éticos y jurídicos de justicia, paz y bienestar nacional.” Prescindiendo de las dos últimas palabras, porque el bienestar nacional en un país periférico no alcanza a todos sus habitantes ni a su mayoría, Piczenik describe algo cierto

Y bien: aquellos polvos trajeron estos lodos. Dirigentes del PIT-CNT aceptan un viaje dirigido a Israel y son digeridos por la máquina de Public Relations que funciona tan lubricadamente con Apparatchiks como Ana Jerozolimski y toda la plana mayor de la Histadrut una organización sionista histórica, constructora primordial del Estado de Israel, organización patronal por excelencia pero que, al mejor estilo de los sindicatos verticalistas del fascismo representa (también) a los obreros.

Penoso el papel de los que se reclaman de izquierda, socialistas, comunistas, y membretes por el estilo. Hablando de la modernización del Uruguay y de puestos de trabajo que requieren “determinados niveles de conocimiento” nuestros “viajeros” se refieren a ellos mismos como “dirigentes sindicales que se amolden a ese nuevo modelo de trabajador”: la clase de “dirigentes sindicales” ya es una entidad en sí, un estrato social por sí mismo, diferenciado, por ejemplo, de los trabajadores 6/

Revelador juego de la verdad

El Uruguay oficial tiene un potencial de sumisión mental y dependencia imperial que a los uruguayos cualquiera, del llano, debería rebelarnos, no congratularnos.

1/  El batllismo enfrentó resistencia a esa identificación; tanto desde un coloradismo tradicional y más hispánico, como el arielismo de J. E. Rodó como desde el Partido Nacional, con acentos nacionalistas como el de Luis A. de Herrera o antiimperialista como el de Carlos Quijano

2/ Memorias. Cit. p. Judíos por la Justicia en el Oriente Próximo, “El Origen del Conflicto Palestino-Israelí” (y II), Z-net en Español, 2001

3/ Integrada por Australia, Canadá Checoslováquia, Guatemala, Holanda, Índia, Irán,Perú, Suecia, Uruguay, Yugoeslavia

 4/ "En esa época [nov. 1947] los EE.UU. habían emergido como el partidario más agresivo de la partición... Los EE.UU.  lograron que la Asamblea General demorara una votación 'para ganar tiempo hasta conseguir que ciertas repúblicas latinoamericanas se alinearan con sus propios puntos de vista.'... Algunos delegados acusaron a los funcionarios estadounidenses de 'intimidación diplomática.' Sin la 'terrible presión' de los EE.UU. sobre 'gobiernos que no se podían permitir el riesgo de represalias estadounidenses,' dijo un editorialista anónimo, la resolución 'jamás hubiera sido aprobada.'"   John Quigley, "Palestina e Israel: Un desafío a la justicia.". Cit. p. Judíos por la Justicia en el Oriente Próximo, “El Origen del Conflicto Palestino-Israelí” (I), Znet, 2001

5/ Véase p. ej. Contra el Estado de Israel del rabino canadiense Yakov Rabkin

6/ Citas de la entrevista de dirigentes de PIT-CNT, Ana Jerozolimski, 9 abr. 2017.

 

La burocracia sindical y el estado de Israel

En el regreso del viaje a Israel que realizaron los dirigentes Fernando Pereira, el secretario de Relaciones Internacionales, Fernando Gambera; el presidente del sindicato del Comercio (FUECYS), Fabio Riverón, y la integrante del departamento de Jóvenes Tatiana Antúnez, en sus declaraciones expresaron elogios sobre el estado sionista. Gamberra afirmó que, "cualquier país que se precie de democrático dirime las cosas como lo hace Israel" y Pereira dijo “que parte de la base de que si analizas las cosas con tranquilidad y claridad el mapa del mundo, donde hay sindicatos potentes hay derechos laborales, (…) hay derechos humanos” 

Por Heber IST

No paso un día de estas declaraciones y los medios de prensa informaban que centenares de prisioneros palestinos han iniciado el lunes 17 de abril una huelga de hambre indefinida en protesta contra las condiciones de detención en las cárceles de Israel.

El estado sionista tiene cárceles en Cisjordania, territorio ocupado militarmente desde 1967 y en la actualidad se estiman 6.500 presos palestinos, en los que se incluyen 300 menores de edad, 62 mujeres y 13 diputados del Consejo Legislativo. Medio millar de prisioneros además fueron detenidos por el llamado régimen de detención administrativa –sin acusación formal– de forma indefinida. “Los prisioneros sufren torturas, tratos degradantes e inhumanos y falta de asistencia médica, algunos han muerto durante su detención”, se denuncia en una nota publicada por el The New York Times.

¿Qué es la Histradut con la cual Pereira quiere estrechar lazos?

Fernando Pereira afirmó que “Esa amistad entre la HISTADRUT y el PIT-CNT ha permanecido en el tiempo, (…) y que debemos fortalecer “el vínculo entre el PIT-CNT y el HISTADRUT.” Gabriel Masa, dirigente histórico de la Liga internacional de los Trabajadores LIT-CI, afirma: “este presunto sindicato –Histadrut- no fue creado para la lucha de todos los obreros cualquiera sea su nacionalidad, lengua o raza, sino para expulsar a los obreros árabes de sus empleos. El Ku-Klux-Klan y los “sindicatos de blancos” hacen lo mismo en Estados Unidos. ¿Si lo que hacían y hacen los sionistas no es racismo, a qué hay que llamar racismo?

El accionar del estado de Israel en los últimos años ha sido de “asfixia a la torturada población de Gaza con el bloqueo; el ataque a la flotilla solidaria con la población de Gaza, que produjo 9 muertes y decenas de heridos; la construcción de un muro en Cisjordania para separar a los palestinos de los asentamientos israelíes; la decisión de expulsar de Jerusalén a ex legisladores palestinos con el increíble argumento de que “no son leales a la ocupación”; el proyecto del ministro de relaciones exteriores de Israel, Avigdor Lieberman, de expulsar toda la población árabe de Israel; el intento de prohibir a los palestinos residentes en Israel conmemorar el aniversario de la expulsión de su pueblo de sus tierras” son sólo algunos ejemplos de la situación.

¿Será que hay que explicarles a estos dirigentes, que enfrentar a unos obreros contra otros, aprovechando sus diferencias raciales, rompe con los más elementales Derechos Humanos y que eso es racismo?

¿No saben estos dirigentes que el pueblo Palestino fue expulsado de las tierras que hoy ocupa Israel, y que para sostener esta ocupación ha contado con el visto bueno del imperialismo yanqui que lo ha armado y usado continuamente contra cualquier rebelión de esa región?

La tarea es recuperar los sindicatos para los trabajadores


Estos dirigentes que no tienen empacho en hacer un trampolín de la actividad sindical para convertirse en diputados o directores de trabajo y actúan con un freno a la lucha de los trabajadores, muestra una vez más la necesidad inmediata de su remplazo. Estos señores que ensucian el nombre de socialismo, el marxismo y el comunismo, están terminado como los peores lacayos y justificándoles al Estado Sionista y gendarme de Israel sus asesinatos, sus violaciones a los DDHH.

La tarea de recuperar el PIT-CNT para los trabajadores cada vez se torna más urgente. Nada podemos esperar de estos dirigentes que lo único que defienden son sus privilegios, sus fueros permanentes para vivir de paseo y usan los dineros de los trabajadores y los sindicatos sin ningún tipo de consulta a la base.

Fuera la burocracia de los sindicatos y la Central!!

Por un congreso de delegados electos en asambleas de base que elija una nueva dirección del PIT-CNT

Democracia Obrera, que todo se decida en asambleas masivas

Fueros y viáticos controlados por las asambleas de base

Por un gran paro general de 24 horas con movilización

Plan de lucha unificado de todos los trabajadores decido en asambleas multitudinarias

Izquierda Socialista de los Trabajadores

 

MOSTRAR LA HILACHA / Virajes impresentables del amarillismo

Estamos en las vísperas de otro PRIMERO DE MAYO, del Día Internacional de trabajadoras y trabajadores del mundo. Fecha histórica, en la cual la clase obrera y trabajadora mundial recuerda y homenajea a sus MÁRTIRES DE CHICAGO. Aunque en Uruguay, ya nada es lo que era, ya nada es como antes

Recientemente supimos que una delegación oficial (y oficialista) del pitcnt, viajo a Israel. Parece que fue invitada por una supuesta “confederación sindical israelí”, que se ocupa de comprar conciencias y hacer probar las mieles del capitalismo. La delegación del pitcnt uruguayo, la integraron Fernando Pereira, Fernando Gambera, Fabio Riveron y Tatiana Antúnez. El cuarteto oficialista, represento a la central sindical uruguaya y fue entrevistado por una periodista judío-sionista para Montevideo Portal. Horas antes del retorno al paisito, hicieron un balance, dieron sus opiniones, elogiaron al régimen sionista de Israel y mostraron la hilacha.

Por si las moscas, aclaramos para que no oscurezca, que viajaron al Estado judío, el presidente del pitcnt, el encargado de Relaciones internacionales, el representante sindical de FUECYS y la integrante del sindicato de INAU y la Comisión de Jóvenes. El antecedente inmediato, nos lleva al primer gobierno de Tabaré Vázquez, cuando en le delegación oficial y oficialista también viajaron a Israel integrantes del sindicalismo uruguayo. Pero casi todo paso inadvertido, salvo  el baile de la entonces ministra de Salud y actual de Educación y Cultura María Julia Muñoz, que bailo borracha encima de una mesa en una disco. Sin dudas, todo un espectáculo mediocre, patético y vergonzante que en nada o casi nada nos representa ni es en nombre de nuestro Pueblo uruguayo. En aquella ocasión, viajo en la delegación oficial y oficialista el “fogata Jorge Bermúdez, a quien premiaron con el viaje por su participación directa y protagónica en la aprobación parlamentaria del FONASA

 En estos días, este otro viajecito bochornoso y vergonzante, dejo en evidencia los OPORTUNISMOS de turno. Resulta que según la delegación del pitcnt, en Israel actual hay una democracia ejemplar y casi perfecta, hay logros increíbles en equidades sociales, convenios colectivos salariales elogiables. Hay avances tecnológicos formidables, que mejoran la calidad de vida de trabajadoras y trabajadores israelíes y extranjeros, hay paz social concertada y acordada por la sociedad, respeto por las diferencias y por las diferentes etnias que conviven y una armonía única. Palabras más, palabras menos, así se expresaron quienes dicen representarnos en el Movimiento Sindical uruguayo. Sin embargo, el cuarteto del pitcnt actual nada dice  del país y del régimen sionista oprobioso que gobierna Israel. De la XENOFOBIA, el RACISMO y el FASCISMO de un régimen de segregación social, política, religiosa y humana vergonzante. Nada dicen de la usurpación territorial, que le hacen a Palestina desde 1947 cuando en la ONU inventaron el famoso y nefasto “estado tapón” del Medio Oriente

Nada dicen de los constantes incumplimientos y violaciones de las resoluciones de la propia ONU, sobre las decisiones políticas y militares del régimen sionista de Israel y sus secuaces de turno en el resto del mundo. Nada dice la delegación sindical uruguaya, de los permanentes ataques aéreos a la FRANJA DE GAZA y al Pueblo Palestino. De los bombardeos, de los misiles, los atentados terroristas, porque el gobierno sionista de Israel es un régimen TERRORISTA. Con aval y apoyo logístico de los EEUU, del imperialismo yanqui y de otros socios y secuaces de turno en la ONU. La cuarteta del pticnt, nada dice de las MASACRES organizadas contra quienes se oponen al régimen y al gobierno “democrático” de Israel y del sionismo judío. Nada dicen de los GENOCIDIOS reiterados y siempre impunes en los organismos internacionales de Derechos Humanos. Del ROBO de las riquezas naturales y del AGUA potable al pueblo gazati, invadido y ocupado militarmente por el sionismo judío-israelí y sus secuaces imperialistas de turno. De la COLONIZACIÓN flagrante a los territorios que le pertenecen al Pueblo palestino y que el “gobierno democrático” de Israel le quito, con la anuencia del imperialismo yanqui

El gobierno sionista de Israel, es el nene mimado de EEUU en Medio Oriente y es el primer responsable y culpable de la situación actual en toda esa región del mundo. Al cuarteto uruguayo, no se le dio por visitar las CÁRCELES del sionismo judío-israelí repletas de miles de presos con mayoría de niños y jóvenes menores en cautiverio desde hace años. Según la propia ONU, en los primeros meses de 2017 son  más de 300 las niñas y los niños en cautiverio clandestino, como DESAPARICIONES forzosas y forzadas por el “gobierno democrático” de Israel

Y tampoco dice nada, la delegación uruguaya del famoso MURO de la vergüenza que separa y divide a los Pueblos de Israel y Palestina. Mucho más vergonzoso y vergonzante, que el propio ex muro de Berlín y otros similares en el mundo. Y nada dice la cuarteta uruguaya, de la EXPLOTACIÓN a trabajadoras y trabajadores locales y extranjeros, como mano de obra barata y hambreada por capitalistas judío-sionistas. En el estado israelí, hasta quienes se oponen al régimen sionista, los propios judíos NO sionistas son perseguidos y encarcelados.

Pero parece que las cosas han cambiado y ya nada es lo que era. Casi nada es como antes, como otrora, como antaña en un pasado no tan lejano. Ahora, la cúpula sindicalista amarillista y oficialista del pitcnt actual conmemora el PRIMERO DE MAYO junto a patrones, patronales, gobernantes oportunistas, socios y secuaces de turno, trepadores y traidores de nuestra clase. Desde hace varios años (y en particular desde 2005), los actos del pitcnt tienen discursos aduladores del gobierno de turno, livianos como boleadoras de marlo, conciliadores con la clase social dominante, que nos EXPLOTA, nos OPRIME y nos REPRIME cuando la enfrentamos. La cúpula “sindicalista” actual del pitcnt, niega la LUCHA DE CLASES, reniega de las BATALLAS DE IDEAS y las CONQUISTAS del pasado reciente

Para el “sindicalismo” actual, todo empezó en el 2005 cuando asumió el fraude amplio y no hubo LUCHA obrera, estudiantil y popular antes de ese año. Tampoco hay PRINCIPIOS sagrados de y para nuestra clase obrera, proletaria, trabajadora y para la mayoría de nuestro Pueblo empobrecido.  Y la verdad, no imagino a SINDICALISTAS de verdad, en serio como HÉCTOR RODRIGUEZ, LEÓN DUARTE y GERARDO CUESTA (aquellos de la vieja y entrañable CNT), teniendo actitudes y conductas políticas como las de hoy. No los imagino, en estas volteretas ideológicas oportunistas “usando ropa de proletario con sueños de mandatario”.

PD: escribo “pitcnt” con minúsculas, porque me refiero al sindicalismo amarillista y oficialista actual y a su dirigencia mediocre, trepadora, oportunista y traidora de nuestra clase proletaria

Rodolfo Bisquiazzo Aquino

Montevideo, Abril 19 de 2017

Cancelado evento Pit-Cnt en Centro Maimónides

Ante la cancelación (o postergación) del evento a realizarse el 19 de abril en el Centro Maimónides, donde integrantes del PIT-CNT relatarían sus experiencias en la reciente visita que hicieron a Israel invitados por Histadrut, queremos precisar que:

1) Aunque sabemos que la solidaridad no se agradece sino que se retribuye, aplaudimos la intensa solidaridad internacional desplegada, mediante la cual muchísimas organizaciones pidieron al PIT-CNT que cancelara dicho evento, para no ser cómplice en la violación de los derechos humanos del pueblo palestino y su derecho a la autodeterminación.

2) Aplaudimos la valentía de los sindicatos que levantaron su voz para no permitir esta renuncia a los históricos principios de la clase trabajadora, manteniendo la solidaridad con los oprimidos.

3) Saludamos de pie a los sindicatos de trabajadores palestinos, que en una elocuente carta plasmaron la esencia de la lucha de los trabajadores y el pueblo palestino contra la ocupación, a la vez que resaltaron el rol de Histadrut: “No se trata sólo de una organización históricamente conectada con la limpieza étnica de la tierra palestina, sino que también es uno de los pocos sindicatos en el mundo que continuaban apoyando el régimen del apartheid en Sudáfrica mientras era boicoteado por el movimiento internacional de trabajadores”

4) Se cancela la concentración convocada para elmiércoles 19, ya que se canceló el evento que la generó.

5) Habríamos preferido que el evento no fuera “postergado” por el Comité Central Israelita del Uruguay, sino que se hubiera cancelado definitivamente por parte de los integrantes del PIT-CNT, al comprender que los trabajadores no estamos para blanquear políticas colonialistas, de apartheid y de ocupación.

6) Denunciamos la maniobra de El Observador al publicar un artículo sobre esta situación, bajo el titular “El PIT-CNT se pone el kipá”, intentando confrontar con la comunidad judía y trasladando inescrupulosamente a esta comunidad las culpas del sionismo, verdadero responsable del apartheid contra los palestinos, cuyo principal representante en Uruguay es el Comité Central Israelita.

Repetimos una vez más que esta lucha no es contra los judíos, sino contra el sionismo.

7) Llamamos a seguir peleando para romper vínculos con Histadrut e impulsar el BDS.

RUPTURA TOTAL DE RELACIONES CON HISTADRUT

BOICOT, DESINVERSIÓN Y SANCIONES A ISRAEL

¡¡VIVA PALESTINA LIBRE!!


Comité Palestina Libre / Uruguay

- postaporteñ@ 1757 - 2017-04-21 18:07:12
postaporteñ@_______________________________

Minus Just

Camille Chalmers, activista de la organización social haitiana PAPDA nos escribe desde allá:

"El Consejo de Seguridad de la ONU puso fin a la MINUSTAH y acordó remplazarla por la Misión de la ONU de Soporte a la Justicia en Haití (MINUJUSTH), que contará con siete unidades de aproximadamente 980 agentes y 295 oficiales. La nueva fuerza policial será substituida luego de un plazo de dos años por una institución policial haitiana"

El último ciclista ya entró, no al Velódromo esta vez. Vamos a ver si arrancamos, lo que sigue es una contribución a un necesario balance sobre la participación de Uruguay en la MINUSTAH, que tenemos que hacer.

Hemos dicho en sucesivas notas que la MINUSTAH ha fracasado en todos sus objetivos declarados, con una excepción PARCIAL:"haber apadrinado la policía haitiana, todavía muy precaria aunque aprendiendo lo peor" (Por la ventana fue que entraron, marzo 16). Hoy los hechos confirman también esto. Si quedando atrás la MINUSTAH se proponen continuar con otra "misión" especializada en conformar una fuerza policial haitiana es porque ese objetivo les es especialmente relevante, y porque no está completamente cumplido.

Las razones de que esta tarea que se propusieron quedó cumplida solamente a medias son las dificultades básicas y estructurales en la reconstrucción del aparato del Estado neo-colonial, que no se superan por políticas de superficie. El objetivo de "reconstruir" Haití es de hacerlo en un sentido específico, integrarlo en un lugar ultra-subordinado en la cadena mundial de explotación capitalista del trabajo y recursos naturales. Las "misiones" sucesivas de la ONU en Haití vienen desde 1993, luego del primer derrocamiento de Aristide, UNMIH, UNISMIH,? UNTMIH, ?MIPONU, todas orientadas a formar una policía haitiana operativa.

