Postaporteñ@

Herramienta de comunicación para expresar la identidad, el trabajo y la lucha por una Patria Para Todos: La Patria Grande

Ver números anteriores

?La verdad no importa, sólo cuenta la defensa del partido?

Rolando Astarita [Blog]

La nota crítica sobre la táctica de Trotsky del entrismo (aquí y siguientes) dio lugar a un áspero debate -puede verse en "Comentarios"- con un militante del PTS. Este sostuvo que mis críticas a Trotsky están tomadas de la tradición stalinista, y que son "una canallada", propia de un "charlatán", al que no le preocupa la organización de los trabajadores (esto en el marco de que el PTS me considera un "amigo del imperialismo"). De hecho entonces, nada nuevo en lo que respecta a los métodos de discusión que imperaron tradicionalmente en la izquierda, y que he tratado en otra nota (aquí). Como he argumentado antes, uno de los objetivos fundamentales que se busca con estas cosas es destruir moral y espiritualmente al oponente crítico. En esto rige la idea de que es preferible que un militante "se funda" (en la jerga, que deje de activar políticamente) a que continúe en las filas de un partido rival. O que se llame a silencio si es un crítico independiente. Esto no me lo han contado: lo escuché y vi en el PTS, allá por los fines de los años 1980. Agrego que cuando comencé a criticar estos métodos, me echaron rápidamente

Pues bien, quiero comentar ahora otra tradición, también oral (nadie se atreve a dejar por escrito estas cosas). La idea es que "todo vale" si está en juego la defensa de la línea del partido; incluso se justifica ocultar datos o mentir. En el viejo MAS (en el que milité durante más de una década) un miembro del Comité Central me lo decía con todas las letras: "la gran diferencia que tengo con vos es que, en mi caso, y si es necesario para defender la línea del partido, no tengo problema en mentir. La verdad científica en abstracto no existe; ese sería un criterio individualista. Todo debe subordinarse a las necesidades del partido, que es el arma fundamental de la revolución. Yo me considero un escriba del Comité Central". Y en tono de reproche, terminaba: "vos, en cambio, si pensás que algo es verdad, lo decís, sin tomar en cuenta si coincide con la línea del partido". Por supuesto, cito de memoria, pero doy fe de que este era el mensaje.

Más tarde me volví a encontrar con ese criterio, pero agravado: lo importante de un argumento no era su rigurosidad científica, sino si servía para atacar al partido de izquierda rival por excelencia (en un tiempo el gran "enemigo" del PTS era el viejo MAS). Por fin, la última prueba la tuve en Inglaterra, en una amable discusión con un viejo dirigente trotskista. Abiertamente me reconoció que él no podía justificar el estancamiento de las fuerzas productivas desde 1914 (estábamos en 1990), pero que nunca lo reconocería públicamente porque pondría en entredicho las bases teóricas del Programa de Transición. Cuando le señalé que el suyo no era un criterio científico, me respondió con un "admito que tengo un problema". Lo cual no le impidió escribir luego un largo artículo acusándome de "revisionista" por negar el estancamiento de las fuerzas productivas

Aclaro que no todos los grupos trotskistas tienen este criterio, Para dar solo dos  ejemplos, nunca lo escuché entre los seguidores de Mandel; ni tampoco creo que sea compartido por todos los partidos trotskistas de Argentina. Sin embargo, la idea está presente en varios grupos, y tiene una larga tradición. Esto tal vez ayude a algunos a entender por qué, en ciertos casos, ni siquiera hay posibilidad de encontrar la menor lógica, o apoyo empírico, a las afirmaciones que algunos dogmáticos lanzan en una discusión. Para ellos lo único que importa es "ganar" una discusión como sea, y dejar en pie la línea partidaria (o el "texto sagrado") que defienden.

Estoy convencido de que esta es una de las cosas que habría que superar en el camino de construir una alternativa anticapitalista y socialista que llegue a la gente. El marxismo es esencialmente crítico, y la base de toda crítica es la rigurosidad, como alguna vez decía Marx, Por eso también remito, una vez más, al pasaje de la carta de Engels a Lafargue, del 11 de agosto de 1884, en que explicaba: “Marx protestaría contra ‘el ideal político, social y económico’ que usted le atribuye. Cuando se es ‘un hombre de ciencia’, no se tiene un ideal, se elaboran los resultados científicos y cuando además se es hombre de partido, se combate por ponerlos en práctica. Pero cuando se tiene un ideal, no se puede ser hombre de ciencia, pues se ha tomado partido de antemano” (ver aquí para una discusión más completa), Es claro que en estas cuestiones no estamos solo ante problemas "de forma"; en el fondo anidan concepciones político-ideológicas que están en las antípodas

Rolando - postaporteñ@ 1306 - 2014-12-21 12:36:16
postaporteñ@_______________________________

Sobre el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y EEUU

En los últimos días, la principal noticia política en la prensa mundial ha sido el anuncio de la reanudación de las relaciones diplomáticas entre EEUU y Cuba, acordada por los presidentes Barack Obama y Raúl Castro, cuya ruptura se había producido a inicios de la década de 1960

Raúl Castro reclamó también el fin del bloqueo comercial y de inversiones impuesto por EEUU, desde ese mismo año, y  Obama se comprometió a presentar el pedido de revocación de esa ley en el Congreso.

Existe casi unanimidad mundial de apoyo a esa medida. Los principales gobiernos imperialistas la apoyaron, incluyendo la Unión Europea. En la reunión del Mercosur, por ejemplo, todos los gobiernos que se dicen más “a la izquierda”, como Dilma Rousseff (Brasil), José Mujica (Uruguay), Nicolás Maduro (Venezuela) y Cristina Kirchner (Argentina), y aquellos que se ubican más a la derecha, como Juan Manuel Santos (Colombia) apoyaron con entusiasmo la medida. Maduro elogió a Obama por su “coraje”. Cristina Kirchner elogió la “dignidad del pueblo cubano que supo defender sus ideales, a pesar de las décadas de embargo económico, impuesto por los Estados Unidos. Dilma Rouseff dijo: “Nosotros, los luchadores sociales imaginábamos que jamás veríamos este momento”

El papel del Papa Francisco en este acuerdo fue ampliamente difundido por la prensa y reconocido por Obama y Castro. No se trata de una relación reciente entre el gobierno cubano y el Vaticano y Cuba ya que comenzaron a partir de 1990, con Juan Paulo II, y se profundizaron con Benedicto  XVI, culminando con el Papa Francisco como gran articulador de este acuerdo.

En realidad, estos son gobiernos burgueses que siguen disfrazándose de “luchadores sociales” para implementar planos económicos neoliberales. Esa unanimidad casi total, se extiende a gran parte de la izquierda. Numerosas corrientes señalan que este hecho represente “un triunfo de Cuba” (país al que consideran el “último bastión del socialismo”) que habría logrado finalmente “doblegar al imperio del Norte”. El Partido Obrero de Argentina afirma que esta “victoria” es el producto de décadas de lucha contra el bloqueo. El “Nuevo MAS” de ese país celebra el acuerdo, a pesar de decir que viene “con una trampa”

Discordamos con este análisis. Para nosotros, lo ocurrido en estos días tiene una explicación totalmente diferente: significa esencialmente el  predominio, dentro de los diferentes sectores del imperialismo estadounidense, de aquellos que no quieren perder las excelentes oportunidades de negocios que ofrece Cuba después de la restauración del capitalismo en la isla por sobre los sectores más ligados a la burguesía cubana anticastrista de Miami.

Antes de fundamentar nuestra posición, consideramos necesario señalar que defendemos el derecho de Cuba, como estado soberano, a mantener relaciones diplomáticas y comerciales con todos los países del mundo. De la misma manera, siempre defendimos el fin del bloqueo comercial de Estados Unidos a Cuba.  No es este el punto que estamos discutiendo sino el contenido real del acuerdo reciente.

Los orígenes de la ruptura y el embargo

En 1959, el Ejército Guerrillero del Movimiento 26 de Julio, encabezado por Fidel Castro, derroca al presidente Fulgencio Batista y asume el poder en Cuba. Este movimiento tenía un programa democrático, en el marco del sistema capitalista.

Pero, en la medida que comienza a aplicar algunas medidas contra la burguesía cubana (como la reforma agraria) y otras que afectaban a empresas estadounidenses, los gobiernos de EEUU, primero bajo el presidente Dwight D. Eisenhower y luego con John F. Kennedy, comienzan a tener una política cada vez agresiva contra Cuba y a intentar derrocar al gobierno de Fidel Castro. Entre sus acciones, podemos mencionar al derrotado intento de invasión de Bahía de los Cochinos (abril de 1961).