Hoy son 13 mil efectivos mal equipados, mal preparados y mal pagos para más de 10 millones de habitantes; en Uruguay hay 30 mil

Y para ver que eso era un objetivo privilegiado de la MINUSTAH alcanzan las sucesivas resoluciones de prórroga del Consejo de Seguridad al cabo de todos estos años, todas dicen lo mismo."Reiterando el papel vital que desempeña la Policía Nacional de Haití en lo que respecta a la seguridad y estabilidad de Haití, y acogiendo con beneplácito la labor que se está realizando para fortalecerla, profesionalizarla y reformarla, acogiendo con beneplácito el hecho de que la Policía Nacional de Haití ha seguido mejorando su capacidad y ha demostrado su determinación de garantizar la seguridad del pueblo haitiano, y observando que todavía no es independiente desde el punto de vista operacional, sino que sigue dependiendo del apoyo internacional..."

Así año tras año, mucho beneplácito y ningún resultado, sigue dependiendo; se va la MINUSTAH y sigue dependiendo. Y si esto no se ha modificado en 13 años, 34 si contamos las previas, 2 más no lo cambiarán.

Para tener un panorama más claro se puede leer un informe de AP difundido por New Cold War sobre las violaciones por efectivos de la ONU (Semanario Alternativas 14/4, Posta Porteña 1755). También la reciente carta de cinco premios Nobel de la Paz en la que reclaman a la ONU reparar a Haití por los daños causados por la misión, “... ante la falta total de justicia y una respuesta reparadora contundente e integral para las personas, familias y comunidades en Haití, que han sido las víctimas directas del balance catastrófico de la MINUSTAH en términos de derechos humanos... Son miles las mujeres, niños y niñas violadas o explotadas sexualmente, muchas de ellas abandonadas con niños sin que los soldados de la Misión reconozcan su responsabilidad” (la diaria, 17/4)

Una policía en un Estado capitalista es un guardián del orden capitalista, de la propiedad privada, de la capacidad de operar de las empresas, uno de los "destacamentos de hombres armados" que ejercen el monopolio de la violencia. Dentro de sus funciones está la de fuerza represiva al servicio del orden capitalista ante cualquier rebelión de los explotados. Pero es obvio que esa no es su única función. Para que los trabajadores estén en condiciones de ser explotados tienen que poder ir a su casa y volver al trabajo al día siguiente, esa es la "seguridad del pueblo" de que se habla.

Pero si el objetivo es hacer de Haití una "China de bolsillo" de explotación extrema de la fuerza de trabajo, la diferencia está en que China tiene su propio Estado y su propia policía, y Haití es policiaco-dependiente

Y si como medida de los estándares de la MINUSTAH en materia de protección de la "seguridad del pueblo" tomamos ese informe que citamos sobre violaciones por efectivos de la MINUSTAH nos damos una idea del problema. Vamos a citar algo más. La violación del joven haitiano Johnny Jean en 2011 por marinos uruguayos ocurrió muy poco antes de que una diplomática uruguaya, Laura Dupuy Lasserre asumiese la presidencia del Consejo de DDHH de la ONU

Le escribimos directamente porque no confiábamos demasiado con la justicia uruguaya (y en eso teníamos razón) para preguntar sobre los pasos para proseguir la denuncia ante la ONU. La respuesta que nos dieron (todo esto puede encontrarse en nuestro informe ante la INDDHH, [1] dice:  "...deseamos informarle que el seguimiento del caso corresponde al Departamento de Operaciones de mantenimiento de la paz de Naciones Unidas (DPKO)"

O sea: el DPKO se controla a sí mismo y punto, incluso en las violaciones de DDHH que sus mismos efectivos puedan cometer y cometen, no hay posibilidad de control siquiera por el organismo que Naciones Unidas tiene para la protección de los Derechos Humanos [*]

Con instrumentos así los resultados son los esperables, ¡que astilla querés con ese palo! Por eso, lo esperable es que, dentro de dos años, tampoco exista en Haití una policía que pueda ser "independiente" de la tutela extranjera en ninguna de sus funciones. Y la "minus just" será un nuevo fracaso, porque la ONU es precisamente eso, lo menos justo.

Veamos los otros objetivos de la MINUSTAH. Los de buenas intenciones, contribuir al desarrollo de Haití en  nivel de vida, empleo, salud, educación, vivienda, agua potable..., quedaron en eso: palabras. Hoy se asume de hecho que ya ni en las palabras.

Queda decir algo sobre la "estabilización" entendida en el sentido político-institucional, que, además del estrictamente policial, era el tema de la MINUSTAH.

"La democracia de nuestro país no es exportable, cada pueblo tiene la soberanía de definir su destino...  Pero no podemos verlo a imagen y semejanza de nuestras democracias, de nuestra institucionalidad"

Estas son palabras de nuestro ministro de defensa, Jorge Menéndez, anunciando el retiro de Uruguay de la MINUSTAH (la diaria 16/3, El País 15/4)

Y si las instituciones no son exportables, entonces ¿qué fueron a hacer a Haití? ¿Y recién ahora se dan cuenta? La única forma lógica en que podemos leer estas palabras es como que se está asumiendo, no de manera totalmente explicita porque cuesta hacerlo, el fracaso en los objetivos políticos de la MINUSTAH. Obviamente, lo más fácil es eso que también está implícito allí, echarle la culpa a los haitianos que como nosotros no son, y parece que en materia democrática son "pueblos con capacidades diferentes".

¿Por qué no ha sido posible poner a Haití, dentro del sistema-mundo capitalista, en un lugar diferente a un protectorado de hecho?

¿Un lugar más "normal" desde el punto de vista burgués? La "insuficiencia policial" o "síndrome policiaco-dependiente" sólo es la forma en que la enfermedad se manifiesta. Y como dijo bien una vez Galeano -hablando de nosotros, Uruguay-"no vendrá la cura de donde vino la peste"

Acostumbramos a decir que el pueblo haitiano sigue sufriendo, por parte de las potencias imperialistas, el castigo por protagonizar la primera y única revolución triunfante de esclavos. Es una frase emocionante y tiene parte de la verdad, pero no toda la verdad. No es propio de la izquierda quedar en la veneración del pasado, tenemos que venir al presente. Es obvio que hay problemas para meter en la cadena a este eslabón "China de bolsillo", problemas que vienen de los otros eslabones, porque la explotación tiene que ser negocio y los costos de seguridad son costos. Castigar al estilo chino sería fusilar al tipo y hacer que sus familiares paguen la bala; eso se intentó, pero a la "familia latinoamericana" que fue a ejecutar el castigo, se le terminó la plata para las balas. Por esta rama seguiremos en otra oportunidad, ahora volvamos al tronco.

La nueva misión MINUJUSTH tendrá algunas diferencias con la MINUSTAH. Uruguay no va a participar en ella, y tampoco será  una ocupación militar, sino un apadrinamiento policial en conformidad con el gobierno haitiano. No se pueden mantener las mismas consignas ignorando los cambios.

¿Qué pasa con este gobierno haitiano? Ha sido producto de elecciones que han sido impugnadas por la oposición por diversas irregularidades, pero eso es solamente un aspecto, el fraude en el sentido estricto de manipulación o falsificación de los resultados electorales. Una vez más es parte de la verdad pero no toda la verdad.

El problema principal con estas elecciones haitianas es que votó un 20% de los habilitados. No se puede pretender que sea una manifestación de la soberanía del pueblo, y si hubiese resultados un poco diferentes y sido electo el que entró segundo, habría tan solo una diferencia de grado. ¿Y por qué incluso esa diferencia de grado les resulta intolerable?

La baja participación en las elecciones puede tener varias causas, políticas y no políticas. Se hicieron a pocos días del huracán Matthew, con medio país destruido, empobrecido, con alta fragmentación política, 50 candidatos y sólo 25 pudieron continuar, por problemas de financiación de las campañas. Ganó un empresario oficialista que supo aprovechar la miseria para una campaña de asistencialismo proselitista.

Esa baja participación también pude ser producto del desprestigio de las elecciones en sí mismas, esta forma política que reduce el pueblo a las urnas. Y además, con toda esa serie de precedentes de "selecciones" desde arriba. Dos cosas más.

Una es el fracaso de Aristide y Lavalas como opción política, y a la hora del balance no se puede dejar esto afuera. Vamos a citar una entrevista a Aristide cuando todavía estaba exiliado en Sudáfrica, antes de su retorno a Haití:

"Pretenden temerme cuando soy parte de la solución, si nos basamos en lo que la mayoría de la gente en Haití todavía siguen diciendo. Si continúan pidiendo mi regreso con manifestaciones pacíficas, significa que todavía tienen instalado el problema. Así que si quieren resolver el problema, que abran la puerta a mi regreso". [2] (Subrayados nuestros)

No podemos seguir con la leyenda de un Aristide antiimperialista. Muchos haitianos recuerdan que él dio el primer paso hacia la ocupación del país cuando en 1994 con el objetivo de regresar a la presidencia aceptó la ocupación militar norteamericana. Luego, ante la debacle de la MINUSTAH, ofreció indirectamente sus servicios al gobierno de Obama para una salida de contención. Luego volvió, y en vez de sumarse a la movilización del pueblo haitiano contra la MINUSTAH prefirió mantenerse al margen reservando la carta de solución por "gran acuerdo". Le fue mal, se quedó con la carta en la mano, y en ? los resultados electorales aun en esta elección tan flaca, el cuarto lugar para la candidata de Lavalas da cuenta de esto. Esa carta hubiese sido la de una opción política de contención socialdemócrata o populista dentro del sistema, como han habido en gran parte del continente, con a una burocracia política de fachada medrando como parásito. Pero en Haití, de esa teta se colgaron las ONG. ¿Por qué? Por la MINUSTAH.

Pero también hay algo que decir sobre el resto de la oposición. No se ha sabido o no se ha podido ocupar el lugar que Lavalas deja vacante, sea en las urnas o no. Dejemos eso para el pueblo haitiano. Queda, en cambio, algo que decir sobre Uruguay.

La política internacional mercenaria del Estado uruguayo también ha tenido su fracaso."El ministro de Defensa Nacional, Jorge Menéndez, informó a la diaria que el gobierno uruguayo no está estudiando participar en nuevas misiones de paz y no ha recibido ninguna solicitud concreta de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) al respecto". (17/4)

Para las fuerzas armadas el "síndrome de abstinencia" será duro, ya tendremos oportunidad de hablar de eso En el gobierno y en el Frente Amplio la ocupación militar de Haití ha dejado cicatrices que se agregan a otros problemas de la política internacional en esta coyuntura. 

En cuanto al movimiento social, también Haití nos trajo cambios. En el mundo hay muchos puntos calientes, pero muy pocos en los que hay una participación militar directa de Uruguay y por lo tanto responsabilidad de todos nosotros, y ninguno como Haití en exposición. 

Con enorme esfuerzo hemos podido poner el tema en la calle, aunque apenas. Por sus condiciones especiales, Haití ha hecho que los aspectos más vergonzosos de la política mercenaria hayan salido del armario. 

¿Dejaremos que vuelva tranquilamente allí ahora que las tropas se retiran sin pagar la cuenta? 


[1] http://inddhh.gub.uy/wp-content/uploads/2013/09/Coordinadora-por-retiro-de-las-tropas.pdf


[2] http://canadahaitiaction.ca/content/interview-president-jean-bertrand-aristide-nicolas-rossier

[*] Como castigo por preguntar, quedé registrado en la base de datos de ese organismo de la ONU, y desde entonces me mandan regularmente el boletín semanal "What's happening?" de este Comité de DDHH de la ONU. ¡Eso me pregunto yo!

FERNANDO MOYANO - postaporteñ@ 1757 - 2017-04-21 17:34:27
postaporteñ@_______________________________

A Venezuela y su pueblo con amor

Los acontecimientos en la 'orbe' se producen cada vez más rápidamente, las noticias diarias no son estimulantes,guerras, genocidios, intrigas, estafas, corrupción, etc. están al día.

Lejano el tiempo en el que soñamos transformar el mundo, el hombre, una nueva sociedad.

No hay un político 100 ciento honesto, ni en el quién confiar plenamente. A espaldas de los pueblos se tejen y destejenacuerdos, compromisos, etc. y luego nos venden lo que ellos quieren. Nosotros, dedo arriba, dedo abajo, depende de quién lo diga y como lo diga. Me pregunto: 'y la materia gris de la que hablaba el famoso detective Poirot, dónde está? No podemos reflexionar por nosotros mismos?

Llevo tiempo pensando en estos temas. Podemos confiar plenamente en políticos que dicen ser revolucionarios, creemos qué son revolucionarios? Qué es revolución?

Al parecer, como las cosas se vienen dando, vemos aparecer a la más retrógrada derecha en cada vez más lugares en el mundo. Como le llaman ahora, populistas.

No es que aparezcan de la nada, supieron hacer su trabajo, tienen años de experiencia. Además, aprovechando que ni las llamadas izquierdas ni los progresistas han satisfecho las expectativas de la población. La gente no confía, vota la derecha o bien no vota. No creen en la honestidad de los políticos.

Sé que no es la única razón, pero es una de ellas.

Y es así que hace un par de días me encuentro con un artículo titulado, Con estímulo eléctrico, el humano puede ser más honrado, estudio.

Dice que las personas pueden volverse más honradas con la estimulación eléctrica de determinadas regiones del cerebro. Según el estudio, hay un proceso cerebral que permite al ser humano ser honrado aún cuando haciendo trampas podría beneficiarse económicamente.

Se estimuló una región del lóbulo frontal, la denominada corteza dorso lateral prefrontal, con una ligera corriente eléctrica procedente de electrodos colocados sobre el cuero cabelludo. Se sabe que esta zona del cerebro entra en juego la planificación de actos intelectuales y la toma de decisiones.

La falta de honradez tiene claras consecuencias sociales y económicas en todo el mundo. Se estima que la evasión fiscal cuesta el cinco por ciento del producto interno bruto de todo el mundo y los sobornos a responsables públicos alcanzan más de un billón de dólares cada año.

Moraleja: No pidamos el ADN de los políticos, exijamos que cada vez que nos discursen, o nos planteen sus propósitos,  metas, lleven en la cabeza una gorrita de electrodos de la honestidad.

No a la OEA

A veces hay que remontarse a los vientos turbulentos de la historia para tratar de comprender lo que vivimos en estos momentos.

La administración de Franklin Roosevelt demandaba bases militares para un posible enfrentamiento bélico, especialmente en el Caribe y en las costas atlánticas de Sudamérica, como una garantía de acceso a las materias primas fundamentales para la guerra, como el caucho natural o el cuarzo, una disposición de alianza contra el Eje o una neutralidad que prohibiese la creación de plazas fuertes del enemigo en los países latinoamericanos.

Los objetivos fueron cumplidos en su totalidad, aprovechando el sistema interamericano para los intereses defensivos de Estados Unidos. El ejército estadounidense utilizó importantes bases militares, fundamentalmente en Brasil, así como un suministro constante de materias primas que demandaba.

La II Guerra Mundial aumentó en gran medida la influencia estadounidense en América Latina. Finalizada la guerra, muchos políticos latinoamericanos esperaban que el interés estadounidense en el Continente diera su fruto. Confiaban que se prestara una mayor atención a sus problemas, en especial a los obstáculos que impedían el incremento económico, pero no iba a ser así. La política internacional de EEUU se centró a partir de 1945 en la reconstrucción de Europa y Japón.

La administración de Truman, entre 1945 y 1953, basó su política en fomentar una economía fortalecida en Europa, enfocada a partir de 1947 en la organización de una ofensiva de guerra fría en América Latina. La posibilidad de una amenaza comunista se convirtió en la preocupación primordial de Estados Unidos.

Truman y Eisenhower empezaron a definir laresponsabilidad principal de EEUU en la protección contra la intrusión comunista y que daba apoyo a los movimientos que buscaban aplastar los movimientos revolucionarios considerados de inspiración comunista.

La ofensiva anticomunista se centraba en dos aspectos. 1. Conseguir que los gobiernos latinoamericanos rompieran relaciones con la Unión Soviética, lo que consiguió de todos los países menos México, Argentina y Uruguay. 2. Un movimiento de presión hacia los gobiernos latinoamericanos para proscribir los partidos comunistas. No se dio mucha publicidad en EEUU, el éxito de esta campaña demostró lo sensibles que seguían (siguen) siendo las élites latinoamericanas a sus directrices.

La creación de la OEA, en Bogotá en 1948, se presenta como un segundo paso en la estrategia de Truman. Incluía una estructura basada en estatutos legales que creaban un consejo para tratar asuntos diarios, conferencias cada cinco años y reuniones consultivas de los ministros de Asuntos Exteriores con el objetivo de reprimir amenazas"Truman amarró el continente política y militarmente".

Durante su gobierno se firmaron los acuerdos más importantes. En 1947, en Río de Janeiro, el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR), que establecía el principio de defensa colectiva; en segundo lugar la Novena Conferencia Interamericana en Bogotá en 1948, en la que se creó la OEA, adoptando una resolución sobre la“Preservación y Defensa de la Democracia en América”,irónicamente la mayoría de los firmantes de estos acuerdos son representantes de brutales dictaduras militares apoyadas por Washington

El primer conflicto bélico en el que intervino la OEA fue la guerra de Corea en 1950. Cuando las tropas norcoreanas cruzaron la línea del sur, el Consejo de Seguridad de la ONU consideró a Corea del Norte la agresora, ante el reclamo de la administración Truman. Esto obligaba a los miembros latinoamericanos del Pacto Río a unirse al enfrentamiento. Lo que quería EEUU de América Latina era una legitimación adicional y colaboración militar"

A propósito de la Guerra de Corea, Uruguay estaba bajo el gobierno de Luis Batlle Berres, tiempos de prosperidad económica que se consolidó por los crecientes beneficios que deparó a las e portaciones la guerra de Corea. En 1950, se produce el primer enfrentamiento armado entre los antiguos aliados de Yalta: la Guerra de Corea. En Argentina a partir de la Guerra de Corea, en 1950, Perón pasó a ser un aliado estratégico de los EEUU, en la lucha contra el comunismo.

Por aquellos tiempos, Perón escribía una serie de artículos semanales en el diario oficialista Democracia, con el seudónimo "Descartes", luego fueron recopilados en un libro titulado "Política y estrategia. No ataco, critico", publicado en 1967

En sus escritos, Perón advertía a los EEUU que el peligro comunista era un dato innegable de la realidad que amenazaba a todo el mundo libre, y que Corea era la prueba del plan marxista a nivel mundial. Cabe recordar que el padre Virgilio Filippo, confesor y asesor espiritual de Eva Perón, había escrito el libro "El monstruo comunista"

Los escritos de Perón fueron minuciosamente leídos por el nuevo embajador de los EEUU en Buenos Aires, Albert Nufer. Entre ambos había una buena relación, y Neufer sugería al Departamento de Estado de su país la conveniencia de contar con Perón como aliado estratégico en Sudamérica.

Hago estas acotaciones en medio de los de la OEA, ya que olvidamos con facilidad o no queremos verlo que los tiempos poco han cambiado. La letra es otra, la música la misma. La Argentina macrista con respeto a la OEA sigue siendo la misma que la del Perón; Perón que grande sos

Continuemos. Para comprender el funcionamiento de la asociación panamericana, no podemos dejar caer en el olvido la denuncia realizada por el presidente de Venezuela, Rómulo Betancur, alegando la pasividad de la organización frente a las matanzas de Batista entre 1956 y 1959, criticando "la distraída indiferencia de la OEA frente a los genocidas bombardeos de Batista contra su pueblo"

Irremediablemente tenemos que enlazar el hoy con el ayer.La historia se repite. Esa Venezuela que reclamaba por la indiferencia de la OEA ante la dictadura y los asesinatos de Batista, hoy está siendo señala por la OEA, especialmente por su rey Almagro.