En respuesta a estas agresiones, el gobierno castrista comienza un proceso de expropiación de las empresas imperialistas y de la burguesía cubana (que huye masivamente a Miami).

Cuba se transforma así en el primer estado obrero de Latinoamérica en el propio “patio trasero” del imperialismo estadounidense. Como resultado de esto (y de la aplicación de la economía planificada) no sólo deja de ser una semicolonia sino que el pueblo cubano logra conquistas importantísimas como la eliminación del hambre y la miseria, y avances muy grandes en el terreno de la salud y la educación. Es entonces, en 1962, que el gobierno de EEUU rompe relaciones diplomáticas y decreta un embargo comercial y de inversiones hacia Cuba.

Es necesario decir que la dirección cubana construyó un estado burocrático, sin democracia real para los trabajadores y las masas, según el modelo estalinista. Los trabajadores cubanos jamás gobernaron Cuba.

Además, la dirección castrista se mantuvo dentro del criterio del socialismo “en un solo país”, propuesto por el estalinismo desde la segunda mitad de la década de 1920, en contra de la revolución socialista internacional propuesta por el marxismo desde e sigo XIX. Un modelo que terminó fracasando, y tal como lo anticipara León Trotsky, condujo a la restauración capitalista en la URSS, Europa del Este, China y Cuba.

En la estructura económica de Cuba, pasó a tener una importancia central las relaciones comerciales con la URSS que proveía petróleo barato y tecnología, y le compraba la producción azucarera, rama que se mantuvo como el eje de la economía cubana.

En su política internacional, luego de un primer amago de extender la revolución por la vía de impulsar movimiento guerrilleros, se alineó de llenó con la política exterior de la URSS. Por eso, jugó un papel muy negativo al frenar el posible avance hacia la construcción de nuevos estados obreros en procesos similares al cubano, como ocurrió en Nicaragua, en 1979, luego que el FSLN tomara el poder y Fidel Castro . Contribuyó así a fortalecer su aislamiento dentro del continente americano.

La restauración capitalista ya se produjo también en Cuba

La restauración del capitalismo y la caída de la URSS (a finales de los años 80 e inicios de los 90) significaron un duro golpe para la economía cubana y se abrió el llamado “período especial”, lleno de privaciones para las masas. Es entonces cuando la dirección castrista define avanzar en la restauración del capitalismo en el país.

La definición del actual carácter de clase del estado cubano ha sido objeto de duras polémicas en el seno de la izquierda en las últimas dos décadas. Para la corriente castro-chavista, Cuba sigue siendo el “último bastión del socialismo”. Otras corrientes, incluyendo muchas provenientes del trotskismo, analizan que hay un proceso restauracionista en curso, y se oponen a él, pero que todavía no ha dado un “salto cualitativo” y, por ello, Cuba continúa siendo un “estado obrero burocratizado”.

Para la LIT-CI y algunas otras pocas corrientes,  la restauración capitalista ya se produjo y fue realizada por la propia dirección de los hermanos Castro. Los hitos principales de la restauración fueron:

·      La Ley de Inversiones Extranjeras de 1995 que creó las "empresas mixtas", administradas por el capital extranjero. Las inversiones se dirigieron especialmente al turismo y ramas relacionados pero luego se ampliaron a otros sectores, productos farmacéuticos y, posteriormente, al petróleo.

·     Se eliminó el monopolio del comercio exterior por parte del Estado ejercido, hasta entonces, por el Ministerio de Comercio Exterior: tanto las empresas estatales como las mixtas pueden negociar libremente sus exportaciones e importaciones.

·    El dólar se transformó, de hecho, en la moneda efectiva de Cuba, coexistiendo con dos monedas nacionales: una "convertible" en dólares y otra "no convertible".

·    Se privatizó, de hecho, la producción y comercialización de caña de azúcar, a través de las "unidades básicas de producción cooperativa" (80% del área cultivada). Sus miembros no tienen la propiedad jurídica de la tierra pero se reparten las ganancias obtenidas. En 1994, comenzaron a funcionar los "mercados agropecuarios libres" cuyos precios se determinan en el mercado.

A partir de estas medidas, la economía cubana dejó de funcionar alrededor de la planificación económica estatal y pasó a funcionar, aunque de modo distorsionado, alrededor de las leyes de la ganancia y del mercado.

Cuba dejó de ser un estado obrero y pasó a ser un país capitalista en rápido proceso de semicolonización. Existen numerosas empresas extranjeras funcionando en el país, especialmente españolas italianas y canadienses, controlando sectores muy importantes de la economía.

En este marco, la cúpula castrista se ha ido transformado en socia de los capitales extranjeros, garantizándoles sus negocios y, a la vez, enriqueciéndose con ellos a través de las empresas estatales y su participación en las empresas mixtas.

La reciente Ley de Inversiones Extranjeras lo confirma

La aprobación, este año, por parte Asamblea Nacional de Cuba de una legislación que libera el ingreso de capitales extranjeros y les da enormes facilidades impositivas y garantías legales confirma esta caracterización.

La ley presentada por el gobierno de Raúl Castro abre todos los sectores de la economía a la inversión extranjera, salvo salud, educación y prensa. Entre las ventajas ofrecidas por la nueva legislación, están las siguientes:

1.    Se exime a las compañías extranjeras del impuesto sobre utilidades durante ocho años. Después comenzarán a pagar una tasa del 15 % pero serán liberadas de ese pago si reinvierten sus ganancias en la isla.

2.    La ley garantiza “la plena protección y seguridad al inversionista, el cual no podrá ser expropiado, salvo por motivos de utilidad pública o interés social”. En este último caso, habrá una indemnización.

Es decir, se trata claramente de una legislación que sólo puede encuadrarse en un sistema capitalista. Junto, con esto, el gobierno de Raúl Castro está abriendo una enorme “zona franca” en el puerto de Mariel. Este puerto, financiado por el gobierno brasileño, es modernísimo y puede abrigar navíos de gran calado. Costó 1.000 millones de dólares y es parta de la apuesta cubana de ser parte de la ruta del comercio Asia-EEUU.

Al mismo tiempo, como la otra cara de este plan, se da un proceso de deterioro cada vez mayor de la conquistas de la revolución en temas claves como salud, educación, garantía de empleo, libreta de suministros, y el despido de cientos de miles de empleados estatales, condenados a apenas sobrevivir como cuentapropistas. Mientras tanto, los trabajadores ganan salarios medios de 18 dólares.

Un debate dentro de la burguesía imperialista

Desde la restauración del capitalismo en Cuba, se abrió un debate dentro de la burguesía imperialista estadounidense. Por un lado, estaba la burguesía gusana anticastrista residente en Miami, con fuertes lazos y peso dentro del Partido Republicano, que pretendía mantener el aislamiento de la isla hasta que cayese el régimen castrista y se les asegurase la devolución de las propiedades expropiadas por la revolución.

Por el otro, diversos sectores, mayormente ligados a los demócratas pero también con expresión dentro de los republicanos, veía como se desaprovechaban excelentes posibilidades de negocios en un país tan cercano geográficamente, en áreas como turismo, finanzas, producción agraria, venta de productos industriales, etc. Veían como esas oportunidades estaban siendo utilizadas por países europeos (especialmente España). De hecho, algunos ya “hacían trampa” a la legislación vigente en EEUU y realizaban inversiones “camuflados” detrás de empresas canadienses.

Ese debate hoy tiene una resolución y se abre el camino de la liberación de las inversiones y el comercio. Incluso, es posible que Obama haya hecho un acuerdo con sectores de peso de esa burguesía anticastrista.

El propio Obama se comprometió a presentar al Congreso el pedido de derogación  de la ley del bloqueo. Y, como muestra de que va a contar con el apoyo de un ala de la oposición, Marco Rubio, senador republicano por Florida, de origen cubano, explicó que el acuerdo incluye la normalización de los vínculos bancarios y comerciales entre los dos países.

La insistencia de Raúl Castro en la fin del bloque no significa un “triunfo de Cuba socialista” sino, por el contrario, la búsqueda de una oleada de inversiones imperialistas estadounidenses que profundizarán aún más el proceso de semicolonización que vive el país desde que el capitalismo fue restaurado. Las medidas que ahora se anuncian son también parte de una integración colonial de Cuba en la “globalización”.

Las corrientes de izquierda que saludan estas medidas como “una victoria” están ayudando a disfrazar una política que tendrá severas consecuencias para el pueblo  cubano.  La LIT-CI no se suma a ese coro: opinamos que, lamentablemente, no fueron las décadas de lucha del pueblo cubano las que terminan con el bloqueo sino la restauración del capitalismo en Cuba. Este acuerdo beneficia al imperialismo y a la nueva burguesía cubana formada a partir del gobierno castrista.  