Nadie, ningún presidente de Latinoamérica y del Caribe ha reclamado (fuera o dentro de la OEA) por el genocidio que sufre México durante décadas.  Estudiantes desaparecidos, periodistas asesinados, persecuciones a quienes defienden el medio ambiente, las miles de fosas, etc. Para todos ellos México es democrático. Es decir, que a pesar del inminente muro de Trump, el país norteño sigue la cartilla de obediencia debida

Los pactos de Asistencia Mutua (PAM), firmados entre EEUU y trece estados latinoamericanos, en base a la cooperación militar y la organización de los ejércitos nacionales, significaban en la práctica que EEUU daba entrenamiento a sus oficiales y armamentos para la 'defensa hemisférica', coordinando sus acciones a través del Comando Sur

Nada de lo que venga de la OEA puedo respaldar

El 16 de abril, el jefe del Comando Sur, almirante Kurt Tidd, amenazó con una intervención militar directa en Venezuela bajo la doctrina de la 'seguridad colectiva regional' de la Organización de Estados Americanos OEA.

El Comando Sur, conocido también por su nominación inglesa USSOUTHCOM, es el símbolo del ingerencismo norteamericano en la región y ha sido aliado de las fuerzas militares y paramilitares que han sembrado muertes, torturas y desapariciones en nuestros pueblos a lo largo de más de un siglo

El Comando Sur ha armado, entrenado y adoctrinado a los ejércitos nacionales para servir a los intereses de EEUU. Y es con estas tropas que hoy amenazan una intervención armada en Venezuela y de esta forma evitan la utilización de tropas americanas

Washington dirige y entrena a los ejércitos latinoamericanos mediante 'programas conjuntos' extensivos ex intensivos e intensivos, y subcontrata compañías privadas de mercenarios que proporcionan militares especializados, todos ellosoficiales retirados.

Se creó en 1947, al socaire del Tratado Interamericano de Defensa Regional (TIAR), o Tratado de Río de Janeiro.

Milicias latinoamericanas para 'el patio trasero de los Estados Unidos', que apareen enmascarados en otras actividades de injerencia tales como: protección de las instituciones democráticas, asistencia a los países en peligro, contribución al desarrollo social y económico, adiestramiento profesional militar, lucha contra las drogas y la insurgencia....

La prensa mundial calla mientras Estados Unidos ha comenzado a militarizar todo el continente, para que en un futuro cercano, pueda controlar la totalidad de la región, apoderarse de los recursos naturales y defender los intereses de las grandes empresas.

Es contradictorio decir que la asistencia ofrecida a las naciones para su desarrollo social y económico ya que Estados Unidos no permite avanzar, implementando falsas deudas e ternas, y manejos políticos para desarmar y saquear la estructura de los Estados. Y, cualquier nación que consigue avanzar económicamente o tecnológicamente, se amenazada con una intervención militar con la e cusa de 'amenaza a la región'

En abril del 2015, Barack Obama propuso el diálogo y abrir una nueva etapa de acercamiento durante la VII Cumbre de las Américas en Panamá. Recordó que lo había planteado antes en la V Cumbre (Trinidad y Tobago, en 2009) donde con casi las mismas palabras aseguró: "No vine aquí a discutir el pasado sino a pensar en el futuro. Estados Unidos quiere buscar con el resto de América una alianza de iguales". Poco duraron sus palabras, mucho menos la igualdad, el 28 de junio de 2009, el presidente hondureño Manuel Zelaya fue sacado de su cama por un comando militar y llevado a Costa Rica, pero antes el avión hizo escala en la base José Soto Cano, Palmerola (Honduras), donde se encuentra estacionada la Fuerza de Tarea Conjunta Bravo ( JointTaskForce Bravo o JTF-B) del Comando Sur.

No entiendo o no sé, el silencio prácticamente total sobre el Comando Sur, que sin duda alguna forma parte inseparable de la OEA. Es como si restara importancia en estos momentos, luego que durante una época, la izquierda, los izquierdistas, ciertos progres y algún revolucionario de los que quedan no hacían más que denunciarla.

Vuelvo atrás algunas páginas de nuestro histórico pasado. El ayer y el hoy.

Todo comenzó cuando en diciembre de 1961, el Consejo Permanente de la OEA decide a solicitud de Colombia, convocar la VIII Reunión de Consulta de Ministros de Relaciones Exteriores para enero de 1962, en Punta del Este, donde se adoptaron nueve resoluciones, cuatro de ellas contra Cuba, pero la IV la joyita de la OEA, bajo el títuloExclusión del actual Gobierno de Cuba de su participación en el Sistema Interamericano, que era la máxima aspiración estadounidense para deslegitimar en lo político y diplomático a la Revolución Cubana

Aprobada con 14 votos afirmativos (Estados Unidos compró el voto haitiano para obtener mayoría mínima), uno en contra, Cuba, y seis abstenciones: Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Ecuador y México. Las dos últimas naciones e presaron que la expulsión de un estado miembro no procedía, pues no existía una reforma previa de la Carta de la Organización.

En julio de 2009, cuarenta y siete años después de la expulsión de Cuba, la OEA se reunió en Honduras y dejó sin efecto la resolución número VI del 31 de enero de 1962.

Las incoherencias del sistema. En junio del 2009, sí hubo un golpe de Estado en Honduras, un mes después desde ese mismo país se decide dejar sin efecto la expulsión de Cuba de la OEA.

Cuando todo esto pasaba el mismo Consejo Permanente de la OEA condenaba enérgicamente el golpe de Estado en Honduras. Luego del golpe, Chávez se convirtió en uno de los principales apoyo al depuesto mandatario hondureño Manuel Zelaya y negó rotundamente la legitimidad de las elecciones presidenciales que llevaron a Porfirio Lobo Sosa a la presidencia. Destacó la persecución política, las violaciones a los derechos humanos, la impunidad que gozaban (y gozan) los responsables.

Todo cambia en esta vida, todo cambia. Los que ayer eranenemigos acérrimos, terminaron almorzando alegremente juntos, incluso Chávez llegó a declarar que Porfirio le había caído simpático, asegurando que: "habrá resultados positivos en los próximos meses" (refiriéndose a la situación de aislamiento político de Honduras). Al terminar la reunión en Colombia, Lobo se fue optimista de que su país podría regresar a la OEA.

Mientras se intercambiaban sonrisas, en Honduras, el Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP) convocaba a un paro cívico nacional para el 12 de abril, que como ya era costumbre fue reprimido por las fuerzas de Seguridad del régimen de Lobo

A penas una semana después del acuerdo de Cartagena entre Venezuela y Colombia ( y la presencia simbólica de Honduras), Chávez convocó a una reunión a la dirigencia del FNRP, con miras a incorporar sus demandas y encontrar así su beneplácito en las negociaciones que preparaban junto con Colombia. El Frente logró incorporar cuatro de sus más importantes consignas: 1) el retorno seguro del coordinador y los exilados, 2) el respeto a los derechos humanos, 3) la instalación de una Asamblea Nacional Constituyente y 4) la posibilidad de que se reconozca al FNRP como una fuerza política con facultades de participar en futuros procesos electorales para la toma del poder del estado desde la Resistencia.

A cambio de la mediación de Chávez y Santos y del marco legal que permite el retorno de Zelaya a Honduras, el régimen hondureño consigue su más apetecida presa: su reingreso a la OEA, y los EEUU por su lado, conseguirán dar por consolidado su golpe de Estado

Hoy, el pueblo hondureño sigue siendo objeto de violaciones a los derechos humanos, pobreza, corrupción, asesinatos, desplazamientos, miles de hondureños tratando de escapar por las fronteras mexicanas hacia la tierra prometida.

Gracias Chávez, gracias Santos, en un abrazo cordial paremos olvidar.

Miren que a través del tiempo hemos aplaudido frases pronunciadas por Chávez-

En enero de 2007, fue el turno de José Miguel Insulza, el chileno Secretario General de la OEA, Insulza es "un verdadero pendejo, desde la P hasta la O", dijo Chávez al juramentar su nuevo gabinete. Insulza 'debería renunciar a la secretaría de la OEA, el insulso Dr. Insulza, por atreverse a jugar el papel de un virrey del imperio". Todo a propósito de los dichos de Insulza, quien planteó que revisar la decisión de Chávez de no renovar la concesión a un canal privado de TV.

Hugo Chávez también desató su enojo ante una realidad adversa fue cuando su reforma socialista perdió en las urnas: "Señores de la oposición sepan administrar esta victoria de mierda. Fue una victoria de mierda y la nuestra una derrota de coraje", señaló Chávez el 6 de diciembre de 2007

Estados Unidos tiene sus planes para América Latina y el Caribe los tuvo siempre. Desde su Independencia de Inglaterra, América para ellos fue de Alaska a Tierra del Fuego.

Las agresiones a Venezuela marcadas por el gobierno de George W. Bush, coloca a Venezuela entre los 80 países que están en la mira de acciones secretas de la CIA y en el marco de la pretendida "Guerra al Terrorismo" (Septiembre 2001). Después de las críticas formuladas por Chávez sobre los bombardeos en Afganistán y por su control que ejerció en Petróleos de Venezuela, en las cancillerías suena un rumor, según el cual la CIA habría recibido la orden de eliminar a Chávez y terminar con su gobierno.

En diciembre del 2001, la Confederación de trabajadores de Venezuela (CTV) del social demócrata Carlos Ortega (ligado a la Acción Democrática, partido del antiguo presidente Carlos Andrés Pérez), llama a la huelga general con el apoyo de la Fedecamaras, principal federación patronal. Paraliza la producción y refinamiento del petróleo, provocando importantes pérdidas de ingreso al Estado.

En febrero del 2002, un oficial de la fuerza aérea poco conocido, el coronel Pedro Vicente Soto, pronuncia un discurso a la ocasión de una manifestación de 10 000 opositores. Califica al régimen de totalitario y a Chávez defascista, exigiendo al mismo tiempo la demisión del presidente para 'salvar la democracia'. Se unen al coronel Soto el capitán de la Guardia Nacional, Pedro José Flores y cuatro oficiales más.

El 11 de abril, Carlos Ortega, presidente de la CTV, pide la dimisión de Chávez y anuncia que la manifestación -que arranca en los barrios más lujosos- se dirigirá a Miraflores. En respuesta a tales acciones, los chavistas movilizan a sus partidarios para proteger la presidencia.

Los 19 Estados de América del Sur y del Caribe que forman el "Grupo de Río" denuncian el golpe de Estado. Los más independientes se sorprenden que los Estados Unidos hayan podido felicitar el derrocamiento de un régimen democráticamente elegido, ya que un poco antes, el 11 de septiembre 2001, en la mañana de los atentados sobre Estados Unidos, el general Colin Powell firmaba con gran pompa la Carta democrática interamericana de la OEA.

Y esta parte de la historia es por todos conocidas.

Hoy, Tidd con la misma cantinela de dos años atrás: la situación política y económica, y la creciente "crisis humanitaria", en Venezuela podrían derivar en una‘respuesta regional'. El Departamento de Estado bajo la OEA, es la intervención a través de la Carta Democrática Interamericana, que podría derivar en un bloqueo y la suspensión de Venezuela como parte del organismo, fase previa para 'legitimar' una intervención multilateral bajo el tutelaje de Washington, llamando las mismas por 'razones humanitarias'.

Venezuela. Los intereses de Estados Unidos.

Cuándo nuestras riquezas son nuestras desgracias.

Basándome en un artículo de Marcelo Colussi, Venezuela y Estados Unidos: pulseada por el petróleo, trataré de alguna manera reflejar mis pensamientos.

En su artículo, Colussi, nos deja ver de forma más clara un tema como el petróleo, uno de los motivos por los cuales se han desatado guerras, genocidios, y millones de fugitivos, mal llamados inmigrantes.

Los medios de comunicación, como el mismo resalta, no dan a conocer, seguramente a sabiendas que es EEUU el país que consume más petróleo importado. La mayoría de ese petróleo, un 65%, proviene de Canadá, México, Colombia, Brasil, Ecuador y Venezuela, este último provee alrededor de un 12% de lo que se consume en yankilandia.

Estados Unidos salvaguardando sus intereses, pone su ojo no solo en el petróleo, también en el agua dulce, el gas, minerales, amazonia y toda biodiversidad.

Venezuela: grandes reservas petrolíferas

La riqueza petrolera, no ha llegado al pueblo, por décadas ha parasitado, dejando a su paso el desplazo de miles de ciudadanos, tierras desbastadas y grandes y graves problemas ambientales. Esa 'riqueza' lo único que ha fomentado es una burocracia petrolera, dejando sin posibilidades la posibilidad de impulsar una propia y autosuficiente.

Un paso atrásLa Franja del Orinoco, las grandes reservas del planeta.

Cuando el Estado se hace cargo del 60% de las empresas formadas con trasnacionales.

A partir de allí el Estado tendrá control de al menos 60 por ciento de las empresas mixtas formadas con trasnacionales.

Chávez dijo en esa oportunidad que de "la reserva petrolífera del Orinoco" se podían extraer hasta 260 mil millones de barriles de crudo extra pesado, el equivalente a las reservas de Arabia Saudita.

No solamente esto: Chávez tomó una decisión sin precedente: el abandono de Venezuela del FMI y BM.

Chávez: "No hace falta ir a Washington, ni al Fondo Monetario, ni al Banco Mundial... Vamos a retirarnos, quiero firmar la cuenta esta noche". La declaración del presidente Chávez de que Venezuela dejará el FMI y el Banco Mundial ocurrió mientras avanzaban las instancias financieras regionales impulsadas por Venezuela: un banco de reserva, como es el Fondo, y una instancia de financiamiento del desarrollo, análoga al Banco Mundial. Además de una reunión planificada con sus contrapartes regionales para adelantar la conformación del Banco del Sur.

Es buen recordar que canceló la deuda con el FMI durante su primera presidencia, recordando que: En febrero de 1989, los efectos de las medidas o 'recetas' del FMI generaron fuertes protestas y disturbios en el país que fueron reprimidos por las fuerzas armadas, en un episodio que pasó a la historia como "El Caracazo".

Causando la muerte de 300 personas, al inicio del segundo mandato de Pérez.

Ahora bien, ha servido de algo la nacionalización petrolera? No. El 'oro negro' sigue siendo una gran y quizás, una dependencia que sigue viviente. A pesar de las enormes ganancias la revolución bolivariana no podido (o querido), plantearse seriamente la forma de producir sus propios alimentos indispensables para la autonomía del país; sus tierras fértiles, abundantes, tropicales, no han sido aprovechadas para la Soberanía Alimentaria, indispensable. Este hecho no podemos agregarlo a la larga lista de: Es el imperio

No creo que podamos llamar socialista a la Revolución Bolivariana, el capitalismo sigue su proceso ya que siguen operando las multinacionales, como perico en su casa.

Uno de los casos más recientes, de los que no se nombran (2015), ha sido el de Guayana, que negoció territorio petrolero venezolano con las transnacionales

Guayana otorgó licencias a varias compañías petroleras internacionales para explorar; y eventualmente explotar territorio venezolano, en las costas de Delta Amacuro, parte de la plataforma continental del país. Una zona, rica en reservas de petróleo y gas. Todo esto no se nombra en los discursos de Maduro. Esto es parte de la intención de Guayana de ampliar su plataforma.

Tres concesiones en la zona: la empresa canadiense CGX. Energy. Otro contrato aprobado por la antigua colonia inglesa, se firmó en 2012, con Exón Mobil y Shell. Siempre que se refieren al bloque como parte del territorio guayanés, nunca venezolano. La empresa estadounidense participa con el 75%. Las evaluaciones preliminares a la perforación de este bloque, comenzaron en 2008, y los estudios sísmicos en dos o tres dimensiones  ya concluyeron. Guayana negoció parte de su territorio, cuando firmó una nueva concesión con la empresa norteamericana Anadrko, en el Bloque Roraima, el 27 de junio de 2012.

Sólo en el caso del Bloque Stabroek hubo reclamos de Venezuela, y fue hace 15 años. El Ministerio Exteriores y el de Energía y Minas venezolano de entonces, denunció ante el Congreso Mundial de Petróleo, en Calgary, Canadá, en 2000 y en el de Río de Janeiro, en septiembre de 2002. Paralizó de momento la exploración, pero se retomó en 2009.

Chávez a partir de 2004 mantuvo buenas relaciones con Guayana. En 2011, envió al entonces canciller Nicolás Maduro a Puerto España para defender 'con pies de plomo' la posición de Venezuela. Maduro regresó del viaje y declaró que el encuentro fue 'un éxito de diplomacia de paz'

Las operaciones de las tres compañías avanzaban en territorio venezolano, en agosto de 2013, cuando el presidente Nicolás Maduro, viajó al 'imperio', a Georgetown para participar en la V Comisión Binacional de Ato Nivel, con el fin de 'estrechar lazos de cooperación' con Guayana. Sobre ese encuentro, el presidente del país vecino, Donald Ramotar, declaró que estaba 'satisfecho' con la forma en que Chávez manejó las relaciones con su país. 'El presidente Chávez cambió la manera de pensar sobre la relación entre Guayana y Venezuela', sentenció.

El embajador Emilio Figueredo, quien es negociador del Esequibo por parte de Venezuela, señaló que el silencio del Gobierno obedece a intereses políticos. "El Gobierno ha necesitado el apoyo de Centralamérica y el Caribe para bloquear cualquier iniciativa que se hiciera en la OEA, en cuanto a la posible aplicación de una carta democrática. Ha comprado votos a cambio de soberanía nacional, entregando territorio', enfatizó.

2017, salió el tiro por la culata. Ahí está el yoruga, listo a disparar.

En Venezuela antiimperialista - socialista siguen operando compañías privadas, que llevan sus ganancias integras a sus casas matrices, estadounidenses, canadienses, británicas, españolas, argentinas. El gobierno bolivariano fijó en un 50% de lo facturado las regalías que esas empresas deben pagar al Estado.

No alcanza lo quieren todo, y ahí viene la OEA, defendiendo como es su costumbre los intereses de los amos. No somos libres. Es el cuento que nos quieren vender

Por pocos o muchos, depende como lo miramos, el orden mundial que hoy prevalece y avanza, no está dispuesto a ceder ante cualquier proceso que avance en favor de los pueblos

Creímos que estos procesos que se gestaron en el Continente llevarían a un cambio, pero al mismo tiempo sabíamos que ninguno de ellos se plantearon un socialismo-marxista, aunque hayan impulsado mejoras a las clases populares

Eramos muchos y parió mi abuela.

LA ONU llama al diálogo. Creo en la ONU, como creo en la OEA, al servicio de quién están ya lo sabemos. Aunque vaya que le prestamos atención, le creemos, cuando nos conviene, si pondera a Cuba, es buena y creíble. Si habla en apoyo al pueblo palestino, decimos: Ves la ONU, le pone trabas a Israel, cuando sabemos que mienten

Olvidamos cuando esa institución mira para el otro lado, o avala, la guerra y la ocupación en Medio Oriente.

Ahora llama al diálogo entre Gobierno y oposición. A dónde dirige su oído?

En una declaración, Stephane Dujarric, portavoz del secretario general de la ONU, Antonio Guterres, manifestó preocupación por los acontecimientos de los últimos días, donde Nicolás Maduro acusó a la derecha de apelar a la violencia y desestabilización con apoyo extranjero. Preguntas más preguntas menos, lo que no se le ha preguntado a los representantes de la ONU, cómo ven el papel de la OEA, ya que estos son los que instigan a tomar armas a tomar en Venezuela.

Palabras vacías.

La crisis la paga el pueblo

La oposición busca la salida inmediata de Maduro, que al fin de cuentas, más allá de los discursos, las medidas económicas en medio de la agobiante crisis, no harán más que acentuar las penurias que viene soportando el pueblo.