En el marco de esta realidad, para la LITCI, lo que está planteado en Cuba es la necesidad de una nueva revolución social para reconstruir el estado obrero cubano y sus conquistas, y cambiar el régimen castrista por uno basado en la más amplia democracia obrera.

Llamamos a los trabajadores y el pueblo cubano a no engañarse con este acuerdo, y a resistir el actual curso de los Castro de dependencia creciente, y a rechazar la sumisión de Cuba con relación a EEUU. El derecho de Cuba a mantener relaciones diplomáticas con todos los países del mundo, no tiene un signo igual a someterse como el resto de los países semicoloniales.

Llamamos a los trabajadores de todo el mundo a defender a sus hermanos cubanos, que ganan salarios de miseria y ven amenazados sus empleos por los planes del imperialismo y del gobierno cubano.

Llamamos a todos los trabajadores y a la juventud a luchar contra la dictadura cubana que da toda la libertad a la burguesía internacional en la isla, pero no permite elecciones libres ni ninguna libertad sindical y partidaria. 

Secretariado Internacional - LITCI

Rebelión prensa

- postaporteñ@ 1306 - 2014-12-21 12:21:11
postaporteñ@_______________________________

La resistencia de la clase trabajadora contra la austeridad y el cierre de empresas está aumentando en Ucrania

Resumen de Noticias por los editores de New Cold War, 19 de diciembre 2014

Hay crecientes protestas por parte de la clase obrera en Ucrania contra la calamidad económica que padece el país

Los trabajadores del transporte en Kiev comenzaron una huelga el 18 de diciembre, exigiendo el pago de sus salarios. No les han pagado durante varios meses. El líder sindical Vitaly Mahinko dijo a los medios de Ucrania el 18 de diciembre que la huelga se extenderá en los próximos días.

La Federación de Sindicatos de Ucrania está exigiendo una reunión urgente entre el primer ministro Yatsenyuk y los representantes de los sindicatos nacionales. El FTUU es la mayor federación sindical en Ucrania. Su presidente, Grigory Osovoy, dice que los sindicatos de Ucrania están enojados con la política del gobierno que "hace que la gente empobrezca y los convierte en solicitantes de las prestaciones sociales del Estado". La Federación dice que va a celebrar una huelga general el 23 de diciembre si no se cumplen sus reclamos.

Osovy explicó: "Dada la situación, la Federación de Sindicatos de Ucrania ha solicitado una reunión de emergencia entre el Primer Ministro de Ucrania, y representantes de los sindicatos nacionales para discutir cuestiones problemáticas en el programa del Consejo de Ministros de Ucrania, la restablecimiento del diálogo social y soluciones socialmente aceptables para evitar el conflicto social".

Como se informó anteriormente en el servicio de noticias de Capital, los miembros de la FTUU realizaron una gran manifestación el 15 de octubre frente al edificio donde se reunía el Consejo de Ministros. Exigieron el fin de las políticas que causan despidos de trabajadores. También exigieron una compensación salarial por el creciente costo de la vida y una voz en las decisiones del gobierno.

En Odessa, el sur de Ucrania, los trabajadores de una gran fábrica química en la zona del puerto de Odessa están protestando por la pérdida de puestos de trabajo y una amenaza de privatización de su fábrica que emplea a 600 personas. El grupo empresarial "Privat" de propiedad de oligarca Igor Kolomoysky está tratando de poner sus manos en la fábrica estatal. Es una de las empresas más rentables en Ucrania, productora de fertilizantes y otros derivados del amoníaco. Fue la mayor fábrica de su tipo en la Unión Soviética.

Los trabajadores también exigen el fin del bloqueo económico de la región Donbass debido a que su industria tiene estrechos vínculos económicos con que hay allí y se ha perdido una gran cantidad de puestos de trabajo debido a la guerra civil. En una gran manifestación el 14 de diciembre, los trabajadores gritaron,"¡No a un bloqueo! ¡Vamos a trabajar con Donbass! ¡Dejen que funciona nuestra planta! ¡Salven nuestros trabajos! ¡Kolomoysky, manos fuera de la planta!”

A pesar de las condiciones de la represión en Odessa, están teniendo lugar allí importantes protestas contra el deterioro de las condiciones sociales. El grupo 'Voz de Odessa' celebrará su próxima manifestación masiva el 19 de diciembre, exigiendo el fin de los cortes de electricidad y el aumento de las tarifas.

La consigna principal de Odessa es, '¡Queremos vivir, no apenas sobrevivir!'

En la República Popular de Luhansk (en el sureste de Ucrania) los trabajadores también están en movimiento. Los trabajadores de la planta de fabricación de equipos de minería estatal Luganskugleremont han hecho cargo de la producción y tomado la administración de la planta. La planta había se había desplomado y no se les pagaba los trabajadores. Un centenar de trabajadores han puesto en marcha la producción y están decididos a ampliarla. La planta empleaba a 2.500 trabajadores antes de Kiev lanzase su guerra civil en el este de Ucrania en abril de este año.

Como se informó a principios de este mes en “New Cold War”, trabajadores del acero en Kremenchug, centro sur de Ucrania se están movilizando y exigiendo que el gobierno de Kiev tome las medidas necesarias para mantener a su empresa en operativa. Fabrica componentes de acero y de hierro para la industria del transporte, pero ha perdido los mercados en Rusia tras el giro brusco del gobierno con la asociación de austeridad con Europa

El gobierno de Ucrania ha presentado una propuesta de presupuesto para la Rada (Parlamento) que reduciría drásticamente el salario social, incluyendo el aumento de la edad de jubilación de 57 a 65 para las mujeres y 62 a 65 para los hombres. También reduciría la edad máxima para la educación obligatoria de los niños de 11 a 9 y eliminará la garantía constitucional de la educación gratuita y atención de la salud.

Los estudiantes en Lviv en Ucrania occidental han comenzado a movilizarse y protestar contra los recortes a la educación

envió F.Moyano - postaporteñ@ 1306 - 2014-12-21 12:12:57
postaporteñ@_______________________________

Cuba-EEUU: por fin una buena noticia

18/12/14

Santiago Alba Rico *

cuartopoder

Más prudente Raúl Castro, más retórico Obama, los gobiernos de Cuba y EEUU anunciaron ayer de manera simultánea el restablecimiento de relaciones entre los dos países tras 54 años de guerra caliente y fría en la que la desproporción de fuerzas, y la inicua herramienta del bloqueo, han descascarillado la economía, pero no doblegado la resistencia de la isla. Se podrá especular a continuación sobre lo que esta medida significa, pero de entrada hay que celebrarla como una buena noticia en un mundo que multiplica las malas. Es una buena noticia para los presos liberados de una parte y de otra y, desde luego, para Gerardo Hernández,Ramón Labañino y Antonio Guerrero, injustamente encarcelados en EEUU hace ya 14 años -junto a Fernando González y René González- por haber evitado atentados terroristas y salvado vidas. Pero es una buena noticia sobre todo para la población cubana, a un lado y otro del mar, obligada hasta ahora a mantener una humillante relación clandestina y desigual.

¿Qué es lo que ha pasado? Hace ya 24 siglos el gran Pericles explicaba que no se podía ser al mismo tiempo imperialista y demócrata y que esa dimensión “imperial” -”una tiranía que no se puede abandonar sin peligro”- deja muy poco margen de maniobra para la “bondad” o la “libertad”. Pues bien, lo que une a republicanos y demócratas en EEUU es esa dimensión “imperial”, pero ese pequeño margen de maniobra marca a menudo grandes diferencias que en ocasiones nos asustan y otras veces nos alegran. Dentro de ese margen de maniobra, que los presidentes de EEUU explotan en su segundo mandato (el que ejercen “para la Historia”), estaba Cuba.