La oposición con sus discursos de democracia no es más que una impostura, ya que olvidan, mejor dicho quieren hacer olvidar el golpe de Estado del 2002 contra el presidente electo Hugo Chávez, que acto seguido disolvió automáticamente la Asamblea Nacional mediante decretos fácticos.

Maduro se ha bonapartizado, gobierna mediante decretos amparado bajo un Estado de excepción que renueva continuamente, cerrando los más elementales derechos democráticos, y no deja de aplicar ajustes económicos que recaen sobre el pueblo.

Se ha abierto al capital transnacional, en el sector petrolero que llevó a la sentencia 156 del TSJ, y en minería con grandes concesiones como en el Arco Minero del Orinoco. Estas son algunas de las concesiones de cómo se busca desesperadamente 'inversiones internacionales' una forma de entrega al capital imperialista.

Un ejemplo de ello son los nuevos acuerdos mineros por 5.500 millones de dólares.

Los acuerdos se han firmado con empresas de Canadá, Italia, China y la República Democrática del Congo.

Barrick Internacional Corporation -subsidiaria en Barbados de la canadiense Barrick Gold Corporation, la canadiense MPE International Inc, la italiana Bedeshi, la congolesa Afridiam y la china Yankuang

Qué ha hecho el gobierno bolivariano por las comunidades indígenas?

Ante el abandono del Gobierno Nacional a los pueblos y comunidades indígenas, ante el empobrecimiento, los funcionarios ministeriales les prometen ventajas si no oponen resistencia. Pero ya que algunas empresas mineras andan en las tierras entregadas por el presidente Maduro para explotar y explotar sin consultar a los pueblos indígenas. Tal como haría la oposición o un vulgar dictador.

El 17 de noviembre de 2016 funcionarios de minas y otras dependencias ministeriales se reunieron con líderes del pueblo Huottoja para manipularlos y llevarse así el oro azul sus manos imperiales amigos de Maduro y del Ministerio de Ecología

Esta minería de cuello blanco rojito oficialista imperialista con títulos y permisos del Estado se le suma como legado de Chávez a la minería en Bolívar y Amazona de los asesinatos, de la desforestación, de las fosas en los ríos y caños, de la prostitución de mujeres indígenas y criollas, de la invasión, del billete, de las armas, de los caminos entre la selva, las rutas, las bandas, el sida y el paludismo, la contaminación por mercurio en la sangre inocente indígena, del mucho miedo, coerción. De esta manera el Estado construye el Motor Minero del Plan de la Patria.

En la Gobernación del Zulia con Carbozulia y el ICLAM por orden de Diosdado se preparan para sacar carbón colombiano cerrando el Canal de Navegación del Lago Maracaibo, construir el Puerto Panamá de carbón Pararú en la Guajira y una vía ferroviaria desde Colombia/La Fría, reabrir las minas Norte y Paso Diablo y abrir otras de cielo abierto en el Socuy y Cachiri, cerrar definitivamente el Parque Eólico de Guajira y abrir con los chinos la carboeléctrica en Mina Paso Diablo tal como determinaron los estudios de Pdvsa (Arco Minero II)

Algunos dirán que hay que dar paso a la modernidad, al desarrollo, y eso de andar defendiendo a los indígenas es absurdo.

Quiero dejar a un lado los daños colaterales para el medio ambiente y el cambio climático, que parece no afectarles a los ricos, los desastres naturales caen siempre sobre los más desprotegidos

Ni el gobierno bolivariano, ni los opositores tienen la honestidad ni el valor de hablar claramente.

Vuelvo a insistir que tanto Venezuela como el resto de los países latinoamericanos firmaron en el año 2000, el IIRSA. Se comprometieron a cumplir a rajapuño con el BID y el FMI. Como dice el tango:‘que me vienen hablar de amores'.

No pueden cumplir con los pueblos, no pueden hablar de socialismo siglo 21, ni siglo 25.

Todos estos gobiernos hablan de inversiones, inversionistas, ya los K en Argentina, o Macri, en Uruguay, Mujica, Vázquez, Astori, Evo en Bolivia, Bachelet en Chile, elije, todos llevan la misma marca, alcahuetes del imperio, y de sus socios. Aunque algunos se vistan de buenos, como los chinos.

Por el momento no hay otra cosa: Capitalismo.

Nuestras aspiraciones de una democracia auténtica y nuestras necesidades no están representadas en ningún bando

Hay que seguir buscando.

PELUSA - postaporteñ@ 1757 - 2017-04-21 17:22:37
postaporteñ@_______________________________

Venezuela, HAMBRE y PROGRESISMO

Rolando Astarita [Blog]

Mucha gente de izquierda considera al régimen chavista  como altamente progresista. Así, por ejemplo, Michele Kiintz y Frank Gaudichaud sostienen que el chavismo se cuenta entre los gobiernos latinoamericanos cuyo “balance en el plano de los avances sociales y de reconstrucción de un Estado social... es claramente positivo comparado con el período neoliberal anterior” (“América Latina entre el reflujo de los progresismos y experiencias alternativas”, 5/04/17; 

http://contrahegemoniaweb.com.ar/america-latina-reflujo-los-progresismos-experiencias-alternativas/). Afirmaciones semejantes las encontramos en muchos otros sitios web de corte nacional-populista.

En oposición a esa postura, sostengo que el hambre y la desesperación generalizadas en que se ha sumergido al pueblo de Venezuela no solo no tienen contenido socialista alguno, sino siquiera contenido “capitalista-progresista”. Para argumentar mi posición, empiezo con algunos datos y testimonios, escritos y gráficos.

Según un estudio realizado entre octubre y diciembre de 2016 por Cáritas Venezuela, con la colaboración de Cáritas Francia, la Comisión Europea y la Confederación Suiza, en Venezuela hay claros indicios de desnutrición crónica entre los niños. En algunas zonas, esta alcanza niveles cercanos a lo que, de acuerdo a los estándares internacionales, es una crisis. El informe dice: “Se están registrando estrategias de sobrevivencia inseguras e irreversibles desde el punto de vista económico, social y biológico, siendo especialmente preocupantes el consumo de alimentos rebuscados en las calles”

“Según una encuesta realizada en junio de 2016 en el estado de Miranda, un 86% de los niños temía quedarse sin comida. Un 50% dijo haberse acostado con hambre por falta de alimento en sus hogares”

Por su parte, Erika Guevara, directora de la Oficina Regional para las Américas de Amnistía Internacional, en junio de 2016 escribía:

“El Hospital de Niños J.M. de los Ríos en Caracas, que en otro tiempo fue motivo de orgullo como modelo de asistencia pediátrica en Venezuela, hoy es un trágico símbolo de la crisis que está arrasando este país de América del Sur.

La mitad del gigantesco edificio se está derrumbando, las paredes se tambalean, los suelos se inundan y las habitaciones están tan deterioradas que ya no se utilizan.

En la mitad que continúa en funcionamiento, cientos de niños reciben tratamiento. Pero escasean tanto los medicamentos como las provisiones médicas básicas, y las madres de los niños ya han renunciado a pedirlos. (…)

La escasez de suministros médicos es sólo un aspecto de la profunda crisis humanitaria que devora Venezuela desde hace tres años.

La tragedia podría haberse evitado. El país suramericano disfrutó durante años de la prosperidad que conllevaba tener una de las mayores reservas de petróleo del mundo.

Pero la súbita caída del precio del petróleo puso al descubierto una realidad escalofriante: el gobierno venezolano había olvidado invertir en infraestructura. Un país que antes importaba de todo, desde alimentos hasta medicamentos, ahora no tenía para comprar antibióticos.

Las consecuencias han sido catastróficas. Según la empresa encuestadora venezolana Datanalisis, el país carece del 80% de los alimentos y medicamentos que necesita (…)

Venezuela presenta, además, una de las tasas de homicidios más altas de mundo. Los médicos, ante tal escasez, tienen que improvisar para salvar vidas, como si trabajaran en una zona de guerra. Los hospitales privados tienen las mismas dificultades para conseguir medicamentos y provisiones esenciales.

El personal directivo de la Maternidad Concepción Palacios, la mayor de Venezuela, nos contó que, en el primer trimestre de 2016 murieron 101 recién nacidos, el doble que en el mismo periodo de 2015. En el mismo hospital habían muerto unas 100 parturientas en lo que iba de 2016.

La ausencia de datos estadísticos oficiales sobre muertes en hospitales muestra que el gobierno del presidente Nicolás Maduro está rechazando la ayuda internacional mientras que culpa a sus enemigos de esta terrorífica realidad doméstica. (http://aristeguinoticias.com/2206/mundo/venezuela-en-cuidados-

intensivos-articulo-de-erika-guevara-rosas/)

Las Voces del Hambre, un reportaje hecho por la cadena Telemundo y conducido por el periodista venezolano Fernando Girón, muestra cómo los niños venezolanos se pelean con las aves de rapiña por unos huesos desechados por carnicerías (El Nacional, 28/02/17

 http://www.el-nacional.com/noticias/crisis-humanitaria/las-voces-del-

hambre-reportaje-que-muestra-crisis-venezolana_83027)

“El hambre en Venezuela no es cosa de juegos. La escasez de alimentos básicos ha llegado a límites impensables y los ciudadanos son capaces de caerse a golpes con tal de llevar algo de comida a la mesa

Compradores que hacían cola en el Makro de Valle de la Pascua, en Guárico, entraron por la fuerza al establecimiento luego que les indicaran que había culminado la venta de pasta y harina, pues se había agotado la existencia de ambos productos”

(http://www.maduradas.com/hay-hambre-turba-enfurecida-entro-a-makro

-a-la-fuerza-para-conseguir-comida-video/)

El hambre y la descomposición social no tienen nada de progresista

Como vimos al inicio de la nota, para muchos intelectuales y militantes de izquierda, o “progres”, el hambre y los padecimientos del pueblo venezolano parecieran ser una cosa secundaria, al momento del balance

En oposición a esta postura, sostengo que no hay “construcción del socialismo”, sea del siglo que sea, que pueda llevarse a cabo sobre la base de la miseria y la postración.

Recordemos el punto de partida: “… la primera premisa de toda existencia humana y también, por tanto, de toda historia, es que los hombres se hallen, ‘para hacer historia’, en condiciones de vivir. Ahora bien, para vivir hace falta comer, beber, alojarse bajo un techo, vestirse y algunas cosas más. El primer hecho histórico es, por consiguiente, la producción de los medios indispensables para la satisfacción de las necesidades, es decir, la producción de la vida material misma, y no cabe duda de que es este un hecho histórico, una condición fundamental de toda historia, lo mismo hoy que hace miles de años, necesita cumplirse todos los días y a todas horas, simplemente para asegurar la vida de los hombres” (Marx y Engels, La ideología alemana, p. 28).

Sencillamente, el hambre socava incluso toda potencialidad del cuerpo, y por lo tanto de pensar y obrar críticamente. Dice Spinoza en la Ética: “… todo cuanto aumenta o disminuye, favorece o reprime la potencia de obrar de nuestro cuerpo, a su vez aumenta o disminuye, favorece o reprime, la potencia de pensar de nuestra alma” (proposición 11, L. 3). En Spinoza la potencia es constitutiva del ser mismo. Como observa un comentarista, “ser algo es precisamente tener la potencia de ser ese algo, o más precisamente, de afirmarse como dicha potencia” (Salazar Carrión, El síndrome de Platón ¿Hobbes o Spinoza?, México 1997, p. 193).

Pero no hay afirmación de la potencia -y por lo tanto, no hay potencialidad transformadora- donde los seres humanos están al borde de la inanición, donde su vida se reduce a la amarga lucha diaria por sobrevivir. Más aún, la necesidad de luchar por condiciones elementales de trabajo y de vida bajo el capitalismo tiene que ver con la posibilidad misma de la liberación de los asalariados. En este respecto, en Salario, precio y ganancia, Marx califica el pedido de Owen de acortar la jornada laboral como “el primer paso preparatorio para la emancipación de la clase obrera”. Y plantea que si esta no defendiera sus condiciones de vida “se vería degradada en una masa informe de hombres desgraciados y quebrantados, sin salvación posible” (énfasis agregado).

Además, si al hambre se le suman la ausencia de perspectiva, el descreimiento y la frustración, existe el peligro de desembocar en la impotencia generalizada, en un sálvese quien pueda, del que solo se saldrá a un altísimo costo.

Por otra parte, no es posible que se justifiquen estos increíbles padecimientos en nombre de algún “objetivo socialista” (que ni siquiera es el caso del chavismo). Hace muchos años, la revolucionaria rusa Alejandra Kollontai decía que los métodos de construcción del socialismo de Stalin evidenciaban una falta de verdadera humanidad comunista (ver aquí). Su denuncia conserva plena vigencia. Es imperioso recuperar el ideal del humanismo socialista, que ha sido enterrado por las numerosas capas geológicas de estalinismos de todo tipo, que se siguen agregando hasta el presente. Un sentido humanista no es un detalle, sino parte sustantiva del proyecto de transformación social

En este sentido, quisiera terminar esta nota recordando a Sánchez Vázquez cuando, comentando la posición humanista del joven Marx, escribía: “La reducción de las necesidades y la nivelación de estas a un mínimo general, lejos de desarrollar la sociedad a través de sus expresiones más elevadas (el talento, la cultura, la civilización), implica un retroceso por lo que toca a la dominación de la naturaleza que expresa justamente la cultura (...)

El joven Marx no entiende el comunismo como una renuncia a los bienes materiales y espirituales alcanzados por la humanidad. No se trata de un empobrecimiento o ascetismo mediante la anulación de las necesidades o de abolir la propiedad privada retornando a un estado que está incluso por debajo de ella” (El joven Marx: los manuscritos de 1844, México, UNAM, Itaca, p, 135)

 

De cómo un presidente somete a tratos degradante a personas detenidas y se subroga funciones exclusivas de los jueces

Carmen Alicia Hernández Rodríguez | -Aporrea

Durante una alocución presentada por el presidente constitucional de la República Bolivariana de Venezuela, éste presentó supuestas pruebas que vinculan a la dirigencia opositora venezolana con los recientes actos de violencia contra infraestructuras de organismos oficiales y locales comerciales. Dichas pruebas consistieron en las confesiones (presentadas mediante un video la cadena televisiva) que rindieron dos detenidos (Guido Rodríguez y uno de los hermanos morochos de apellido Sánchez), en las cuales se confiesan culpables de estar supuestamente implicados en los actos de violencia durante las  recientes manifestaciones opositoras, y acusan a dirigentes de partidos opositores de ser sus financistas

Ahora bien, nuestra carta magna consagra en su articulado principios de obligatorio cumplimiento para todos los ciudadanos, instituciones del Estado y funcionarios públicos de cualquier rango en materia de Derechos Humanos y Civiles, seamos culpables o inocentes, por los cuales toda persona privada de libertad por las causas que sean, deberá ser tratada con dignidad. Está prohibido en nuestra constitución atentar contra la integridad de las personas, mediante torturas, humillaciones e irrespeto (Art. 46 CRBV).

En este sentido, la presentación de la supuesta confesión de dos detenidos, mediante un video, durante una alocución televisiva por parte del presidente de la república, en la cual pudimos ver a uno de los detenidos sentado en el suelo, con el torso desnudo, en un cuarto oscuro y con paredes sin pintar, sin la presencia de un Fiscal del Ministerio Publico, Defensor Público de Presos o abogado defensor, constituye un hecho público y notorio de abuso de poder, al someter al escarnio público a dos personas que sólo mediante un debido proceso y respetando el sagrado principio constitucional del derecho a la defensa podrán ser juzgados por sus jueces naturales; tal cual lo contempla el  Art. 49  de la CRBV y no el presidente de la república en una alocución televisiva nacional; subrogándose funciones que solo corresponden a los jueces del poder judicial.

El presidente ya los condenó sin garantías judiciales y administrativas, violando los derechos de esos detenidos al debido proceso y a no ser sometidos a tratos  crueles, inhumanos o degradantes.   

En este contexto, los principios constitucionales en resguardo de la integridad física, psíquica y moral de las personas, sean inocentes o culpables, están establecidas en casi todas las constituciones del mundo. Surgieron como consecuencia de todos aquellos regímenes que privaban de las garantías de defensa a los acusados por cualquier delito y además  se consideraba ajustado a derecho. Es por ello, que desde nuestros espacios de trabajo, exigimos a las autoridades de mayores responsabilidades en este país a someterse a los principios consagrados en nuestra constitución en materia de Derechos Humanos y Civiles  y no ponerse al margen del ordenamiento jurídico vigente utilizando la máxima de los estados forajidos: “Ojo por ojo y diente por diente”

Debemos tener presente que los gobiernos modelan conductas a los ciudadanos y lo que presenciamos anoche por televisión está muy  lejos de ser una conducta digna y ejemplar de un mandatario nacional en un estado democrático y con supuestas intenciones de construir el socialismo

Finalmente, la bochornosa actuación del presidente Maduro en la alocución de anoche (16/04/2017)  simboliza una violación e involución en materia de Derechos Humanos. Introduce prácticas realizadas  en épocas pasadas por regímenes  fascistas que plagaron de horror a la América Latina,  utilizando la justicia militar como instrumento de represión de los pueblos

Debemos ser vigilantes en el fiel cumplimiento de los Derechos Humanos por parte de los entes y funcionarios del poder público, los cuales deben ser respetados seamos personas culpables o inocentes; con posiciones ideológicas de izquierda o de derecha; opositores u oficialistas; blancos, negros o indígenas; católicos o ateos; nacionales o extranjeros; heterosexuales o sexo diversos; jóvenes o adultos mayores; pobres o ricos. Todos somos seres humanos y tenemos derechos civiles que deben ser respetados por cualquier gobierno de este planeta y sobre todo del nuestro con una de las constituciones más avanzadas del mundo la cual recoge un legado histórico de lucha por los principios democráticos

Maracaibo, abril de 2017

- postaporteñ@ 1756 - 2017-04-17 19:56:15
postaporteñ@_______________________________

DÁNDOLE RAZONES A QUIENES NO LAS ENCUENTRAN

Sobre el desalojo y la represión a La Solidaria

¿Y qué esperaban? ¿Que se comenzara una huelga de hambre? Que se encadenaran en el ministerio de vivienda? ¿Que se presentaran en los fondos concursables para que el estado financie un centro social? ¿Que realicen denuncias, que no llegan a nada, en un organismo estatal de derechos humanos? ¿Qué confiaran en que el estado les iba a dejar salir pacíficamente del lugar para después reventarlos a palos, como paso en el CODICEN? 

Ahora todos se horrorizan, “Que tendrá que ver el partido comunista, ABITAB, las empresas constructoras o los milicos retirados?”, se pregunta el ciudadano responsable y demócrata... Cambia de canal y empieza otro programa de esos que premian la ignorancia e insultan la inteligencia.

 Pero en la calle siguen pasando cosas. La pasta base sigue consumiendo cabezas, hay gente que duerme en la calle, los ves mangueando una moneda, rescatándose juntando envases, cuidando coches o saliendo a ganar cuando pinta.

 Miles de personas viven amontonadas en cantes rodeadas de violencia, sin laburo, sin remedios, compartiendo una canilla entre varias familias, soportando veranos sofocantes e inviernos fríos como el corazón de un banquero, cayendo en el narcotráfico, la prostitución o el robo para zafar de la miseria, sin la capacidad de entender porque las cosas son como son y con una bronca acumulada, sumada a la de miles de presos hacinados, que espera el momento oportuno de explotar como una bomba de tiempo (cuidado! dijimos la palabra prohibida, no vaya a ser cosa de que ahora seamos terroristas).

La clase laburante sigue cansada de vender su tiempo, fuerza, creatividad, ganas de vivir a un ortiva que les da órdenes y los maneja como quiere a cambio de un salario mísero que apenas alcanza para pagar el alquiler, las facturas, la comida, los gastos de los gurises y algún que otro gustito como un paseo en el shopping, la entrada para ir a ver el partido, unos tragos y porros el fin de semana, alguna ropa nueva o un electrodoméstico horrible que te facilita una vida rutinaria y repetitiva. Les repiten constantemente “trabajá, viví con lo que hay, consumí y morí, cansate y aburrite de la rutina alienante y ni se te ocurra romper con la normalidad y salir a buscar la belleza de una vida más placentera",  es esto o terminar como la gente de la calle o de los cantegriles.

Los centros educativos funcionan como centros de disciplinamiento, con docentes y espacios físicos en condiciones precarias, el deprimente de la salud pública se mantiene con una sobredemanda de pacientes, producto de una sociedad enferma, escaso personal, escasos medicamentos y con una atención menos que elemental.

La policía sigue disparando y matando gurises en los barrios como sucedió con Nelson Tourrelles, Álvaro Nicolás Sosa, Sergio Lemos y Nicolás Cuña, mientras se sigue encubriendo a los milicos que secuestraron, torturaron, violaron, mataron y desaparecieron.

Se echa al pobrerío del centro de Montevideo, se corre a vendedores ambulantes y artesanos, se interna forzosamente a la gente que vive en la calle, aumenta el costo de vida en las zonas céntrica y se construyen departamentos caros, bancos, restaurantes, concesionarias, shopping, McDonald y tiendas de moda sobre los viejos barrios obreros.

Y como siempre son las mujeres las que se llevan la peor parte, son las que menos posibilidades tienen de salir adelante en medio de la pobreza con varios hijos que criar y maridos golpeadores que soportar, las que menos tiempo tienen para poder estudiar, las que “deben mantener la casa mientras el hombre sale a trabajar”, las soportan la violencia sexista en la calle, y en el caso que salgan a trabajar, las que son explotadas en condiciones más precarias y con los peores salarios.

Hay algunos pocos que ni se tocan, que no se enteran de nada, tienen sus autos nuevos, una casa cómoda, buena comida, colegios caros, hospitales privados, vacaciones y viajes por el mundo gracias a la plata que ganan sus familias mediante la explotación del gil trabajador y la marginación de miles de familias

Mientras todo se pudre silenciosamente los mismos de siempre la siguen levantando en pala, los latifundistas del negocio ganadero y agroindustrial, los empresarios industriales y los dedicados a las importaciones y exportaciones, la alta burocracia estatal y empresarial, los banqueros, las multinacionales, todos juntos siguen dándole a la maquinita hasta que explote y desborde mierda que ya no se pueda disimular como sucedió en los casos de los Peiranos, Pluna, FRIPUR o ANCAP. Aun así van a contar con el apoyo del gobierno de turno que financio su última campaña electoral con plata de estos empresarios.

Un cascotazo en un vidrio comparado con toda esta violencia estructural parece una simple travesura.

¿Pero qué pasa si hay gente que no piensa fumarse mas esta situación?¿Que decide plantarse y no mirar para el costado?

Enseguida aparece algún burócrata sindicalista o pichón de gobernante diciendo que “tengas paciencia compañero, las condiciones objetivas no son favorables para la lucha frontal contra el capitalismo”, entonces te piden que vuelvas a trabajar y que te quedes tranquilo que ellos ya se van a encargar de negociar mejoras con la patronal.

Mucha de esa gente es miembro de Partido Comunista, la caja de resonancia social de las políticas del gobierno, son los mismos que se acomodaron dentro del ministerio de trabajo, como Juan Castillo, decretando la esencialidad en la educación, criminalizando la lucha estudiantil y docente, que no dudaron en ponerse del lado de los empresarios al apoyar Megaproyectos como la megaminería y la regasificadora y las leyes neoliberales que promueven la inversión. Si observamos el rol que ha asumido esta fuerza política en los últimos años, debilitando a los movimientos sociales desde adentro, si vemos la función policíaca y patotera de la seguridad del PC-PIT-CNT en las marchas de los mártires estudiantiles y el primero de mayo oficial, sabremos cual ha sido y será la función que desempeña la burocracia de izquierda en la historia de las grandes luchas sociales: colaborar con los de arriba para aplastarlas.

También está la limosna oficial del Estado, que brinda algún plan de asistencia social a través del MIDES para que te quedes en el molde y no molestes buscando una salida autogestionada a tus problemas.

Pero si todo esto falla siempre están prontas las botas, los palos y las balas de goma, la Guardia Republicana, las cámaras, el espionaje fichando militantes, los megaoperativos y decretos de esencialidad o antipiquetes para que la bronca no se contagie. Pero la bronca estalla

 Hay momentos en que la gente dice ¡basta!. Es un grito desesperado de dignidad rebelde, una declaración firme contra los abusos del poder, contra el avance de la explotación, el despojo y la represión. Como vecinos de la costa últimamente somos testigos de situaciones extremas que llevan a la gente a escrachar públicamente a jueces, alcaldes y policías que intentan desalojar ocupantes, a atacar y desarmar achicaderos de rastrillos y bocas de pasta base o a cortar la ruta con gomas por la muerte de gurises atropellados por no tener un puente de mierda para cruzar la ruta Interbalnearia.

La prensa apunta y la policía dispara. Inventan noticias para crear pánico, crean organizaciones ficticias que conspiran contra el sistema en lugares públicos (?!), la ultraizquierda organizada por la comandante Irma Leites y las milicias anarquistas de Plenaria Memoria y Justicia vinculadas con el terrorismo islámico que atacan a la gente que va pasando por ahí, Lluvia de bolazos, mienten a cara de perro incansablemente hasta que el cuento se termina creyendo, mientras el Ministerio del Interior y el Departamento de Operaciones Especiales mueven los hilos de una guerra psicológica por detrás.

Todo por el billete, todo para que nos enviciemos con la tarjeta y nos compremos el paraíso consumista pagando por el auto, el plasma, la moto y el celular en cómodas cuotas, todo para que contemos con la plata de préstamos bancarios hasta que ya no podamos pagar, quedando endeudados de por vida, rodeados de porquerías que ya no nos hacen felices.

El aburguesamiento de las ciudades es un proceso en curso que necesita que proyectos como La Solidaria se borren

La Solidaria fue un centro social autónomo ocupado en pleno centro de Montevideo, en el cual funcionaba una biblioteca, un café para financiar el espacio, un grupo de defensa personal, un espacio de cine, un grupo de teatro, talleres artísticos, ferias del libro autogestionadas, un taller de serigrafía y se le brindo un lugar para las reuniones de coordinadoras contra Monsanto, por el cierre del zoológico de Villa Dolores, contra la represión y por el apoyo a presos políticos. Por todo esto sus miembros fueron investigados por los servicios de inteligencia y recibieron el acoso constante y las agresiones de la policía y de grupos fascistas.

Al día de hoy muchos de sus integrantes y personas vinculadas a ellos sufren la represión preparada para aquellos que no se resignan a esperar soluciones mágicas del Estado. La Casa de la Filosofía, otro espacio autónomo dedicado al pensamiento crítico, también ha sido investigada mediante un allanamiento en el que se robaron diversas herramientas de estudio de sus integrantes como computadoras, cámaras de foto y celulares. 

No creemos ser los más indicados para dar consejos o indicar que es lo que hay que hacer en momentos como estos. Lo que si creemos y estamos seguros es que no debemos abandonar nunca el camino de la dignidad.

Amar la vida, defenderla rabiosamente, no permitir que la pisoteen con las botas de su prepotencia. Amar la libertad, defenderla siempre, aunque a veces nos de miedo. No traicionar, no señalar, no buchonear, no alcahuetear nunca

Hacemos un llamado para que la solidaridad se sienta y se demuestre de todas las formas posibles. 

Fuerza gente, porque aun hoy seguimos creyendo que llevamos un mundo nuevo en nuestros corazones.

Espacio Autónomo Cúlmine

Abril de 2017

 Costa de Oro, Canelones

------------------------

 CONCENTRACIÓN EN APOYO A LOS 7 COMPAS

INDAGADOS POR EL DESALOJO DE LA SOLIDARIA

Jueves 20 /4 14 hs  Juan Carlos Gómez y Reconquista

- postaporteñ@ 1756 - 2017-04-17 19:44:29
postaporteñ@_______________________________

Uruguay: 45 años del asesinato de los ocho comunistas de la 20

 Este lunes se conmemora un nuevo aniversario, el 45º, del asesinato de los ocho militantes en el Seccional 20 del Partido Comunista

MONTEVIDEO (UyPress) — 17/4/17

"En la madrugada del domingo 16 se suceden casi simultáneamente, entre las 4.00 y las 4.30, once atentados con explosivos y ametrallamientos. Fueron atacadas las fincas de los Dres. Juan José Crottogini, Carlos Quijano, Carlos Martínez Moreno y otras personalidades políticas y culturales, además de una iglesia y el local del Seccional 18 y 24 del PCU", señalaba una crónica del diario El Popular de la época.

A la madrugada siguiente, un operativo militar acabó con la vida de Luis Alberto Mendiola, Raúl Gancio, Elman Fernández, Justo Sena, Ricardo González, José Abreu, Rubén López y Héctor Cervelli, los ocho comunistas de la 20.

El ataque al local comunista fue interpretado por muchos como un intento del gobierno de provocar una respuesta armada por parte de los comunistas, lo que hubiera justificado un baño de sangre sin precedentes y el aislamiento de la organización de las luchas que llevaba adelante en el movimiento de masas y el Frente Amplio.

"Primero fue una sensación de aturdimiento. Como si nos costara un siglo comprender lo ocurrido. En una operación que comenzó en la madrugada del 14 de abril los tupamaros ametrallaron a dos policías, un oficial naval y un ex subsecretario del Ministerio del Interior. Cuando logramos sobreponernos del shock inicial supimos que varios legisladores recibieron actas con las declaraciones de Bardesio, su foto y un casete grabado con su voz. Ahí acusaba a los ajusticiados de haber creado al Escuadrón de la Muerte. Ese mismo día las Fuerzas Conjuntas localizaron diversos locales clandestinos del MLN, los allanaron a sangre y fuego, y ultimaron a ocho guerrilleros." (Del libro José D'Elía: Memorias de la esperanza Tomo II pag. 87, 88, de Jorge Chagas y Gustavo Trullen).

El ataque a la seccional 20, fue precedido del asalto por parte de efectivos policiales y militares sin uniformes, identificados por brazaletes amarillos al local del Comité Central del PCU, en la calle Sierra 1720, donde se desarrollaba una actividad de los estudiantes universitarios comunistas, con 500 personas.

Los agresores entraron armados y disparando, tiraron al piso a los centenares de personas, la cantidad de gente que encontraron fue notoriamente una sorpresa. Mientras revisaban el amplio local, llegaron el presidente de la Cámara de Diputados Héctor Gutiérrez Ruíz del Partido Nacional y el diputado comunista Jaime Pérez, que tuvieron una dura conversación con los atacantes.

Los agresores ya habían seleccionado a una veintena de personas y las habían apartado del conjunto. Todos los consultados en ese momento coinciden que ese grupo estaba destinado a ser fusilado, como posteriormente sucedió en el Seccional 20.

Rodney Arismendi, secretario general del PCU y diputado por el Frente Amplio, dijo en la Asamblea General: "Han caído ocho obreros sin armas, siendo asesinados con tiros en la nuca, ejecutados, y, más todavía: algunos murieron desangrándose en la calle, donde los dejaron estar largo rato sin llevarlos al hospital y sin auxiliarlos, a pesar de que tenían las ambulancias a disposición".

Este lunes 17 de abril se cumplen 45 años del salvaje asesinato

--------------------------------------

 

El viernes pasado, durante el Día de los Caídos en Defensa de las Instituciones, el general retirado Raúl Mermot dijo que (varios de) los procesamientos de militares acusados de violaciones a los derechos humanos en la última dictadura están motivados por un sentimiento de “venganza”

Mermot cuestionó que la Justicia impute a ex militares en base a un solo testimonio y en particular se mostró molesto por el procesamiento con prisión de Rodolfo Gregorio Álvarez Nieto, sobrino del exdictador Gregorio Álvarez, quien fue acusado de participar en una sesión de torturas al dirigente del Sunca, Gerardo Riet Bustamante.

Según Mermot, Álvarez Nieto está preso “infamemente” porque “solamente le cupo la actuación de juez sumariante de un interrogatorio que no hizo él”

El general retirado reconoció que durante la dictadura hubo “excesos” con detenidos, pero dijo que él jamás participó en una sesión de torturas ni las presenció.

“Hubieron excesos, sin duda. Pero me consta en lo personal de jamás haber estado en una sesión de tortura a nadie. No confundir tortura con apremio físico. Se puede dejar a una persona detenida un tiempo prudencial hasta que se canse y pueda hablar, pero eso es apremio físico. Torturas no hay” señaló Mermot.


 

El teniente general (r) Raúl Mermot dijo que en dictadura

hubo “apremio físico” y no “tortura”

la diaria 17/4/17

“No confundir tortura con apremio físico. Se puede dejar a una persona detenida un tiempo prudencial hasta que se canse y pueda hablar, pero eso es apremio físico”, dijo el viernes el presidente del Círculo Militar, teniente general (r) Raúl Mermot (quien fuera comandante en Jefe de 1996 a 1998), en el marco del tradicional acto en homenaje a “los caídos en defensa de las instituciones democráticas”. Mermot realizó declaraciones en una rueda de prensa, luego de finalizado el acto. Entre otras cosas, sobre las torturas infligidas por militares durante la dictadura, dijo: “Evidentemente que hubo excesos, pero me consta en lo personal de jamás haber estado en una sesión de tortura a nadie”, y subrayó que no vio torturas ni las cometió.

Además, se refirió al procesamiento del militar retirado Rodolfo Gregorio Álvarez Nieto, por “coautoría del delito de Torturas”: “Recordamos al personal nuestro que está detenido injustamente, muchos ya fallecidos en prisión. Ahora, en estos días, acaban de reflotar algo y procesaron con prisión a Rodolfo Álvarez, que es sobrino del ex comandante en Jefe Gregorio Álvarez, pero además es hijo de su hermano Artigas, a quien los tupamaros mataron cobardemente en la puerta de su casa frente a su pequeña hija, en el 72”.

El militar retirado expresó que recuerda esos hechos “tratando de que alguien lo escuche”, porque es “muy sintomático” que se procese con prisión a un hombre al “que le cupo sólo la actuación de juez sumariamente durante un interrogatorio”, y señaló que la jueza lo procesó por complicidad “infamemente”. “Tendrá que verse la forma de que esto no siga siendo así. Un hombre que hace un acta para hacer constar lo que dice un detenido no puede ser cómplice, coautor ni nada”, expresó Mermot, y aseguró que tiene varios antecedentes de “compañeros” procesados “por un solo testimonio” que al final tuvieron que ser liberados “porque era falso”. Además, dijo, como ejemplo, que no se puede creer que un juez procese “a un coronel de 80 años porque uno lo vio o dijo haberlo visto en tal lugar”.

Mermot consideró que en esos procesamientos hay “algo de venganza por los años que pasaron por el quiebre institucional”: “No olvidemos quién tiró el primer disparo, quién incitó las acciones en un gobierno democrático: los tupamaros, muchos de los cuales están dirigiendo al país”, señaló

Por otro lado, a propósito de las declaraciones del militar, Gastón Grisoni, presidente de la Asociación de ex presos políticos del Uruguay (CRYSOL), dijo a la diaria que está claro que en Uruguay la tortura fue la metodología “deliberadamente seleccionada” por las Fuerzas Armadas para mantenerse en el gobierno: “Él [Mermot] niega lo que en su momento reconoció el general [Hugo] Medina, que se enorgullecía de declarar que las Fuerzas Armadas habían torturado solamente lo indispensable”.

Grisoni señaló que en Uruguay hubo más de 7.000 condenados en dictadura, a los que no se podía llamar “procesados”, porque eso daría lugar a pensar que hubo un procedimiento jurídico, que no existió. “Fueron condenados por tribunales militares”, afirmó.

En cuanto a “dejar a una persona detenida un tiempo prudencial”, el presidente de CRYSOL subrayó que, por ley, una persona tiene que ser procesada dentro de las primeras 48 horas luego de su detención, y, según una investigación del Servicio Paz y Justicia de 1989, “las personas que fueron sometidas a la justicia militar demoraron 100 días, en promedio, en ser sometidas ante un juez sumariante”.

“Eso es lo significativo del procesamiento del coronel Rodolfo Álvarez, porque lo condenaron no solamente por torturas, sino también por complicidad en torturas, por ser juez sumariante; es decir, parte de la justicia militar, que no es justicia, porque es una fuerza auxiliar del Ejército en operaciones, o sea que de imparcial no tiene absolutamente nada”, concluyó Grisoni, quien agregó que le parece “asombroso” que se precisen más de 30 años de democracia para que un oficial del Ejército sea procesado por torturas.

Además, Grisoni señaló que el sábado se cumplieron 45 años de que el Parlamento estableciera el “estado de guerra interno”, eliminando así “la separación de poderes” y “transfiriendo al Ejército las potestades propias del Poder Judicial, que simplemente pasó a ser un órgano decorativo de una institucionalidad que ya tambaleaba”. Para el militante, la fecha no se suele recordar cómo se debería porque significa “asumir públicamente la participación que tuvieron en darle alimento a las Fuerzas Armadas para que actuaran fuera de la ley”: “Fue un acto soberano del Parlamento presionado por el Poder Ejecutivo liderado por [Juan María] Bordaberry, y salió con los votos del Partido Nacional y del Partido Colorado; el único que hizo autocrítica y pidió disculpas fue Wilson Ferreira Aldunate”, concluyó

 

Casi Solo Frente A Los Militares, Astori Corre A Mujica Por Izquierda

Leonardo Pereyra - Observador Abril 17, 2017

El Ministro de Economía quiere apurar la reforma de la caja

pero en el FA apenas lo escuchan

Danilo Astori, el economista liberal del que desconfían los sectores más radicales del Frente Amplio, el "tecnócrata" al que muchos de sus compañeros le achacan una sospechosa sensibilidad con el sistema bancario, el más moderado de los moderados de la coalición gobernante. Ese mismo Astori, está corriendo por izquierda al MPP mujiquista y a otros sectores del FA que se oponen, con diferentes argumentos, a la propuesta del ministro para terminar con el privilegio de las jubilaciones militares que le cuestan US$ 450 millones de dólares por año al Estado.

El freno a esta sangría de recursos es impulsado mayormente por el Movimiento de Participación Popular (MPP), un sector en el que la antigua convivencia cuartelera entre verdugos y verdugueados parece haber cultivado una ambigua relación amistosa y de confianza mutua.

Resulta extraño escuchar al moderado Astori tratando de explicarle a sus compañeros más radicales que las prerrogativas aprobadas para los jubilados durante la dictadura son injustas. Y que la plata que se llevan los uniformados podría ser repartida en salud y en educación.

El régimen jubilatorio vigente desde 1974 –pensado para amparar a los combatientes contra la por entonces ya extinguida guerrilla tupamara- permite a los uniformados pasar a retiro con 20 años de servicio y menos de 50 años de edad.

Además, cada año de trabajo en el exterior de los uniformados se les computa doble, cobran como jubilación el 100% de su sueldo, reciben aguinaldo y, cuando mueren, buena parte del cobro de sus haberes es heredado por su familia. También pueden jubilarse con un grado mayor al que ostentan en el momento de su retiro.