En realidad, y al revés, podría también decirse que el bloqueo a Cuba se mantenía como una afirmación de voluntad discrecional de los anteriores presidentes, y Obama ha venido a imponer una “política nacional” pragmática y sensata. El acoso a la isla, como recordaba ayer en su discurso, no servía para nada. Era una medida puramente “ideológica”, heredada de la guerra fría, contraria desde hace años a los intereses comerciales e incluso políticos de los EEUU. De hecho, en los últimos años se habían ya tomado algunas medidas que aligeraban o suspendían de hecho el bloqueo y que habían permitido algunos intercambios que, de alguna manera, preparaban y aceleraban el acuerdo de ayer. Tanto la opinión pública estadounidense como su sector empresarial empujaban en esa dirección. Pensemos, por ejemplo, en el largo y contundente editorial que publicó The New York Times el 14 de octubre pasado pidiendo a Obama el fin del bloqueo. O pensemos en la visita a la isla de Thomas Donohue, presidente de la Cámara de Comercio de EEUU (que representa a tres millones de empresas), el cual reclamó la eliminación de todas las barreras políticas que impiden a los ciudadanos estadounidenses viajar y hacer negocios en Cuba. Numerosas voces influyentes -la de la propia Hilary Clinton o Charlie Crist, exgobernador de Florida- apuntaban en la misma dirección. Asimismo, a estas presiones internas hay que añadir las externas, no sólo las simbólicas -el aislamiento de EEUU en la Asamblea General de la ONU, que acababa de rechazar un año más el bloqueo- sino también las políticas y económicas: el acoso a la isla dificulta las relaciones de EEUU con los nuevos gobiernos de América Latina, interlocutores ineludibles de la política exterior estadounidense y todos ellos favorables a la integración regional de Cuba.

Si todos estos actores presionaban en la dirección de la normalización de relaciones, cabe decir que, paralelamente, se ha aligerado una presión decisiva en sentido contrario. Me refiero al exilio de Miami, desde donde se ha impuesto tradicionalmente la posición beligerante de las sucesivas administraciones estadounidenses y que hoy ha perdido buena parte de su fuerza. Las manifestaciones de protesta contra la declaración de Obama por parte de los sectores más fanáticos -que aún pueden hacer mucho daño- no deben hacer olvidar que, por primera vez, el 52% de los cubanos instalados en EEUU desean esa normalización. No hay que olvidar tampoco que muchos de ellos no abandonaron la isla por razones políticas y que sienten la separación de sus familias y de su patria como una dolorosísima tragedia.

En Cuba se ha recordado que el anuncio de Obama no entraña de manera automática el fin del bloqueo, pero la noticia ha sido justamente celebrada por todos. La ruptura de relaciones de EEUU con Cuba y el acoso económico del poderoso vecino han marcado durante más de 50 años la vida cotidiana de los cubanos, han impedido o deformado el desarrollo del proyecto revolucionario y han alimentado una fuente siempre viva de errores políticos y pequeñas corrupciones. Hay que recordar que el acuerdo anunciado ayer entre EEUU y Cuba llega después de que Fidel Castro abandonara en 2011 la jefatura del Estado y tras la entrada en vigor, en abril del mismo año, de los llamados “lineamientos económicos”, una serie de reformas que tratan de conciliar la apertura regulada del mercado y del sector privado con las grandes conquistas sociales que Cuba ha defendido con uñas y dientes, en medio de las más grandes dificultades, durante medio siglo. Estas reformas eran ineludibles y seguramente son en sí mismas muy sensatas. Pero son también, en algún sentido, una victoria del bloqueo, no porque el gobierno cubano haya cedido a su presión sino porque constituían la única forma de neutralizar sus efectos: la doble moneda, la acumulación de divisas “muertas”, la corrupción parcial de la economía estatal y el agotamiento de una población obligada a “resolver” entre las costuras y excluida de los circuitos de consumo simbólico alimentados desde Miami. Estas reformas, que legitiman la decisión de Obama ante su propia opinión pública, dan buena cuenta de las dificultades, inducidas sin duda desde fuera pero a veces mal gestionadas desde dentro, que han atenazado la isla durante décadas y, si alivian la situación, abren también nuevos peligros. Estos peligros -el de la desigualdad social, por ejemplo- pueden verse agravados por la normalización de relaciones con EEUU. Como me decía hace años un amigo cubano: “no entiendo por qué EEUU mantiene el bloqueo; con 10 millones de turistas podría conseguir lo que nunca conseguirá con diez millones de soldados”. Por no hablar, medio en serio medio en broma, de la amenaza evocada por el conocido chiste: “¿Por qué no hay golpes de Estado en Estados Unidos? Porque no hay embajada estadounidense”. Cuba es uno de los pocos países del mundo, junto a los propios EEUU, que no tenía embajada estadounidense.

Pero no seamos agoreros. El anuncio de Obama y Raúl Castro ayer es una buena, magnífica, extraordinaria noticia en un mundo que multiplica las malas. Es una victoria, sí, de Cuba y del mundo entero, que lleva años pidiendo el fin del acoso estadounidense a la isla. En la izquierda estamos tan poco acostumbrados a ganar y desconfiamos tanto de las victorias que acabamos convirtiéndolas todas en astutas e irresistibles maniobras del enemigo omnipotente. La normalización de las relaciones entrañará nuevos desafíos para Cuba y nuevos peligros -peligros que siempre ha corrido, por lo demás, como todos los otros países de la región- pero permitirá aliviar el sufrimiento económico, psicológico y simbólico de una buena parte de la población y retomar la “revolución aparcada” sin la deformación del bloqueo, tantas veces utilizado para justificar inercias burocráticas

Pero la normalización de relaciones es también, insistimos, una victoria sobre ese poderoso vecino imperialista que ahora, para defender sus intereses en una situación de decadencia global, tiene que bajar la cabeza en un asunto “ideológico” -los que menos se negocian- cuya injusticia original y cuyos efectos destructivos han contaminado los últimos 54 años de la historia de la humanidad. El pueblo cubano, el pueblo estadounidense, los pueblos del mundo tienen hoy, por una vez, un motivo de celebración.

(*) Santiago Albar Rico es filósofo y columnista.

- postaporteñ@ 1306 - 2014-12-21 09:35:54
postaporteñ@_______________________________

Notas a la¨"Epopeya Cubana" de Claudio Katz

Guillermo Almeyra

Rebelión 19/12/14

Claudio Katz es autor de numerosos y excelentes libros y artículos sobre la economía mundial escritos con un sólido enfoque marxista. Por eso mismo me considero obligado a formular algunas observaciones sobre su artículo “La epopeya cubana” que circuló por las redes sociales e incluso fue elogiado por militantes revolucionarios, trabajo que, en cambio, considero un peligroso traspié histórico, político y teórico - explicable pero no justificable- por el contagioso atilioboronismo que padece una parte de la izquierda y de los sectores académicos en Argentina.

A mi juicio, Katz identifica revolución cubana y dirección castrista de la misma, revolución, gobierno y Estado y, por último, Estado y partido. Además, al considerar a Cuba socialista y considerar socialistas a la Unión Soviética stalinista y los países controlados por el stalinismo confunde indirectamente el socialismo con la estatización de los medios de producción y con el reforzamiento de un Estado centralizado burocráticamente, al estilo de la Unión Soviética, cuando el socialismo como lo pensaba Marx sería una “federación de libres comunas asociadas” y la autogestión social generalizada con plena democracia para los trabajadores libremente organizados. En el socialismo los consejos de obreros y campesinos construyen desde abajo un Estado democrático de transición que impida la creación de aparatos burocráticos y vaya debilitándose y desapareciendo en un período prolongado cuya duración dependerá de la eliminación del poder burgués en cada vez más regiones del mundo y también del aumento de la cultura y la capacidad de autoadministración de los productores libres y de la superación gradual de las desigualdades entre el trabajo manual y el intelectual, la creciente igualdad de género y la eliminación de los valores burgueses (egoísmo, hedonismo, autoritarismo y un largo etcétera), sustituidos por la solidaridad y el internacionalismo.

Pero, en mérito a la brevedad, vamos a los que considero principales errores.

En primer lugar, la revolución cubana no fue socialista sino una revolución democrática antiimperialista con vasto apoyo popular dirigida por jóvenes revolucionarios antibatistianos

Fidel Castro no era socialista ni marxista sino un dirigente radical del Partido Ortodoxo, influenciado por el guiterismo y, como dirigente estudiantil, había combatido sin tregua contra el PSP (el partido Comunista cubano de entonces). Sólo Raúl Castro se había formado en las filas del PSP. El Che Guevara apenas iniciaba en México sus lecturas marxistas y creía aún que Stalin y la URSS eran socialistas y un modelo a seguir. Camilo Cienfuegos era anarquista. Las reivindicaciones de los revolucionarios eran democráticas avanzadas y los obreros y campesinos que los siguieron lo hicieron exigiendo tierra, justicia, libertad y para poner fin al terror estatal y a la corrupción. Estados Unidos, que quería desembarazarse del sargento Batista, creyó por eso que podría utilizar a Fidel Castro (entrevista al NYT) y en la lucha antibatistiana estaban desde los seguidores del ex presidente Prío Socarrás hasta sectores estudiantiles cristianos democráticos pasando por diversos políticos liberales y jóvenes militares democráticos. La Unión Soviética y los partidos comunistas de todo el mundo, supuestamente socialistas, consideraban que el ataque al Moncada y después las guerrillas en Sierra Maestra eran simplemente acciones de “pequeños burgueses aventureros” (PC argentino). Cuando en 1957 o sea dos años antes de la entrada en La Habana creamos en Argentina un Comité de Apoyo a la Revolución cubana con la Juventud Socialista y grupos estudiantiles (del cual yo era el Secretario General) el PC argentino no participó en él y Palabra Obrera, órgano del morenismo, entonces integrado ideológicamente en el peronismo, atacaba a Fidel Castro como “gorila” y defendía a Batista y a Trujillo, amigos de Perón, frente a lo que creía una acción proimperialista mientras la IV Internacional trotskista, por su parte, ignoraba el proceso revolucionario en Cuba que le aparecía como indefinido.