Pero pasaron 13 años de gobierno frenteamplista y nadie se animó a meterle mano a la caja militar. Ahora, el moderado Astori, el ministro al que la "izquierda-izquierda" le ha cobrado cada gesto conservador, se puso a la cabeza de esa pelea.Pero pasaron 13 años de gobierno frenteamplista y nadie se animó a meterle mano a la caja militar. Ahora, el moderado Astori, el ministro al que la "izquierda-izquierda" le ha cobrado cada gesto conservador, se puso a la cabeza de esa pelea.

Los de mayor rango, incluso aquellos presos por graves violaciones a los derechos humanos, se llevan más de $100 mil pesos cada mes. Con tantos beneficios, la caja es deficitaria y, por tanto, cada año los civiles tienen que compensarla con US$ 450 millones de dólares.

Los antecedentes ideológicos de las partes en pugna hacían presuponer que el Frente Amplio reaccionaría rápidamente ante los privilegios de un grupo de poder que se cebó con la izquierda en la violenta década de los 70.

Resulta extraño escuchar al moderado Astori tratando de explicarle a sus compañeros más radicales que las prerrogativas aprobadas para los jubilados durante la dictadura son injustas. Y que la plata que se llevan los uniformados podría ser repartida en salud y en educación.Resulta extraño escuchar al moderado Astori tratando de explicarle a sus compañeros más radicales que las prerrogativas aprobadas para los jubilados durante la dictadura son injustas. Y que la plata que se llevan los uniformados podría ser repartida en salud y en educación.

Pero pasaron 13 años de gobierno frenteamplista y nadie se animó a meterle mano a la caja militar. Ahora, el moderado Astori, el ministro al que la "izquierda-izquierda" le ha cobrado cada gesto conservador, se puso a la cabeza de esa pelea.

Los que, cada vez que pueden, proclaman que lo político está por encima de los jurídico dicen que la reforma puede tener visos de inconstitucionalidad. Aquellos a los que le costó muy poco aprobar un aumento del IRPF para los trabajadores que ganan $35 mil pesos, dicen que está mal meterse con los derechos jubilatorios que se están generando dentro de los cuarteles.

Se estima en unos 23 mil los uniformados que revisten en las Fuerzas Armadas. Los que perciben jubilaciones rondan los 49 mil. Las cifras, además de exhibir el motivo del déficit, revelan que la familiar militar es un botín electoral nada desdeñable.

Cuando la "izquierda-izquierda" se le venga arriba para exigirle impuestos al patrimonio, a las herencias o a las inversiones, Astori les podrá señalar el cofre de recursos que, por motivos que suenan a excusa, no se están animando a abrir

 

CIUDAD EN CRISIS LABORAL

Juan Lacaze no ve nuevas opciones

Los trabajadores de FANAPEL firman mañana las liquidaciones y cobrarán los despidos

JUAN PABLO CORREA El País abr. 2017

Los alrededor de 300 trabajadores de la cerrada FANAPEL firmarán el próximo martes sus liquidaciones y el 22 de mayo comenzará a correr el cronograma para el cobro de las cuotas de sus despidos que terminará el 22 de agosto. El grupo argentino propietario de FANAPEL ya retiró miles de kilos de papel que habían quedado adentro de la fábrica y se llevará la maquinaria una vez que termine el pago de los despidos. Las máquinas son mantenidas con personal jerárquico. Los trabajadores dicen que nada hace pensar que FANAPEL no vaya a cumplir sus obligaciones con los ex obreros. Los trabajadores percibirán en promedio US$10.000 cada uno.

Luego de esa fecha, y más allá de que el gobierno anunció distintas iniciativas para Juan Lacaze, todo es incertidumbre ya que no aparecen opciones laborales para la deprimida localidad coloniense, que es un bastión electoral del Frente Amplio y que tenía en 2011, cuando se hizo el último censo, 12.816 habitantes.

Marcelo Olaverry, quien presidió el sindicato de la emblemática papelera fundada en 1898, lo resume así: "medidas de laburo inmediatas poco y nada". "Vos mirás para adelante y viene complicada la mano", dice.

El próximo 26 de abril comenzarán en Juan Lacaze los cursos de capacitación del Instituto Nacional de Empleo y Formación Profesional (Inefop). Olaverry y otras treinta personas ya realizaron cursos en instituciones privadas. Además, él, al igual que otros 60 lacazinos, se anotaron para hacer trabajos mecánicos durante el par de semanas de mayo durante las cuales se realizará el mantenimiento de la planta de celulosa Montes del Plata, en Conchillas, a unos 110 kilómetros de Juan Lacaze. Luego volverán a percibir el seguro especial por un año que el Poder Ejecutivo dispuso para los trabajadores de FANAPEL.

"Se nota en el consumo que la gente se retrajo mucho. Es un efecto contagioso. En invierno siempre hay más gastos. Algunos se han ido a vivir con los padres para no pagar alquiler", contó Olaverry.

El también ex trabajador papelero Alberto Grimoldi contó que algunos ex trabajadores de FANAPEL se fueron a Maldonado y Montevideo y varios consiguieron trabajos en el frigorífico Tarariras aunque con sueldos más bajos que los que percibían en la papelera. "Hay mucha gente tirando currículum", dijo.

Ya se realizaron dos reuniones en Montevideo de la comisión que busca soluciones para Juan Lacaze y próximamente se hará otra en la ciudad pero Grimoldi reconoce que todo lo que se planifica "es de largo aliento".

Un proyecto que el gobierno planea impulsar con una inversión de US$2 millones es la extensión y repavimentación del muelle del puerto de Juan Lacaze para que pueda recibir un ferry con unos 70 camiones que llegaría desde Argentina como hace años hizo la embarcación "Platense". Un grupo inversor busca financiamiento del Banco República para construir la embarcación en China. Juan Domínguez, vicepresidente de la Administración Nacional de Puertos, dijo a El País que el proyecto no será de rápida concreción porque debe licitarse. A menos que aparezca la posibilidad de que Juan Lacaze capte alguna carga granelera funcionaría con los 5 metros de calado que tiene en la actualidad, señaló. La posibilidad de captar más cargas no parece demasiado viable en la medida en que está cerca Nueva Palmira, puerto granelero por excelencia.

Un puerto casi paralizado

Las obras del puerto de Juan Lacaze ya están presupuestadas por la ANP. El puerto no tiene casi actividad y solamente recibe al buque "Ancap IX" que transporta combustible. Su muelle tiene 100 metros y es considerado corto. En 2008 el puerto movilizó 340.000 toneladas y en 2016 solamente 150.0000. Para captar cargas más importantes necesitaría ser dragado.

La textil continúa como puede

La principal fuente de trabajo que le queda a Juan Lacaze es Granja Pocha que fabrica el dulce de leche Colonial y que emplea a unas 100 personas

Con intermitencia, sigue funcionando la cooperativa textil Puerto Sauce, que es la sucesora de Agolan, cerrada en 2013. La cooperativa recibió recursos del Fondo de Desarrollo (FONDES) y están vinculadas a ella 114 personas. Johnny Solahegui, directivo de la cooperativa, reconoció a El País que "tenemos problemas financieros enormes para cubrir los costos nuestros". Los trabajadores de la cooperativa estarán este mes y el próximo en el seguro de desempleo porque es la temporada baja pero en junio volverían a producir

"Para prender la luz ya tenemos $34.000 de gastos diarios, $700.000 por mes. Por eso queremos cambiar de franja tarifaria", señaló. Según Solahegui, hay demanda por los productos de lana y cáñamo de la cooperativa en particular en Brasil. " Pero los productos demoran tres o cuatro meses en fabricarse y dos para cobrarse y tenemos pagos fijos por mes Los precios subieron porque Brasil está mejor. Puede haber márgenes buenos ", asegura

uruposta - postaporteñ@ 1756 - 2017-04-17 19:35:20
postaporteñ@_______________________________

POSTALINAS

ARG | El decano y el vicedecano de la Facultad Humanidades y Ciencias Sociales repudian la represión

Estimados  miembros de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de Jujuy  (docentes, no docentes, graduados y estudiantes)

Primero se llevaron a los comunistas, pero a mí no me importó porque yo no lo era; enseguida se llevaron a unos obreros, pero a mí no me importó porque yo tampoco lo era, después detuvieron a los sindicalistas, pero a mí no me importó porque yo no soy sindicalista; luego apresaron a unos curas, pero como yo no soy religioso, tampoco me importó; ahora me llevan a mí, pero ya es demasiado tarde. Bertolt Brecht, poeta y dramaturgo alemán (1898-1956)

Frente a los hechos conocidos,  acontecidos en la Facultad de Ciencias Agrarias de nuestra Universidad, consideramos oportuno compartir algunas reflexiones, luego de que los principales actores expresaran públicamente sus puntos de vista.

Como autoridades hemos expresado, conjuntamente con los otros Decanos y el Rector e l repudio institucional y la exigencia de esclarecimiento y justicia frente al atropello policial. Sin embargo, creemos que es necesario avanzar en la interpretación de los hechos para  evitar una lectura ingenua  y poder asumir un compromiso fundado sobre lo que nos está sucediendo.

El primer paso, es ponerle el nombre, que efectivamente tienen, a los acontecimientos, y sin eufemismos: el hecho grave no es sólo que se haya producido un allanamiento de la Universidad burlando la Ley de Educación Superior, sino que las fuerzas policiales, sabiendo lo que hacían, concretaron un secuestro seguido de tortura que felizmente no terminó en muerte o desaparición de personas, aunque por los relatos –el no reconocimiento por parte de autoridades  policiales de la existencia de un segundo detenido-, pareciera que cuanto menos existió la tentación.

Esto nos retrotrae a la triste constatación de la existencia de un modus operandi protocolizado cercano al terrorismo de Estado, corroborado por la conferencia de prensa ofrecida por las autoridades policiales, con el consentimiento –es dable suponer- de por lo menos los responsables del área de seguridad del Gobierno de la Provincia. De no ser así, denotaría un descontrol que nos remite a la imagen aún más grave de la existencia de grupos de tarea con autonomía relativa.

Esta heurística es interpretable desde un contexto internacional, nacional y local que señalan un avance de formas autoritarias sobre los derechos ciudadanos, encubiertas  detrás de un discurso acerca de la seguridad pública y la necesidad de combatir a la delincuencia, cuando los datos indican que es el zorro quien está custodiando al gallinero.

A nivel internacional, es claro el avance explícito del racismo y la xenofobia producto del fenómeno de las migraciones  masivas como consecuencia de las hambrunas y las guerras genocidas.

A nivel nacional, los intentos de criminalización de la protesta, la juventud y los pueblos originarios, la estigmatización de la pobreza,  conducen hacia la militarización de la represión y a la imposición de políticas de control que se encuentran en el límite de la supresión de los derechos civiles, y que son un síntoma de la impericia del gobierno actual para desactivar  los conflictos realmente existente por la vía del diálogo. Curiosamente, esta situación se asocia a un ataque a la educación pública, laica y gratuita, desmedido y sin fundamentos, que cuestiona una de las características casi idiosincráticas construidas como política de Estado por la sociedad nacional durante más de un siglo. Esta denostacion de la educación pública se encubre detrás de un discurso sobre la necesidad de mejoramiento de la calidad educativa, pero sin enunciar cual es el “sacrificio” al que está dispuesto a realizar el gobierno  para lograr esta meta.

A nivel local, el incremento de la pobreza  pretende paliarse con mayor control policial, sin que se vislumbren proyectos estratégicos para el desarrollo integral de la provincia y el mejoramiento de la calidad de vida de sus habitantes.

En este marco, entendemos que lo sucedido  en la Facultad de Ciencias Agrarias no es azaroso ni un exceso de algún funcionario policial descarriado, sino que esta estructuralmente relacionado a una forma de concebir la realidad, las relaciones sociales y la resolución de los conflictos, que supone que los problemas generados por la desigualdad y la injusticia, no se curan con más “democracia”, como eligiera el pueblo argentino en 1983, sino con represión, intolerancia y arbitrariedad. Un camino que conduce necesariamente a la degradación del ser humano a través del terror.

Por ese motivo, los invitamos a participar masivamente a la Sesión extraordinaria del Consejo Superior que se realizará el martes 18 de abril.

Debate sobre inundaciones, sequías e incendios.

Maristella Svampa( Socióloga, investigadora del Conicet) y  Enrique Viale (Presidente de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas

¿Por qué la política socio-ambiental ha sido y es subestimada sistemáticamente por todos los gobiernos? ¿Es que los gobernantes de turno, más allá del color ideológico, no toman en cuenta las nefastas consecuencias que tiene la ausencia de una auténtica política socio-ambiental, incluso en su relación con los costos económicos? ¿Creerán que es una mera cuestión de cosmética, de sólo un par de slogans efectistas tras un discurso de marketing?

Se impone que la Argentina ponga en su verdadero lugar la problemática ecológica. Que ésta no sea pensada como “un aspecto” o “una dimensión más”, sino a partir de una perspectiva integral. Ni siquiera se trata de cambiar de Ministro de Ambiente y de reemplazarlo por uno más idóneo. En realidad, deben debatirse las consecuencias, ya inocultables, del modelo productivo/extractivista consolidado en nuestro país 

Cualquier política ambiental que quiera llevarse a cabo sin debatir las múltiples implicancias del modelo de desarrollo hoy vigentes, será un parche, un recorte parcial, incluso un “ambientalismo superficial” (como dice la Encíclica Laudato Si), más que a una propuesta de discusión integral sobre sus consecuencias socio-ambientales, socio-sanitarias, económicas, culturales y políticas.

Las causas de la emergencia socio-ambiental que hoy golpean a la Argentina son de carácter complejo y pluridimensional, pero está lejos de aparecer como una “tragedia inevitable”. Existen dos factores mayores, íntimamente ligados, que explican la magnitud de estos eventos: uno es de carácter global, el Cambio climático, que profundiza y multiplica los fenómenos climáticos extremos; otra es de carácter nacional, vinculada a la expansión de un modelo de (mal) desarrollo, incompatible con los ciclos de la Naturaleza.

El cambio climático no es una excusa y mucho menos una abstracción. En realidad, es lo menos “natural” que existe, pues es de origen antrópico y nos recuerda que en la era del Antropoceno, el ser humano se ha convertido en una fuerza geológica de alcance global. Dicho carácter global no diluye ni tampoco atenúa la responsabilidad de los funcionarios y políticos, sino todo lo contrario, la acentúa y la pone en valor, a la hora de tomar decisiones acerca de las políticas públicas territoriales o de gestar programas de control y prevención ante los impactos que éstas políticas han generado.

Dicho de otro modo: los incendios, inundaciones, sequías y demás eventos extremos no son parte de una “profecía apocalíptica”, sino de un fenómeno extendido en el planeta, que las políticas de gobierno potencian a través de medidas en favor del agronegocio, la megaminería, la fractura hidráulica (fracking) y los mega emprendimientos inmobiliarios, entre otros. Más allá de sus diferencias internas, dichos modelos presentan una lógica común; gran escala, ocupación intensiva del territorio, amplificación de impactos ambientales y socio-sanitarios, preeminencia de grandes actores corporativos y democracia de baja intensidad. Ahora bien, ¿qué país puede estar preparado para el Cambio Climático, o generar verdaderas estrategias de adaptación, si cuenta con políticas públicas que promueven ciegamente la deforestación, la destrucción de humedales, el incremento de la producción de combustibles fósiles, entre otros?

El corazón del modelo sojero totalmente inundado no es sólo consecuencia de altas precipitaciones, sino de un suelo que ya no absorbe los excesos hídricos, producto de un capitalismo agrario que necesita arrasar con bosques nativos y humedales en su avance por los territorios. Un modelo que es necesario replantear, porque si bien trae riqueza para un sector de la población argentina, genera enormes impactos negativos que paga el resto de la sociedad y la naturaleza. ¿Acaso no cuentan ni siquiera los costos económicos que generan los daños producidos por las inundaciones y los incendios? ¿O los costos en salud, cuando no de vidas humanas?

Lamentablemente, gran parte de la clase política no puede -ni quiere- relacionar las causas de las inundaciones y de los voraces incendios con el modelo de desarrollo y los desastres ecológicos que éste genera. Es hora de hacerlo, no hay más excusas.

Fuente: Clarín (info y Datas)

Un hilo desde Trump hasta el hincha muerto

La “pasión más pura” y la muerte del hincha

Examinemos "la pasión más pura", según la llamaba Discépolo (Enrique Santos).

En un templo donde se rinde culto a esa pasión la víctima sufrió fractura de cráneo con paro cardiorrespiratorio y múltiples golpes en todo el cuerpo, causados por otros hinchas de su misma divisa.

Pero, ¡aclaremos!: los hinchas de Belgrano se los propinaron de buena fe, creyendo que era un hincha de Talleres ("Taieres", para que nos entendamos todos).

No solo eso sufrió: también el robo de sus zapatillas mientras estaba inconsciente, caído en las escaleras del nivel inferior.

En efecto, en las fotos de cuando lo arrojan las tiene colocadas, y ya exánime en el suelo se lo ve sin calzado. Le robaron las zapatillas cuando estaba moribundo.

Eso, ante la mirada de cientos de personas (¿personas, dije?) que observaban "desde el pullman" el resultado de su hazaña.

En gran parte, el mundo está como está a causa de que el fútbol (el espectáculo de competiciones entre hiperprofesionales) escamotea el tiempo, la pasión y la ética de las masas. Pasión, inteligencia, energías que deberían estar aplicadas al beneficio de la humanidad. Más en este momento crucial en el cual está en riesgo la supervivencia de la especie.

Pero, pongámosle que exagero, que “¡mirá si...!”, etcétera. Igual el tema a mí me inquieta: esos hinchas son mis compatriotas; conviven conmigo y... votan en las elecciones. ¿Cómo quieren ustedes que nos vaya a los argentinos?

@juandelsur2

Juan del Sur

Odebrecht, ¿la punta del iceberg?

 La Jornada16 de abril de 2017

El fenómeno de la corrupción en los ámbitos de gobierno tiene vieja historia en casi todos los países del mundo, aunque ha sido a lo largo del reciente cuarto de siglo cuando ha alcanzado proporciones de escándalo. Es raro el día en que no se den a conocer, tanto en naciones llamadas desarrolladas como en aquellas que todavía se encuentran lejos de esa condición, casos en los que multitud de medidas políticas y económicas se adoptan no en función del interés colectivo, sino de funcionarios que aprovechan sus cargos para ingresar, al término de su mandato, en el exclusivo mundo de los millonarios.

En América Latina, donde las prácticas corruptas a escala gubernamental se han convertido en moneda corriente, los turbios manejos de la constructora brasileña Odebrecht y su vinculación con distintos gobiernos de la zona están demostrando –desde 2014, cuando se dieron a conocer las primeras irregularidades– la extensión y la profundidad que la corrupción tiene en la esfera de la gestión oficial. Pero a la vez está poniendo en evidencia un hecho que los ciudadanos, con la mirada puesta en sus autoridades, a menudo tienden a olvidar: que la corrupción pública se alimenta en gran parte de fondos privados.

La corrupción tradicional se manifiesta mediante el saqueo de los fondos del Estado, que en su origen pertenecen a los contribuyentes; la variante en esta ocasión encarnada por Odebrecht, en cambio, tiene lugar por medio de recursos que pasan de manos de particulares a las de personajes que ocupan un estratégico puesto público, en lo que constituye una especie de inversión que producirá jugosos réditos mediante la adjudicación de licitaciones, exenciones fiscales, permisos de operación o algún otro beneficio disfrazado de concurso bien ganado.

Así las cosas, no es casual que esta forma de corrupción se haya intensificado en años recientes, cuando el modelo que privilegia la libre empresa y la asunción por la iniciativa privada de las funciones propias del Estado llevó a cabo su consolidación

Si la columna vertebral del modelo pasa por el empleo irrestricto del capital –es el razonamiento subyacente–, ¿qué impide usar éste para comprar el derecho a operar bienes y servicios o a obtener ventajas competitivas? En un sistema en el que desregularizar es la norma, convertir las regulaciones en un producto de mercado no parece demasiado censurable, aunque haya que hacerlo furtivamente.

Una pregunta se impone: ¿es Odebrecht un caso único, un episodio excepcional o, por el contrario, se trata sólo de la clásica punta del iceberg que esconde bajo el agua la mayor parte de su volumen? Por lo pronto, con presencia en 27 países, según investigaciones recientes, la empresa con sede en Salvador de Bahía, Brasil, ha entregado aportes a intermediarios (elegante eufemismo por sobornos) a funcionarios en Argentina, Colombia, República Dominicana, Ecuador, Guatemala, México, Perú y Venezuela, más algunos países de África.

Y probablemente sea una ingenuidad pensar que ahí se agota su caudal de operaciones.

- postaporteñ@ 1756 - 2017-04-17 19:22:36
postaporteñ@_______________________________

Populismos Latinoamericanos en el fin del ciclo progresista

Maristella Svampa [1]

Infrapolitical Deconstruction, 11-4-2017

En esta charla propongo reflexionar desde una óptica comprensiva crítica sobre los populismos latinoamericanos del siglo XXI. Un tema que ha vuelto a estar en el centro de la agenda política, y sobre el cual además existe una enorme bibliografía así como controversias teórico-ideológicas

Para ello, voy a hacer una presentación en tres bloques.

>  En primer lugar, voy a hacer referencia al concepto de progresismo como lingua franca, ligado al cambio de época que se produce en América Latina hacia el año 2000

> En segundo lugar, voy a introducir el concepto de populismo, cuya discusión no aparece asociado al inicio del cambio de época, sino sobre todo a la consolidación de los gobiernos progresistas y el final del ciclo. Voy a sintetizar las diferentes posiciones para finalmente presentar mi propia lectura vinculada a los populismos latinoamericanos

>  En tercer lugar, haré algunas reflexiones sobre el agotamiento y el fin del ciclo progresista y el nuevo escenario político.

1-El progresismo como “lingua franca”

A partir del año 2000, América Latina ingresó a un cambio de época, esto es, un nuevo ciclo político y económico marcado por el protagonismo creciente de los movimientos sociales, por la crisis de los partidos políticos tradicionales y de sus formas de representación, en fin, por el cuestionamiento al neoliberalimo y la relegitimación de discursos políticamente radicales. Este cambio de época tomó un nuevo giro a partir de la emergencia de diferentes gobiernos que, apoyándose en políticas económicas heterodoxas, se propusieron articular las demandas promovidas desde abajo, al tiempo que valorizaron la construcción de un espacio regional latinoamericano. Frente a tal escenario, muchos escribieron con optimismo acerca del “giro a la izquierda”, la “nueva izquierda latinoamericana”, el “posneoliberalismo”, entre otros.

Para designar a estos nuevos gobiernos se impuso como lugar común la denominación genérica de progresismo. Originariamente remite a la Revolución Francesa y hace referencia a aquellas corrientes ideológicas que abogaban por las libertades individuales y el cambio social (el “progreso” leído como horizonte de cambio). Pese a ser una categoría demasiado amplia, ésta permitía abarcar una diversidad de corrientes ideológicas y experiencias políticas gubernamentales, desde aquellas más institucionalistas hasta las más radicales, vinculadas a procesos constituyentes.

En una América Latina diezmada por décadas de neoliberalismo, el progresismo fue emergiendo como una suerte de lingua franca, más allá de la diversidad de experiencias políticas, lo cual rápidamente fue generando un nuevo espacio regional. Dicho arco abarcaba desde el Chile de Patricio Lagos y Michele Bachelet, el Brasil del PT, con Lula Da Silva y Dilma Rousseff, el Uruguay bajo el Frente Amplio, la Argentina de Néstor y Cristina Kirchner, el Ecuador de Rafael Correa, la Bolivia de Evo Morales, la Venezuela de Chávez-Maduro, hasta el fallido gobierno de Fernando Lugo en Paraguay y incluso el sandinista Daniel Ortega, en Nicaragua.

Esta apertura fue expresada de modo paradigmático por los nuevos gobiernos de Bolivia y Ecuador, países donde las nuevas Constituciones tuvieron un fuerte contenido descolonizador y contaron con gran participación popular, cuyo corolario fue la ampliación de las fronteras de derechos. Alentadas por los gobiernos emergentes, categorías tales como “Estado Plurinacional”, “Autonomías Indígenas”, “Buen Vivir”, “Derechos de la Naturaleza”, pasaron a formar parte de la nueva gramática política, impulsadas por diferentes movimientos sociales y organizaciones indígenas.

Sin embargo, desde el inicio, podía advertirse la existencia de un campo de tensión en el cual coexistían con dificultad matrices políticas y narrativas descolonizadoras diferentes: por un lado, la populista y desarrollista, marcada por una dimensión reguladora y centralista, que apuntaba a recrear el Estado nacional y a reducir la pobreza; por otro lado, la indianista e incipientemente ecologista, que apostaba a la creación de un Estado Plurinacional y al reconocimiento de las autonomías indígenas, así como al respeto y cuidado del Ambiente. Con el correr de la década los progresismos fueron consolidándose, de la mano de una narrativa populista-desarrollista y de un proceso de personalización del poder, desplazando otras narrativas de corte descolonizador, fueran indianistas, ecologistas o de izquierda

2- El regreso de los populismos infinitos

Es sabido que el concepto de populismo cuenta con una larga historia y una carga política negativa. Esto sucede tanto en la tradición interpretativa latinoamericana como, muy especialmente, en Europa y Estados Unidos.

El caso es que en América Latina, hacia fines de la primera década del siglo XXI, con gobiernos progresistas consolidados y varios de ellos atravesando segundos y hasta terceros mandatos, la categoría de populismo fue ganando más terreno, hasta tornarse rápidamente un lugar común. Así, una vez más, el populismo como categoría devino un campo de batalla político e interpretativo. Pero a diferencia de otras épocas en las cuales la visión descalificadora era la dominante, el actual retorno se inserta en escenarios políticos e intelectuales más complejos y disputados

En esta línea podemos destacar tres posiciones interpretativas diferentes:

Por un lado, están aquellas visiones peyorativas o condenatorias, que recorren el campo académico y muy especialmente el mediático. Desde la academia, suele afirmarse la recurrencia del populismo como mito, describiéndolo como un fenómeno instalado entre la religión y la política, contrapuesto al ethos democrático. Por ejemplo, para el historiador italiano Loris Zanata, no habría grandes diferencias entre el populismo de C. Fernández de Kirchner, el de Chávez y ahora el de Donald Trump. Desde los medios de comunicación, las lecturas suelen ser más reduccionistas, pues se asocia el populismo a una matriz de corrupción, en la cual convergen una política macroeconómica ligada al derroche y el gasto social, con el autoritarismo y el clientelismo político

En segundo lugar, en un sentido completamente inverso, una lectura que tuvo gran repercusión en la última década fue la del argentino Ernesto Laclau, cuyos trabajos en favor del populismo, derivaron en posicionamientos políticos en apoyo al conjunto de los gobiernos progresistas, muy especialmente, a los gobiernos de Nestor y Cristina Kirchner. En 2005, Laclau publicó el libro La razón Populista, en el cual desarrollaba la premisa de que el populismo constituye una lógica inherente a lo político y, como tal, éste se erigiría en una plataforma privilegiada para observar el espacio político. Lejos de la condena ética impulsada por la visión primera, Laclau proponía pensar el populismo como ruptura, a partir de la dicotomización del espacio político (dos bloques opuestos), y de una articulación de las demandas populares (por la vía del la lógica de la equivalencia).

Por último, una tercera línea de interpretación subraya el carácter bicéfalo del populismo. Si bien esta lectura se destaca por su aspiración crítico-comprensiva, existen dentro de ella énfasis muy diferentes. Así el politólogo paraguayo Benjamin Arditti define el populismo como un rasgo recurrente de la política moderna, pasible de ser encontrado en contextos democráticos y no democráticos (2009:104)

En sus trabajos más relevantes dialoga con la inglesa Margareth Canovan y retoma a Jacques Derrida, para pensar el populismo como un “espectro”, antes que como la sombra de la democracia, sugiriendo la idea de “un retorno inquietante”, que “remite a la indecidibilidad estructural del populismo, pues éste puede ser algo que acompaña o bien, que acosa a la democracia” (Cito a Arditi, 2004).

En el otro extremo, de cero empatías con el fenómeno populista, se insertan las lecturas del ecuatoriano Carlos De La Torre y la venezolana Margarita López Maya, quienes sin embargo subrayan también los aspectos bivalentes del populismo. López Maya analiza el populismo rentista en Venezuela, y retoma ciertos elementos de Laclau (por ejemplo, el populismo como forma de articulación de necesidades insatisfechas a través de significantes vacíos) y se centra en el pasaje hacia formas más directas de relación entre las masas y el líder.

Desde mi punto de vista, esta tercera posición, que ya en los `90 desarrollamos en “La plaza vacía. Las transformaciones del peronismo” con un colega francoperuano, Danilo Martuccelli, tiene el mérito de captar lo propio del populismo, su ambivalencia, desde una óptica crítico-comprensiva, que cuestiona los reduccionismos propios de las anteriores interpretaciones. Hoy, veinte años después de aquel texto, quisiera agregar nuevos elementos interpretativos a esta lectura de aquellos años.

Recordemos que a principios de los `90, con el ingreso al Consenso de Washington, corrieron ríos de tinta que buscaban describir un nuevo populismo latinoamericano, asociado a Carlos Menem, en Argentina, Alberto Fujimori en el Perú, o el malogrado Fernando Collor de Melo en Brasil. Usos y abusos hicieron que la categoría se tornara más resbalosa y ambigua, al borde mismo de la distorsión y el vaciamiento conceptual. De manera acertada, en 1993 el colega argentino Aníbal Viguera propuso un tipo ideal, distinguiendo dos dimensiones; una, según el tipo de participación; la otra, según las políticas sociales y económicas. Así, desde su perspectiva, el neopopulismo de los ´90 presentaba un estilo político populista, pero –a diferencia de los populismos clásicos- estaba desligado de un determinado programa económico (nacionalista o vinculado a una matriz estado céntrica). Retomando esta distinción analítica propongo llamar a tal fenómeno populismos de baja intensidad, dado el carácter unidimensional del mismo (estilo político y liderazgo).

En contraste con ello, los populismos latinoamericanos del nuevo siglo señalan similitudes con los populismos clásicos del siglo XX (aquel de los años 40 y 50). Ciertamente, los gobiernos de Hugo Chávez Néstor y Cristina Fernández de Kirchner, Rafael Correa y Evo Morales; todos ellos países con una notoria y persistente tradición populista, habilitaron el retorno de un uso del concepto en sentido fuerte, esto es, de un populismo de alta intensidad, a partir de la reivindicación del Estado como constructor de la nación, luego del pasaje del neoliberalismo; del ejercicio de la política como permanente contradicción entre dos polos antagónicos y, por último, de la centralidad de la figura del líder.

Cinco precisiones se hacen necesarias en esta aproximación a los populismos de alta intensidad, típicos de la época actual

1- Entiendo al populismo como un fenómeno político complejo y contradictorio que presenta una tensión constitutiva entre elementos democráticos y elementos no democráticos. Como ya dije, dicha definición se aparta del tradicional uso peyorativo y descalificador del concepto, que predomina en el ámbito político-mediático, que deja de lado, interesadamente, otros componentes del mismo.

2- De modo recurrente, el populismo comprende la política en términos de polarización y de esquemas binarios, lo cual tiene varias consecuencias: por un lado, esto implica la constitución de un espacio dicotómico, a través de la división en dos bloques antagónicos (el nuevo bloque popular versus sectores de la oligarquía regional y/o medios de comunicación dominante); por otro lado, esta división del campo político implica la selección y jerarquización de determinados antagonismos, en detrimento de otros. Más claro; se procede al ocultamiento y obturación de otros conflictos, los cuales tienden a ser denegados o minimizados en su relevancia y/o validez, en fin, en gran medida, expulsados de la agenda política

3- La tensión constitutiva propia de los populismos hace que éstos traigan a la palestra, tarde o temprano, una perturbadora pregunta; en realidad, la pregunta fundamental de la política: ¿Qué tipo de hegemonía se está construyendo, en esa tensión peligrosa e insoslayable entre lo democrático y lo no democrático, entre una concepción plural y otra organicista de la democracia; entre la inclusión de las demandas y la cancelación de las diferencias?

4-  Existen diferentes tipos de populismos, tal como lo muestra la abundante literatura sobre el tema (Laclau, Di Tella, Ianni, entre otros). En esa línea, para el caso latinoamericano, propongo establecer la distinción entre, por un lado, aquellos populismos plebeyos, que han venido desarrollando políticas de contenido más innovador y radical, desembocando en procesos de redistribución del poder social hacia abajo (Bolivia, Venezuela); y, por otro lado, populismos de clases medias, visibles en el empoderamiento –e incluso una fragmentación intra-clase- de los sectores medios (Argentina, Ecuador). Aún si estos gobiernos se montaron en sus inicios sobre movilizaciones plebeyas, tanto el caso argentino como el ecuatoriano están lejos de haber producido un cambio en la distribución del poder social. Tampoco fueron populismos de carácter antielitista, impugnadores de la llamada cultura legítima. En realidad convalidaron valores de las clases medias, fueran ésta clases medias progresistas o tecnocráticas-meritocráticas. Tampoco buscaron impulsar un paradigma de la participación, como si sucedió –al menos en parte- en Venezuela y Bolivia.

5- Más allá del lenguaje de guerra, lo propio de populismo es la consolidación de un esquema de gobernanza, en el cual conviven –aun de manera contradictoria- la tendencia a la inclusión social con el pacto con el gran capital. En esa línea, y más allá del proceso de nacionalizaciones, hay que resaltar las alianzas económicas de los progresismos con las grandes corporaciones transnacionales (agronegocios, industria, sectores extractivos como la minería y el petróleo), lo que aumentó el peso de éstas en la economía nacional. Ejemplos de ello son Ecuador, donde las empresas más importantes incrementaron sus ganancias respecto del período anterior y la Argentina, que durante el ciclo kirchnerista mostró una mayor concentración y extranjerización de la cúpula empresarial

Así, tensión constitutiva, polarización y grilla de lectura; construcción de hegemonía y existencia de tipos diferentes, inclusión social y pacto con el gran capital, son aspectos que, interconectados, a mi juicio, constituyen el punto de partida ineludible para leer los populismos latinoamericanos del siglo XXI

Por otro lado, la hegemonía del progresismo populista-desarrollista estuvo ligado al nuevo boom de los commodities, ligada a los altos precios internacionales de los productos primarios (soja, metales y minerales, hidrocarburos, entre otros). En este período de rentabilidad extraordinaria, América Latina comenzó a vivir un crecimiento económico sin precedentes. En todos los países, independientemente del signo político-ideológico de los gobiernos, el boom de los commodities y sus ventajas comparativas, permitió la ampliación del gasto social -por la vía de políticas sociales o bonos- y una reducción importante de la pobreza respecto del período neoliberal. En todos los países, el proceso estuvo marcado por la tendencia a la reprimarización de las economías, a partir de la acentuación de las actividades económicas hacia actividades primario-extractivas, con escaso valor agregado. En todos los países, también independientemente de los discursos políticos-ideológicos, lo que he llamado el Consenso de los Commodities, trajo como consecuencia la explosión de conflictos socio-ambientales y el inicio de un nuevo ciclo de violación de derechos humanos.

La dimensión de disputa y de conflicto introducida por el ingreso a una nueva fase de acumulación del capital trazó así una primera línea de división interna e instaló dilemas y fracturas dentro del ancho campo del progresismo, en torno a la discusión sobre las estrategias de desarrollo y la relación sociedad-naturaleza; sobre el vínculo entre izquierdas, los lenguajes emancipatorios, as prácticas productivistas y los imaginarios hegemónicos. Más simple, el carácter del progresismo como nueva lingua franca sería cuestionado primeramente por las corrientes indianistas y ecologistas de izquierda, generando con los años un conflicto cada vez más profundo al interior de los movimientos sociales y del pensamiento de izquierdas

Por otro lado, los nuevos populismos reeditaron formas históricas de dominación, como el modelo de la participación social controlada, esto es, la subordinación de los actores colectivos al líder y bajo el tutelaje estatal. En ese marco de hegemonía populista, los gobiernos consolidaron esquemas de resubalternización hacia las organizaciones sociales, a través de diversos dispositivos, entre ellos, el de la estatalización. No por casualidad en algunos países, como en Bolivia, el doble proceso (institucionalización y estatalización), suele leerse en términos de “expropiación”, por parte de del gobierno de Evo Morales, de aquella energía social colectiva acumulada, cuya movilización y lucha hicieron posible el cambio de época (la guerra del Agua -2000- y la guerra del gas -2003- ).

Los diferentes gobiernos progresistas aumentaron el gasto público social, lograron disminuir la pobreza a través de políticas sociales y mejoraron la situación de los sectores con menos ingresos, a partir de una política de aumento salarial y del consumo. Sin embargo, no tocaron los intereses de los sectores más poderosos: las desigualdades persistieron, al compás de la concentración económica y del acaparamiento de tierras. En esta línea, los progresismos realizaron pactos de gobernabilidad con el gran capital, más allá de las confrontaciones sectoriales que marcaron la agenda. Asimismo, sólo realizaron tímidas reformas del sistema tributario, cuando no inexistentes, aprovechando el contexto de captación de renta extraordinaria.

Con el correr de los años, los progresismos realmente existentes no sólo serian cuestionados por las políticas de neodesarrollollistas de carácter extractivista y por el avance de la criminalización de las luchas socioambientales, sino también por la disociación creciente entre la narrativa de izquierda y las políticas públicas, visibles en diferentes campos (la ausencia de transformación en la matriz productiva, en la salud, en la educación, respecto de los objetivos de la integración latinoamericana, entre otros tópicos). Como dijera en una oportunidad un sindicalista argentino, Julio Fuentes, “entre el relato y la realidad hubo mucha diferencia: todos queríamos vivir en el país del otro, porque lo que estábamos viendo era el relato“.  “Todos queríamos vivir en el país del otro”

El tono cuasi humorístico de la frase no puede ocultar la incomodidad que los progresismos populistas generaron al interior del campo de las izquierdas, instalando brechas profundas y debates acerca de lo que se entiende por izquierda. No por casualidad, con el paso de los años, hacia el final del ciclo, el ya evidente desacoplamiento entre progresismos e izquierdas habilitaría la reintroducción de categorías recurrentes como las de Populismo y Transformismo, las cuales irían permeando una parte importante de los análisis críticos contemporáneos.

Ahora bien, quien dice populismo, dice también polarización de la política. Y advierte que los progresismos no se convirtieron de modo automático en populismos. Mientras que el proceso venezolano se instaló rápidamente en un escenario de polarización social y política (con el golpe de Estado de 2002), en Argentina la dicotomización del espacio político aparece recién a comienzos en 2008, a raíz del conflicto del Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner con las patronales agrarias, por la distribución de la renta sojera, y se exacerbaría a límites insoportables en los años siguientes. En Bolivia, la polarización signó los comienzos del Gobierno del MAS, en la confrontación con las oligarquías regionales; sin embargo, esta etapa de “empate catastrófico” se clausura hacia 2009, para abrir luego a un período de consolidación de la hegemonía del partido de gobierno. En este segundo período se rompen las alianzas con diferentes movimientos y organizaciones sociales contestatarias, sobre todo, a raíz del conflicto del TIPNIS (Territorio Indígena Parque Nacional Isidoro Secure), en 2011. Esto es, la inflexión populista se operó en un contexto de ruptura con importantes sectores indigenistas rurales.