Fue la incorporación masiva al M 26 y a la lucha de obreros y campesinos lo que radicalizó y comenzó a seleccionar los dirigentes, llevó a una ruptura del PSP cubano y a la incorporación a la guerrilla de un sector comunista y, sobre todo, lo que estableció la relación de fuerzas entre las clases que, después del triunfo en enero de 1959, respaldó a los revolucionarios antiimperialistas radicales y mandó a Miami a los dirigentes burgueses de la revolución.

Fue el ataque del imperialismo lo que llevó a Fidel Castro a responder estatizando las propiedades estadounidenses y, pocos años después, obligó a la URSS a reconocer con retardo una revolución que no había deseado ni ayudado a triunfar y que había combatido.

Fue el ataque imperialista pero sobre todo el salto de conciencia de los trabajadores cubanos lo que profundizó la revolución democrática impulsándola hacia la construcción del socialismo, en Cuba y en el mundo, y llevó a emigrar a los burgueses y sus seguidores. Después, los partidos revolucionarios se unificaron y terminaron formando un nuevo Partido Comunista que en sus comienzos debió depurarse de los stalinistas que querían controlarlo con la ayuda de las embajadas de los países “socialistas” (proceso contra Escalante y su microfracción).

Este proceso antiimperialista democrático radical sentó las bases para la transformación de la mayoría del pueblo cubano, que nunca había sido anteriormente socialista, en constructor de algunas de las bases del socialismo. Las masas de América Latina se reconocieron entonces en esa revolución y comenzaron también a reconocer la dirección de la misma, que durante un primer e importante período no confiaba en la URSS ni dependía de ésta. Eso hizo en efecto que se produjera una radicalización y crisis en los partidos socialistas y comunistas, los cuales se fragmentaron y entraron en su declinación final así como también una fuerte radicalización socialista en partes importantes de las juventudes, sobre todo urbanas que cambió toda la situación en nuestro continente

Pero en Cuba, contrariamente a lo que cree Katz, no hubo ni hay un “proceso socialista” en el sentido de un proyecto inicial que avanza con altibajos. Sí existe, en cambio, la lucha -aún en curso y aún no resuelta- de una parte importante del gobierno revolucionario, del PC cubano y del pueblo de Cuba por construir las bases del socialismo, tarea que todos saben hoy que no se podrá realizar sin apoyarse en un proceso revolucionario anticapitalista mundial.

Ese sector dominante del gobierno no construyó tampoco desde el comienzo “un esquema económico-social no capitalista” sino que hizo frente valientemente –y empíricamente- a las medidas del imperialismo (que buscaban y buscan desarrollar en Cuba, para asfixiar la revolución, la escasez, la burocracia, el verticalismo en el mando, la militarización de una parte muy grande de la juventud). A pesar de la dependencia del mercado mundial capitalista, ese grupo trató de encontrar resquicios, apoyándose en la URSS y en COMECON, para edificar un capitalismo de Estado y para combatir la reconstrucción de una clase capitalista nacional ligada al imperialismo, combatiendo burocráticamente a la burocracia y la corrupción que fomenta el bloqueo estadounidense y el mercado mundial capitalista, en el cual está insertada Cuba.

Una vez derrumbado sin lucha el régimen burocrático del “socialismo real” que imperaba en la URSS y en los países dirigidos por el stalinismo Cuba resistió, a diferencia de los países de Europa oriental donde la burocracia “socialista” se hizo inmediatamente burguesa, no porque era “socialista” sino porque el Estado- y el gobierno- contaban con el consenso que les daba sobre todo el sentimiento democrático antiimperialista, ese hilo rojo presente en toda la historia cubana.

Otra cosa: La URSS no tuvo, como dice Katz, “dificultades para cortar los lazos con el mercado mundial” sino que estaba integrada en éste de un modo particular y las ideas del “mercado mundial” formaban a la burocracia dirigente: por eso cayó sin resistencia alguna, ni siquiera la de un PC burocratizado que tenía 18 millones de miembros.

Además ni las reformas de Liebermann en la URSS, ni la política de los dirigentes “comunistas” en Hungría, ni el funcionamiento de la economía yugoslava, con su autogestión falsa sometida a la dirección centralizada del Estado-Partido (en la que el Estado, de funcionamiento burgués, dirigía un Partido burocrático que tenía valores burgueses pero no era burgués), pueden ser un modelo para Cuba, como lo demuestra, entre otras cosas, el estrepitoso fracaso de todas esas políticas.

Porque el problema principal no son las imposiciones del atraso y lo reducido de la población cubana ni el bloqueo de años: es la orientación política de la dirección política y económica central. Ésta siempre identificó el Partido con el Estado y sometió a aquél a las necesidades de éste, que se ve obligado a actuar en el mercado mundial capitalista y en las relaciones estatales intercapitalistas y reproduce las relaciones y los valores capitalistas en un proceso revolucionario que evoluciona en cambio según los vaivenes del enfrentamiento mundial entre los explotados y los explotadores y las relaciones de fuerzas sociales cambiantes en escala mundial.

Además, el intento voluntarista de lograr una zafra azucarera de 10 millones de toneladas desordenó toda la economía y, como el trabajo voluntario, de muy baja productividad aunque de importancia político-moral, no fueron, como sostiene Katz, “paliativos” a una línea verticalmente centralizada que sustituía con directivas del aparato estatal la libertad de organización y la autoorganización de los trabajadores. Por el contrario, convertidos ya desde los primeros años de la revolución los sindicatos en meras correas de transmisión del Partido único el cual estaba orientado por las necesidades imperiosas de un Estado que sigue siendo burgués y combatida la autoorganización y la autogestión obreras, impuesta la aberración del partido único de modelo stalinista todo pasó a depender de la comprensión y hasta de los caprichos de una dirección que sin duda era revolucionaria pero no era marxista y cuyo internacionalismo era un apoyo de Estado a Estado, no a procesos revolucionarios salvo en caso excepcionales (el apoyo a Argelia en la guerra con Marruecos, por ejemplo, o la acción de los médicos cubanos en África Occidental contra el ébola).

Claudio Katz hace también una caricatura de las posiciones fundamentales que se enfrentan hoy en Cuba. No son tres –la continuista, la de los que aspiran a aspiran a convertirse en capitalistas, como sucedió con los burócratas stalinistas de los países de Europa oriental y con los chinos, la dogmático-ortodoxa a la que critica largamente con toda razón, y la que pediría inmediatamente una revolución socialista mundial que supuestamente resolvería todo pero que, evidentemente, es imposible en las condiciones actuales.

Existe otra, minoritaria y difusa en la que desde hace decenios me inscribo y con la cual colabora, que propone una política revolucionaria y autogestionaria que no ignora la realidad de los problemas y de las imposiciones del mercado y hace críticas propositivas. La primera, esquematizando, se apoya en el poder, en el aparato del ejército, en la mayoría del partido. La segunda anida, como en Venezuela, en la burocracia, entre los cínicos y desmoralizados y los tecnócratas. La tercera es deleznable como fuerza. Pero la última, autogestionaria, que Claudio calla, no porque aunque pequeña y no muy homogénea, serpentea entre una parte importante de los intelectuales revolucionarios comunistas o anarquistas y está atenta a lo que se escribe sobre Cuba en el exterior.

¿Quién puede negar la necesidad de apoyarse en la entonces Unión Soviética para reducir el costo del bloqueo estadounidense? ¿Pero era necesario decir que Brezhnev era un gran marxista, apoyar la invasión a Checoeslovaquia en 1968 o considerar que los consejos obreros húngaros o la movilización de la clase obrera polaca en 1980 estaba instigada por la CIA? ¿Quién podría oponerse a la intervención revolucionaria en África? ¿Pero era necesario apoyar al sangriento dictador Teodoro Obiang, de Guinea Ecuatorial, declarar gran marxista al somalí Siad Barre, agente de Estados Unidos, sostener la dictadura etíope de Haile Mariam, que oprimía a los eritreos? ¿La necesidad de romper el aislamiento en el campo diplomático latinoamericano imponía necesariamente reconocer el fraude en México y reconocer antes que nadie a Salinas de Gortari en medio de la movilización popular que lo resistía o apoyar como “antiimperialista “al dictador argentino Videla? ¿La necesidad de recurrir al turismo debe por fuerza llevar a construir lujosos campos de golf o marinas exclusivas? ¿No habría que preguntarse sobre los efectos políticos y morales de esa línea en escala internacional y en la misma Cuba?