Para la misma época, Rafael Correa inserta su mandato en un marco de polarización ascendente que involucra tanto a sectores de la derecha política, como —de modo creciente— a los movimientos indigenistas y sectores de izquierda. El afianzamiento de la autoridad presidencial y la creciente implantación territorial de Alianza País tuvieron como contrapartida el alejamiento del Gobierno respecto de las orientaciones marcadas por la Asamblea Constituyente y su confrontación directa con las organizaciones indígenas de mayor protagonismo (CONAIE) y los movimientos y organizaciones socioambientales, que habían acompañado su ascenso.

Así, entre 2000 y 2015, mucha agua corrió bajo el puente. Frente a ello vale la pena preguntarse si la tensión entre transformación y restauración en este cambio de época no fue desembocando en un fin de ciclo, que bien podría caracterizarse como Revolución Pasiva, una categoría de análisis histórico que pertenece a Gramsci, asociada al transformismo y el cesarismo democrático, que expresa la reconstitución de las relaciones sociales en un nuevo orden de dominación jerárquico. La modernización conservadora habría apuntado a desmovilizar y subalternizar a los actores que fueron protagonistas del ciclo de lucha anterior, incorporando parte de sus demandas y asimilando parte de sus grupos dirigentes.

3- Entre el agotamiento y fin de ciclo

Desde el punto político, estamos frente a populismos de alta intensidad, en el cual coexisten la crítica al neoliberalismo con el pacto con el gran capital; los efectos de democratización con la subordinación de los actores sociales al líder; la apertura a nuevos derechos con la reducción del espacio del pluralismo y la tendencia a la cancelación de las diferencias.

Sin embargo, promediando la segunda década del nuevo siglo, el escenario político latinoamericano fue cambiando. La región comienza a vivir un periodo de alternancia político-electoral, que va marcando con un filo dramático el fin de ciclo y el progresivo giro hacia gobiernos de carácter abiertamente conservador. A excepción de los casos uruguayos y chilenos, muy probablemente debido a sus contornos más institucionalistas, en otros países, la sola posibilidad del fin de ciclo y la alternancia electoral se vive con hondo dramatismo: sucedió en la Argentina, cuando el kirchnerismo fue desplazado de modo inesperado por la vía electoral, en 2015; sucede actualmente con el gobierno de Nicolás Maduro en la Venezuela chavista, que perdió la mayoría parlamentaria y atraviesa una crisis generalizada.

Pese al innegable frente de tormenta y de los efectivos cuestionamientos provenientes por derecha y por izquierda, uno de los grandes problemas de los populismos progresistas es la cuestión de los liderazgos, frente a la imposibilidad constitucional de renovar indefinidamente los mandatos presidenciales. En efecto, con los años y a medida en que los regímenes se fueron consolidando, la concentración y personalización de poder político impidieron la emergencia y renovación de otros liderazgos dentro del campo progresista, al tiempo que alentaron formas de disciplinamiento y de obsecuencia que socavaron cualquier posibilidad de pluralismo político al interior de los diferentes oficialismos, lo cual incluye desde organizaciones y movimientos sociales -que otrora tenían agenda propia y se caracterizaban por su accionar contestatario- hasta intelectuales, académicos y periodistas –antes defensores del derecho a la disidencia y del pensamiento crítico-

El tema no es menor y nos confronta a un tema recurrente en la historia política latinoamericana, que marca a fuego el fin del ciclo progresista; a saber, el hiperliderazgo y, a través de ello, la tendencia de los gobernantes a perpetuarse en el poder o, por lo menos, a buscar permanecer longevamente en él. Así, en los últimos años el debate sobre las “re-reelecciones” fueron motivo de polarización social. En 2013 la presidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner, que transitaba su segundo mandato, tanteó a través de sus voceros más leales la posibilidad de una reforma constitucional, pero se encontró con que la sociedad ponía un límite a sus aspiraciones, primero en la calle y luego en las urnas. Evo Morales sufrió en carne propia la derrota y el golpe del “no” que la sociedad boliviana le propinó a sus aspiraciones re-reeleccionistas, a través del referéndum de febrero de 2016, lo cual le impide legalmente presentarse para un cuarto mandato consecutivo, a partir de 2019. Pese a ello, Morales no se resigna a no ser candidato presidencial por cuarta vez consecutiva, y todo indica que buscará –mediante diversos artilugios- transgredir el marco constitucional vigente.

Desde Ecuador, luego de un 2015 atravesado por una crisis económica ligada al precio del petróleo, y diferentes conflictos que enfrentaron al partido gobernante tanto con la clásica derecha como con organizaciones indigenistas y la izquierda, Rafael Correa logró que se votara una enmienda constitucional que habilita la reelección indefinida, pero ésta no aplicó en las elecciones de febrero de 2017, con lo cual Correa se vio obligado a buscar un sucesor cercano, su entonces vicepresidente Lenin Moreno. Solo Chávez, en 2009, en lo que fuera su segundo intento, logró hacer aprobar vía referéndum la reelección indefinida para todos los cargos, seguido luego, en 2013 por un Daniel Ortega, en Nicaragua, quien obtuvo que la Asamblea legislativa votara a favor de las reformas constitucionales que legalizaban la misma.

Por otro lado, el modelo extractivista tampoco condujo a un salto de la matriz productiva, sino a una mayor reprimarización de la economía, lo cual se vio agravado por el ingreso de China, potencia que de modo acelerado se va imponiendo como socio desigual en el conjunto de la región latinoamericana. Esto echó por tierra la tesis de las “ventajas comparativas” que alentó el crecimiento económico de la región entre 2003 y 2013, al tiempo que inserta a la región en un nuevo ciclo de crisis económica, que ilustra la consolidación de un patrón primario-exportador dependiente. La creciente baja del precio de las materias primas genera un déficit de la balanza comercial que impulsa a los gobiernos a contraer mayor endeudamiento y a multiplicar los proyectos extractivos, por lo cual se suele entrar en una espiral perversa, que conlleva también una mayor criminalización de la protesta socioambiental.

En términos regionales, las promesas de creación de un regionalismo autónomo desafiante (la expresión de J. Preciado Coronado) quedaron truncas. Pese a la abundante retórica latinoamericanista, los vínculos con China, estuvieron lejos de concretar la emergencia de un bloque regional común que buscara a negociar mejores condiciones a nivel regional. Al contrario, esto impulsó la competencia entre los países, a través de acuerdos bilaterales con China, los cuales se han multiplicado en los últimos años. En consecuencia, las negociaciones bilaterales acentuaron los intercambios asimétricos con el gigante asiático, y fueron instalando a los diferentes países en el marco de una nueva dependencia, cuyos contornos apenas están emergiendo.

Asimismo, el pasaje a un UNASUR de baja intensidad, posteriormente la crisis del Mercosur, el descalabro económico y social en Venezuela, en fin, el surgimiento de nuevos alineamientos regionales, como la Alianza del Pacífico (2011), dejan entrever una política más aperturista, en concordancia con el TTP (Tratado TransPacífico), una suerte de nueva versión del TLC (Tratado de Libre Comercio) que la región rechazara en bloque en 2005, al inicio del ciclo progresista. En fin, los cambios de orden geopolítico, luego del triunfo de Trump, indican el ingreso a un escenario de mayor incertidumbre, máxime si consideramos la salida del TPP por parte de Estados Unidos y la acentuación de la puja interhegemónica con China. Así, el fin de ciclo y el eventual giro político se inserta en un escenario mundial muy perturbador, marcado por el avance de las derechas más xenofóbicas y nacionalistas en Europa, así como por el inesperado triunfo de Trump en Estados Unidos. Todo ello augura importantes cambios geopolíticos que además de producir un empeoramiento del clima ideológico internacional, en el cual las demandas antisistemas de la población más vulnerada se articulan con los discursos más racistas y proteccionistas, impactarán de modo negativo en la región latinoamericana, en un contexto global de mayor desigualdad.

Por último, en el marco del boom de los commodities, los populismos mostraron también una creciente tendencia al desdibujamiento de la frontera entre lo público y lo privado, al abuso de poder y los hechos de corrupción; lo cual los fue despojando de su aura redentora, relativizando aquella narrativa inicial sobre la relación entre transparencia, justicia social e inclusión. No obstante, sería injusto reducir los progresismos realmente existentes (sean populistas o en términos mas gramscianos, transformistas) a una pura matriz de corrupción, como quieren hacer de modo interesado muchos de sus detractores, desde posiciones de derecha.

El caso es que en la actualidad los progresismos realmente existentes entraron en una fase de agotamiento y de crisis, lo cual es ilustrado por el giro conservador que adoptaron dos de los países más importantes de la región, Argentina y Brasil. Cabe aclarar que este agotamiento no se debe sólo a factores externos (como el fin del superciclo de los commodities y el deterioro de los índices económicos), sino también a factores internos (el aumento de la polarización ideológica, la concentración de poder político, el incremento de la corrupción)

El giro conservador está vinculado, en gran parte, a las limitaciones, mutaciones y desmesuras de los gobiernos progresistas, aunque también existen otras cuestiones. Para decirlo de otro modo: no todo es ilusión conspirativa. En América Latina los procesos de polarización política habilitaron la vía del golpe parlamentario, posibilitando la expulsión de Zelaya, en Honduras (2009), la destitución de Fernando Lugo, en Paraguay (2012) y, la más resonante de todas, el escandaloso  impeachment a la presidenta del Brasil, Dilma Rousseff (2016), acelerando en estos países el retorno a un escenario abiertamente conservador.

Desde el punto de vista político, la crisis de los progresismos gubernamentales asestó un golpe duro al conjunto de las izquierdas. Pues más allá de los debates acerca de que se entiende por izquierda, el caso es que en el juego de las oposiciones binarias, gran parte de los gobiernos progresistas lograron monopolizar el espacio de la centroizquierda/izquierda, según los casos, neutralizando otras narrativas de cambio y obturando la posibilidad de la emergencia de posiciones políticas más radicales, con lo cual su crisis y debilitamiento impacta en gran parte del espacio.

Por último, en América Latina la emergencia de una nueva derecha parece ser todavía la excepción, no la regla. Tanto en Argentina como en Brasil, se trata de gobiernos no consolidados, que han profundizado la crisis económica en un contexto de creciente protesta social. Se trataría, en principio, de gobiernos más o menos débiles, obligados a la negociación permanente. Todavía no se perciben los contornos de un (nuevo) esquema de estabilidad política, que necesariamente debe estar orientado a generar un modelo de resubalternización con el fin de contener tanto a las clases medias (que sufren la reducción del consumo) como a los sectores populares (golpeados por el empobrecimiento y la amenaza de la exclusión a gran escala)

Por añadidura, existen claras diferencias entre los dos gobiernos citados, pues mientras el de Michel Temer es, además de impopular, un gobierno ilegítimo; el de Mauricio Macri es un gobierno que cuenta con una legitimidad de origen, basada en el voto popular. Sin embargo, hay un innegable aire de familia entre los dos: sin que signifique volver de modo lineal al neoliberalismo, ambos recrean y alientan núcleos básicos del mismo, a través, entre otras cosas, de políticas aperturista y de ajuste que favorecen abiertamente a los sectores económicos más concentrados, así como el endurecimiento del contexto represivo.

En esta línea, el agotamiento y fin del ciclo progresista no es algo que pueda festejarse; tampoco algo que pueda reivindicarse sin más; antes bien nos lleva a pensar sobre la disociación elocuente entre progresismos e izquierdas, pese a las expectativas políticas iniciales, y a su identificación última con modelos de dominación más tradicional. Lo que queda claro es que el fin de ciclo marca importantes inflexiones, no sólo en lo económico sino también en lo político, pues no es lo mismo hablar de nueva izquierda latinoamericana que de populismos del siglo XXI.  En el pasaje de una caracterización a otra, algo importante se perdió, algo que evoca el abandono, la pérdida de la dimensión emancipatoria de la política y la evolución hacia modelos de dominación de corte más tradicional, basados en el culto al líder, su identificación con el Estado, y la búsqueda o aspiración de perpetuarse en el poder.

El nuevo período nos confronta con otro escenario, cada vez más desprovisto de un lenguaje común. Por un lado, la emergencia de una “nueva derecha” es todavía la excepción, antes que la regla.

Ahí donde hubo alternancia en el poder, se perciben continuidades y rupturas; continuidades ligadas a la profundización de los extractivismos vigentes; rupturas, vinculadas a la política de despojo de derechos sociales conquistados. Estas continuidades y rupturas se dan en un marco que coloca cada vez más en un tembladeral el respeto de libertades y derechos básicos de las poblaciones más vulnerables. Se abre así un nuevo escenario a nivel global y regional, más atomizado e imprevisible, que marca el final de ciclo del progresismo como “lingua franca”; pero siempre atravesado por múltiples protestas sociales; todo lo cual seguramente será el punto de partida para pensar el posprogresismo que se viene

[1] Esta es una versión corta de un texto más largo, presentado en la Jornada sobre Populismos, organizada por la Universidad de Princeton, 07/4/217. El mismo retoma aspectos ya desarrollados en Debates Latinoamericanos. Indianismo, Desarrollo, Dependencia y Populismo (Edhasa, 216) y Del cambio de Epoca al fin de ciclo. Gobiernos progresistas, extractivismo y movimientos sociales”, Buenos Aires, Edhasa, en prensa (junio de 2017)

Fuente  –Ernesto Herrera

Correspondencia de Prensa - postaporteñ@ 1756 - 2017-04-17 18:53:26
postaporteñ@_______________________________
Anterior [1] [2] [3] [4] [5] [6] [7] [8] [9] [10] [11] [12] [13] [14] [15] [16] [17] [18] [19] [20] [21] [22] [23] [24] [25] [26] [27] [28] [29] [30] [31] [32] [33] [34] [35] [36] [37] [38] [39] [40] [41] [42] [43] [44] [45] [46] [47] [48] [49] [50] [51] [52] [53] [54] [55] [56] [57] [58] [59] [60] [61] [62] [63] [64] [65] [66] [67] [68] [69] [70] [71] [72] [73] [74] [75] [76] [77] [78] [79] [80] [81] [82] [83] [84] [85] [86] [87] [88] [89] [90] [91] [92] [93] [94] [95] [96] [97] [98] [99] [100] [101] [102] [103] [104] [105] [106] [107] [108] [109] [110] [111] [112] [113] [114] [115] [116] [117] [118] [119] [120] [121] [122] [123] [124] [125] [126] [127] [128] [129] [130] [131] [132] [133] [134] [135] [136] [137] [138] [139] [140] [141] [142] [143] [144] [145] [146] [147] [148] [149] [150] [151] [152] [153] [154] [155] [156] [157] [158] [159] [160] [161] [162] [163] [164] [165] [166] [167] [168] [169] [170] [171] [172] [173] [174] [175] [176] [177] [178] [179] [180] [181] [182] [183] [184] [185] [186] [187] [188] [189] [190] [191] [192] [193] [194] [195] [196] [197] [198] [199] [200] [201] [202] [203] [204] [205] [206] [207] [208] [209] [210] [211] [212] [213] [214] [215] [216] [217] [218] [219] [220] [221] [222] [223] [224] [225] [226] [227] [228] [229] [230] [231] [232] [233] [234] [235] [236] [237] [238] [239] [240] [241] [242] [243] [244] [245] [246] [247] [248] [249] [250] [251] [252] [253] [254] [255] [256] [257] [258] [259] [260] [261] [262] [263] [264] [265] [266] [267] [268] [269] [270] [271] [272] [273] [274] [275] [276] [277] [278] [279] [280] [281] [282] [283] [284] [285] [286] [287] [288] [289] [290] [291] [292] [293] [294] [295] [296] [297] [298] [299] [300] [301] [302] [303] [304] [305] [306] [307] [308] [309] [310] [311] [312] [313] [314] [315] [316] [317] [318] [319] [320] [321] [322] [323] [324] [325] [326] [327] [328] [329] [330] [331] [332] [333] [334] [335] [336] [337] [338] [339] [340] [341] [342] [343] [344] [345] [346] [347] [348] [349] [350] [351] [352] [353] [354] [355] [356] [357] [358] [359] [360] [361] [362] [363] [364] [365] [366] [367] [368] [369] [370] [371] [372] [373] [374] [375] [376] [377] [378] [379] [380] [381] [382] [383] [384] [385] [386] [387] [388] [389] [390] [391] [392] [393] [394] [395] [396] [397] [398] [399] [400] [401] [402] [403] [404] [405] [406] [407] [408] [409] [410] [411] [412] [413] [414] [415] [416] [417] [418] [419] [420] [421] [422] [423] [424] [425] [426] [427] [428] [429] [430] [431] [432] [433] [434] [435] [436] [437] [438] [439] [440] [441] [442] [443] [444] [445] [446] [447] [448] [449] [450] [451] [452] [453] [454] [455] [456] [457] [458] [459] [460] [461] [462] [463] [464] [465] [466] [467] [468] [469] [470] [471] [472] [473] [474] [475] [476] [477] [478] [479] [480] [481] [482] [483] [484] [485] [486] [487] [488] [489] [490] [491] [492] [493] [494] [495] [496] [497] [498] [499] [500] [501] [502] [503] [504] [505] [506] [507] [508] [509] [510] [511] [512] [513] [514] [515] [516] [517] [518] [519] [520] [521] [522] [523] [524] [525] [526] [527] [528] [529] [530] [531] [532] [533] [534] [535] [536] [537] [538] [539] [540] [541] [542] [543] [544] [545] [546] [547] [548] [549] [550] [551] [552] [553] [554] [555] [556] [557] [558] [559] [560] [561] [562] [563] [564] [565] [566] [567] [568] [569] [570] [571] [572] [573] [574] [575] [576] [577] [578] [579] [580] [581] [582] [583] [584] [585] [586] [587] [588] [589] [590] [591] [592] [593] [594] [595] [596] [597] [598] [599] [600] [601] [602] [603] [604] [605] [606] [607] [608] [609] [610] [611] [612] [613] [614] [615] [616] [617] [618] [619] [620] [621] [622] [623] [624] [625] [626] [627] [628] [629] [630] [631] [632] [633] [634] [635] [636] [637] [638] [639] [640] [641] [642] [643] [644] [645] [646] [647] [648] [649] [650] [651] [652] [653] [654] [655] [656] [657] [658] [659] [660] [661] [662] [663] [664] [665] [666] [667] [668] [669] [670] [671] [672] [673] [674] [675] [676] [677] [678] [679] [680] [681] [682] [683] [684] [685] [686] [687] [688] [689] [690] [691] [692] [693] [694] [695] [696] [697] [698] [699] [700] [701] [702] [703] [704] [705] [706] [707] [708] [709] [710] [711] [712] [713] [714] [715] [716] [717] [718] [719] [720] [721] [722] [723] [724] [725] [726] [727] [728] [729] [730] [731] [732] [733] [734] [735] [736] [737] [738] [739] [740] [741] [742] [743] [744] [745] [746] [747] [748] [749] [750] [751] [752] [753] [754] [755] [756] [757] [758] [759] [760] [761] [762] [763] [764] [765] [766] [767] [768] [769] [770] [771] [772] [773] [774] [775] [776] [777] [778] [779] [780] [781] [782] [783] [784] [785] [786] [787] [788] Siguiente