Es cierto que la democracia por sí misma no aporta soluciones (aunque facilita la toma de decisiones justas) y que en Cuba no hubieron ni gulags, ni asesinatos, ni manicomios para los opositores pero ¿fueron simples “errores” los campos de trabajo forzado para “curar” a los homosexuales, la prisión sin juicio durante años a los trotskistas, militantes de la revolución en Sierra Maestra por “estudiar El Capital sin el permiso previo del partido o la aplicación de la pena de muerte a unos marginales que habían secuestrado un ferry? ¿Discutieron los trabajadores la política económica, o los despidos de millones y las opciones posibles? ¿No es acaso absolutamente necesario y conveniente discutir previamente con los interesados directos- los trabajadores- hasta dónde hacer concesiones, puesto que recurrir al turismo, por ejemplo, aunque muy peligroso, es inevitable, en el campo financiero, de la propiedad inmobiliaria, de las empresas mixtas, etc.?

Cuba vive una NEP, es decir, decir, la coexistencia entre las imposiciones del mercado mundial, del cual depende, y del mercado controlado a escala nacional, por una parte, y los lineamientos (no puede hablarse de plan) del gobierno. La relación de fuerzas es muy favorable a la burguesía mundial y a sus influencia en la isla y, por consiguiente, el gobierno tiene que tomar medidas que no querría y que le son impuestas (por ejemplo, ¿qué sucederá en esta situación económica mundial con el precio del níquel o con el abastecimiento petrolero venezolano? ¿Cuál será el efecto del levantamiento del bloqueo estadounidense y de la afluencia masiva de viajeros, dólares y compradores que darán una sólida base a la neo burguesía?¿Qué sucederá ahora cuando se multiplicarán por mil y potenciarán los blogs contrarrevolucionarios de miles de Yoannas? Precisamente por eso la construcción de consenso mediante la democracia autogestionaria estimularía la capacidad de resistencia contra el capitalismo, elevaría la productividad, sería un arma fundamental para reorganizar la economía y crear una base política mayor al gobierno mismo, combatiendo la apatía, la desmoralización, la resignación, sobre todo en los medios juveniles.

Las medidas burocráticas son insuficientes y muchas veces erróneas. Las cooperativas no son anticapitalistas por sí, se basan en el mercado y en la propiedad privada. Pueden tener más personal y menores costos si son administradas democráticamente por asambleas, pero no reemplazan la autogestión obrera en las empresas del Estado sino que extienden y fragmentan en miles de pequeños dueños la propiedad capitalista y, aunque enseñan a trabajar por el bien colectivo, aíslan y separan a los socios del resto de la población. Conceder mayor autonomía a las empresas y más poderes a los administradores, enseña el caso yugoslavo, lleva al egoísmo de la empresa, a la competencia entre las empresas, a las decisiones autoritarias de los jefes. Si las cooperativas y una mayor eficiencia y productividad de las empresas resultan hoy inevitables e imprescindibles, más imprescindible aún es el control obrero y la participación de la base en la adopción de todas las decisiones.

Esperar el Mesías de la revolución mundial es esperar un milagro salvador sin hacer nada para cambiar la terrible situación en que se encuentra Cuba, con un abastecimiento incierto en combustibles en el caso de una crisis en Venezuela, con un aumento de la temperatura que desertifica las tierras, con huracanes cada vez más fuertes por el cambio climático y en medio de las dificultades graves de la economía rusa y china. Achatarse sobre el pragmatismo y el burocratismo oficiales considerando que son realistas y no tienen alternativa, es esperar pasivamente una crisis política y social profunda que amenazará las conquistas restantes de la revolución. El dogmatismo y la ortodoxia en el fondo ayudan al mercado capitalista que dicen querer combatir. La autogestión social generalizada, manteniendo la NEP, lejos de ser una utopía, es la única salida política-social y económica que permitirá reducir los daños y crear las condiciones para salvar la revolución.

- postaporteñ@ 1305 - 2014-12-20 23:56:41
postaporteñ@_______________________________

La lucha de un grupo de plantadores de caña de azúcar de las colonias Raúl Sendic, Campo Placeres y Paipaso

Están acampados frente al ingenio de Alcoholes del Uruguay (ALUR) en Bella Unión, Artigas, aguardando la respuesta de la empresa a sus reivindicaciones

El día miércoles 17 de diciembre 2014, compañer@s organizados de colonia Raul Sendic, Colonia Placeres, Colonia Elizeo Salvador Porta (paipaso) y sindicato UTAA, nos movilizamos hasta la planta ALUR con el fin de negociar una partida especial de fin de año, que responda a las necesidades que cada grupo de trabajadores requiere.

En este marco la empresa proponía partidas diferenciadas donde aquellos colonos que alcanzaran la meta impuesta por ALUR de 6.000 kg de azúcar por hectárea, recibirían partidas superiores que quienes no alcancen ese piso.

Los compañer@s de todas las colonias mencionadas en acuerdo con UTAA acercaron un planteo donde se destaca el espíritu de equidad dado que la meta fijada por ALUR no fue alcanzada por responsabilidad de la empresa que no retiro la caña en tiempo y forma, produciendo de esta manera la pérdida de peso por deshidratación de la misma.

Luego de varias instancias de diálogos gracias a la firmeza, convicción y capacidad de lucha de todos logramos esta nefasta situación que pretendía dividir a los trabajadores, como trabajadores de primera y trabajadores de segunda, premiando a unos y golpeando a otros arbitrariamente.

Dejamos claro que esto es inaceptable y en ese punto nos plantamos hasta lograr el objetivo de partidas equitativas.

Dando un contundente mensaje a la burguesía y a la burocracia.

"No permitiremos mas divisiones", "Unidad solidaria y combativa contra la explotación siempre"

"HAY QUE ENDURECERSE SIN PERDER LA TERNURA" 

 los cumpas

PRODUCTORES RECLAMAN POR UNA PARTIDA ESPECIAL

RIVERA FREDDY FERNÁNDEZ jue dic. 18 2014

Sergio Pintado, uno de los productores que está en el lugar, indicó a El País que son "sesenta familias y nuestra reivindicación cuenta con el apoyo de la UTAA (Unión de Trabajadores Azucareros de Artigas)"

Los llamados "peludos" de ésta forma "marcamos nuestra disconformidad con el planteo de ALUR de otorgar una partida económica de fin de año, que consideramos insuficiente e inequitativa dejando a compañeros que producen todo el año sin la necesaria partida", sentenció Pintado.

Este productor indicó que ALUR ofrece $ 1.500 hasta diez hectáreas. Además, impone como condición que "hayan cosechado más de seis toneladas", esa exigencia, "hace que la mayoría no esté en condiciones de recibir la partida"

En octubre la Justicia confirmó, en segunda instancia, un fallo contrario a la ocupación y piquete sindical desarrollado en agosto por los trabajadores de una empresa constructora en la planta de etanol de ALUR en Paysandú

La medida sindical fue adoptada por los trabajadores de la empresa Saceem, una de las constructoras contratadas para llevar a cabo la obra de la planta de etanol de ALUR (cuyo principal accionista es Ancap) que se inauguró en octubre pasado

- postaporteñ@ 1305 - 2014-12-20 23:45:41
postaporteñ@_______________________________

El Wojtyla latinoamericano cosechó su primer éxito

Los Castro le pusieron el moño a la restauración

NUEVO POSICIONAMIENTO ESTRATÉGICO de la Casa Blanca, que intenta capitalizar políticamente la apertura económica que impulsa Raúl Castro y no quedar afuera del jugoso negocio que implica para muchas empresas norteamericanas.

OBAMA ESTÁ ACEPTANDO, en los hechos, la estrategia de la burocracia castrista consistente en una “vía china” de restauración capitalista manteniendo el régimen de partido único y la conducción del Estado por la burocracia gobernante.

LO QUE TODOS OCULTAN, EMPEZANDO por la burocracia castrista —que busca reciclarse como nueva clase capitalista—, es que este acuerdo, pergeñado y bendecido por la Iglesia Católica es la puerta de entrada a la consumación de la restauración capitalista que viene preparando“sin prisa pero sin pausa” el gobierno de Raúl con el aval explícito de Fidel desde su retiro político.

LOS GRANDES BURÓCRATAS EN EL GOBIERNO que dirigen las principales empresas del país y controlan el comercio exterior se asocian al capital trasnacional (el stalinismo cubano sigue los pasos del ruso)

NADA PROGRESIVO VENDRÁ de la mano de los capitalistas, de la burocracia castrista o de la Iglesia Católica para el heroico pueblo cubano, que protagonizó la primera revolución socialista del continente y resistió durante décadas las peores condiciones producto del acoso imperialista y la planificación burocrática de la dirección castrista

http://www.laizquierdadiario.com/EE-UU-reanuda-relaciones-diplomaticas-con-Cuba-despues-de-53-anos?utm_content=buffer63c93&utm_medium=social&utm_source=twitter.com&utm_campaign=buffer

Juan del Sur - postaporteñ@ 1305 - 2014-12-20 23:42:42
postaporteñ@_______________________________

¡Libres los presos, fin al bloqueo contra Cuba!

Gilberto López y Rivas

La Jornada  19/12/14

No pasaron inadvertidos los editoriales del influyente periódico The New York Times en torno a Cuba, publicados durante este año que termina, que expresaron posiciones para cambiar la política de agresión de Estados Unidos en contra del gobierno socialista de la isla, que se mantuvo más de medio siglo. Esto explica, en parte, la decisión anunciada hace dos días de reanudar las relaciones diplomáticas entre ambos países y llevar a cabo un canje de presos que trajo finalmente a su patria a los tres agentes cubanos que permanecieron más de 16 años en las prisiones de la metrópoli imperialista hegemónica, a cambio del agente Alan Gross.

Precisamente en uno de esos editoriales, fechado el 2 de noviembre y titulado Canje de presos con Cuba, se reconocía que Gross, un subcontratista del gobierno estadunidense, realizó acciones encubiertas en Cuba, fingiendo ser turista, y transportó furtivamente equipos de comunicación durante múltiples viajes, hasta que fue detenido por la seguridad cubana y condenado en 2011 a 15 años de prisión por actos que atentan contra la integridad del Estado. El texto planteó que la idea del intercambio de agentes, que por cierto varias veces se realizó con la extinta Unión Soviética y con la actual Federación Rusa, provenía de funcionarios norteamericanos no identificados, pero que supongo trabajan en el Departamento de Estado, dada la oposición manifiesta de sectores ultraconservadores de otras secretarías a este tipo de negociaciones con países estigmatizados dentro del supuesto eje del mal. El editorial destacaba las críticas al gobierno de Obama que surgieron en mayo de este año, cuando Estados Unidos negoció la liberación de un soldado hecho prisionero en Afganistán a cambio de cinco líderes del movimiento talibán.

La decisión del canje de Gross por Gerardo Hernández, Ramón Labañino Salazar y Antonio Guerrero Rodríguez dependió directamente del presidente Obama, quien por acción ejecutiva suspendió el resto de las condenas a los reos. En el editorial se destacaba que el intercambio de agentes de inteligencia era justificable si se tiene en consideración el largo periodo que han estado presos, las críticas válidas que han surgido respecto de la integridad del proceso judicial que enfrentaron, y los posibles beneficios que un canje podría representar para lograr un acercamiento bilateral. Se asentaba que valía la pena hacerlo en el caso de Gross, dado que según la perspectiva de los editorialistas, su arresto fue consecuencia de una estrategia irresponsable por parte de su gobierno, el agente estadunidense se encontraba enfermo, había perdido 45 kilos de peso durante su detención y amenazaba con quitarse la vida si no recobraba su libertad. “Si Gross muere estando en custodia –concluía el texto–, la posibilidad de establecer una relación más saludable con Cuba desaparecerá por varios años”. Y añadía: Obama tiene que reconocer que esto es enteramente evitable, pero hay que actuar pronto, y así fue

Muy destacables fueron las opiniones críticas con respecto al proceso jurídico de los cinco héroes, al admitir que se llevó a cabo con deficiencias de procedimiento y mencionar el hecho de que tres jueces del juzgado de apelaciones del distrito 11 habían revocado los fallos condenatorios, habiendo determinado que un conjunto de factores impidieron que los acusados tuvieran un proceso justo. Se hacía evidente para estos jueces la enorme hostilidad contra el gobierno cubano en Miami, lugar del juicio inicial, y la cobertura mediática que vilipendiaba a los agentes cubanos, lo que resultó en un jurado prejuiciado y parcializado en su veredicto. Sin embargo, en una revisión posterior del caso se dio revés a este fallo y se restituyeron los veredictos.

Este editorial, no obstante la sensatez de las propuestas que finalmente fueron aceptadas por Obama, no dejaba de estar sazonado de juicios en favor de la política imperialista, considerada como agenda prodemocrática de Washington, y a la vez, de satanización del gobierno cubano, calificado de Estado policial. Esto es lógico tomando en cuenta que es un medio de comunicación con autonomía relativa en cuestiones tácticas pero finalmente representante de los intereses estratégicos del imperio. También influyó en el paso dado un hecho destacado en el inicio de otro editorial, que con el significativo título de Tiempo de acabar el embargo de Cuba (11/10/14), señalaba que por primera vez en más de medio siglo, cambios en la opinión pública estadunidense y una serie de reformas en Cuba han hecho que sea políticamente viable reanudar relaciones diplomáticas y acabar con el embargo insensato. En esa misma línea, el diario cita una reciente encuesta que establecía que 52 por ciento de estadunidenses de origen cubano en Miami piensan que se debe terminar el embargo y una amplia mayoría quiere que los dos países restablezcan relaciones diplomáticas, lo que por fin tendrá lugar.

En este mismo artículo editorial se volvía al caso del agente Alan Gross, indicando que la reanudación de relaciones diplomáticas ayudaría a resolver su situación de manera favorable, siempre y cuando, como ocurrió, se hiciera a partir del intercambio por los tres agentes cubanos que se encontraban todavía en prisión. Este paso por parte de Obama, para lo cual no requería respaldo del Congreso, va a permitir a Estados Unidos ampliar áreas de cooperación en las cuales las dos naciones ya trabajan conjuntamente. Éstas incluyen la regulación de flujos migratorios, operaciones marítimas e iniciativas de seguridad de infraestructura petrolera en el Caribe. Asimismo, los editorialistas consideraban que un cambio en la política de Estados Unidos con Cuba, que incentive el desbloqueo de una de las sociedades más educadas del hemisferio, ayudaría a mejorar sus relaciones con varios países de América Latina y a impulsar iniciativas regionales dañadas por el antagonismo entre Washington y La Habana. ¡Bienvenidos a la patria!

gilberto - postaporteñ@ 1305 - 2014-12-20 23:39:20
postaporteñ@_______________________________

CUANDO EL ?TIEMPO? ES EL ÚNICO JUEZ DE NUESTRAS PATRAÑAS

 FRENTE PATRIÓTICO ARTIGUISTA

          TRABAJAMOS OTEANDO EL FUTURO

                               URUGUAY, mes diciembre del 2014

...”Y el cuentico comenzaba, así..., había una vez, etc.,...etc.,...etc.

Leemos y releemos al “amigo” Aníbal Terán Castromán en su publicación de la Posta 1303 del 5/12/2014 y sabíamos que así sucedería desde hace mucho tiempo, lo dijimos el 5/08/2012 en la Asamblea de Tacuarembó, lo publicamos en la Posta y lo volvemos a hacer, para confirmar que las “formas” van de la mano del “pintor” que intenta ejecutar la “obra”, ¿verdad? Terán Castromán. ¡Veámoslo!.

En la ANP – Asamblea Nacional Permanente cada vez que “fue necesario” funcionó el bisturí cúbico por abajito de la mesa trampeando “una y mil veces” a todo lo que se le opusiera a “sus” designios, incluyendo, alguna que otra vez, a los propios productores de Cerro Chato y Valentines que los “cortadores de película” -viejos conocidas/os todas/os- adherentes como “cuadros” políticos, pinta/muros, y de servicios de la UP – Unidad Popular, y que supieron mantener las riendas en la senda parlamento dentro de la ANP, para que, cuando fuera necesario juntara votos para el “otro” apéndice izquierdista del capitalismo bueno como “nueva” variante de remendar verseando desde el parlamento burgués en “tono” virtual seudo revolucionario al mejor estilo seispuntista.

Y todavía se “arrogan” como algunos “otros” de disfrazarse para intentar seguir representando ideológicamente a los “buenos” dirimiendo según “su arte”, lo: ¿que está bien?, y, ¿que está mal?, y por supuesto entronizados desde el podio aparatista a la vieja usanza aplicada en el Penal de Libertad, dan sus directivas para: ...”el hagan”..., creyéndose que son los únicos que lo podrán ¡hacer!, vaya manojo de bravos y heroicos pichones del capitalismo “bueno”

Hablan de Cuba, Venezuela, Ayotzinapa, etc., etc., y,..., ¡también!, son los dueños políticos, ideológicos y de servicios, entonces,...resulta, que,... la única culpable de todito el desvarío político ideológico diversionista es, la Posta Porteña, ¡entonces!, y, otra vez encaramados en el podio  gritan al unísono, ...Posta Porteña, ¡a mí!, no me publiques ¡más!. Por lo que surge la pregunta más humilde y racional, ¿les duele que otros digan sus verdades?, ¿a quién le ganaron, ¡ustedes!,?, manga de heroicos de arpillera, entre, los que te incluyo, ¡Aníbal!

Para mayor comprensión de vuestra parte, te adjuntamos éste tramo publicado cuando “eras” solamente ecologista, hace apenas, un par de años y poquito, esperamos como FPA – Frente Patriótico Artiguista tus autocríticas, porque de lo que se trata es de honestidad militante. Ahí, te va:

TACUAREMBÓ MOVILIZADO

RESULTADOS Y CONCLUSIONES PARA UNA ÚNICA LUCHA

A modo de una introducción necesaria

Concurrimos al llamado que se realizó en el dpto. de Tacuarembó para tratar los temas relacionados con la minería a cielo abierto, el día sábado 11 del cte. mes dónde participaron aproximadamente 250 convocadas/os y alrededor de 30 organizaciones que de una u otra forma cada una de ellas están relacionadas con los temas que se proponían.

En un ambiente formal y fraterno una/o a una/o fueron proponiendo sus puntos de vista y pareceres durante todo el día a partir de las 9y30 de la mañana y lentamente se fueron creando y consolidando con las ponencias las “posiciones” y “posturas” de las/os diferentes enfoques, tentativamente buscando esclarecer una misma dirección.

Fuimos muchos los conocidas/os que nos encontramos allí y cada cual sabe dónde está militando, que hace y que propone para participar en ese tipo de eventos.

Por tal razón debemos de protestar fraternalmenteporque al conocernos -sin misterios- no entendemos de ¿por qué mentir? de nuestro origen de militantes activos de diversos sectores políticos de la izquierda que burlonamente “encubiertos” tras fórmulas de organizaciones ecologistas o sindicales forman parte de estas convocatorias.

Lo que advertimos, allí lo vimos multiplicadas/os, ¡por muchos!.

Creemos que no vale la pena flechar la cancha para disminuir sectariamente, como lo hace desde siempre y con más fervor desde hace algún tiempo el 26My “correr” posibles futuras/os compas que concurren a informarse, cuando lo que se necesita hacer en forma contraria urgentemente es sumar aquellos que se acercan “con las orejas abiertas” porque de alguna forma sus intereses son o podrán ser golpeados y necesitan agruparse para poder defenderse de los abusos que contra ellos se están cometiendo por las mineras y otras que actúan en nuestro medio y por el propio gobierno que no emite ninguna muestra de cambiar esta artera situación.

Decimos esto, porque en determinado momento de la participación de las/os  compas con sus ponencias, se argumentó en la asamblea por parte de uno de los representantes de la organización MOVUS – Movimiento por un Uruguay Sustentable que allí “no era el lugar” para organizaciones políticasy que solamente podían estar las organizaciones sociales.

No entendimos su planteo porque allí estaban participando “veladamente” -y él lo sabe- muchas de las organizaciones conocidas/os con sus militantes políticos activas/os, representantes de 14 organizaciones políticas de la izquierda que al día de hoy gestionan coordinadamente crear un Frente de Poder Popular, toditas/os  allí “encubiertos” en organizaciones sociales y por supuesto -y si es necesario- ecologistas.

Entonces para que mentirnos. ¡No a los versos tramposos!. ¡Mejor callémonos la boca!, porque absolutamente todas/os tenemos la cobertura social.

Pero debe de ser para preocuparse a los compas que organizan estas actividades porque en la medida que aumentan y crecen sus convocatorias por todo el país, los partidos blanco y colorado -los que están muy interesados en el tema- principalmente en forma “encubierta” o no, actuarán si o si, porque saben muy bien que todo se debe a los intereses propietaristas territorialesde la gente del interior y la irrupción saqueadora de las mineras a cielo abierto y las demás empresas transnacionales que ya actúan y otras que gestionan actualmente el “manotear algo substancial del festín” que dispone a “mesa servida” este gobierno corrupto, y por dónde se define el futuro cierto de nuestro país todo, las propiedades privadas de nuestro interior.

La movilización ideológica/ecologista es motivante pero no definidorade nada cierto en cuanto a la propiedad privada de la tierra.

Ni siquiera a que la gente productora propietaria movilizada se mantenga siempreen las organizaciones propuestas actualmente, de hecho y de partida conceptualmente se puede definir como “la burbuja” que la historia cierta deberá hacer reventar, ¡siempre!. Lo define los propios intereses de cada parte que la integran.”...

...”Podemos consensuar una fórmula única de rápida aproximación

Debemos de interpretar esta realidad conceptualmente dentro de una única bandera que complete en un todo para las reivindicaciones estratégicas de mayor jerarquía, de forma que contenga el total de las mismas o directamente o en representación que la identifica.

En primer lugar encontramos que tanto el agua dulce de uso y consumo para la vida toda y en forma especial para la humana, como la propiedad de la tierra y su gestión de utilidad y posesión y los manejos genéticos agrícolas/ganaderos se consolidan como estratégicos para la continuidad de la vida toda.

Esta unidad de intereses vitales estratégicos son y serán de máxima identificación para las definiciones políticas de cualquier gobierno que pretenda ejercer el poder buscando el progreso y bienestar futuro de su pueblo.

Del mismo modo, también lo serán para las organizaciones sociales y políticas que pretendan movilizar a la mayoría de los sectores de la población en la dirección de la defensa de sus intereses vitales estratégicos de futuro

Por lo tanto tenemos que conceptualizar que por un lado se encuentra la defensa de los intereses más sentidos y por el otro la identificación de conjunto de todos aquellos que nos saquean rapazmente esos intereses.

Entonces tenemos que: debemos de movilizarnos para la defensa de la vida contra el neocolonialismo y emplear todas nuestra fuerzas y organizaciones movilizadas contra el neo extractivismo lo que se identifica representadas en todas las empresas transnacionales que en contubernio con el gobierno proceden a saquear y rapiñar las riquezas nacionales.

Entendiendo por neo extractivismo de aquellas actividades que remueven para extraer grandes volúmenes de recursos naturales los que no son procesados (no integrando mano de obra local) o en todo caso se lo hace en una mínima escala y estos volúmenes son específicamente para la exportación, estas actividades no sólo se limitan a los minerales, al petróleo o al gas sino que se extiende a las explotaciones agrarias, forestales, pesqueras y otros

Por lo que proponemos nuestros puntos de vista en la dirección de levantar las banderas de lucha contra el neo extractivismo saqueador que llevan adelante las empresas transnacionales que gestionan actualmente producciones puntuales y otras en curso de aprobaciones  por el gobierno colaboracionista con el neo colonialismo.

Los planes para las implementaciones se deberán de hacer con las tomas de decisiones de las direcciones correspondientes.

Sin otro al respecto y en movimiento de construcciones en las direcciones trazadas, les saludamos fraternalmente, por:”...

TAMBIÉN LA UP – UNIDAD POPULAR, DIJO ¡UNA COSA!, E ¡HIZO OTRA COSA!

Amigo, Aníbal Terán Castromán, candidato por la UP – Unidad Popular a la Intendencia Departamental del departamento de Treinta y Tres, en los comicios del 10 de mayo del 2015

¿Verdad Aníbal?, persiguieron al FPA, lo desautorizaron, y lo ningunearon varias veces, la peor y más arrastrada, la de la Asamblea del Sauce dónde el dedometro de los “agentes” de turno operaron -ellas y ellos-, al mejor estilo staliniano del “viejo” seispuntismo del Penal, o, acaso ¿no fue así?, por lo que nos retiramos de la ANP esperando que se “sacaran” la careta. ¿Habrá autocrítica?....

CONCEBIR ENTRE TODAS/OS EL BUEN VIVIR ARTIGUISTA ES HACER LA UTOPÍA

LA LUCHA POR EL SOCIALISMO, ES EL DERECHO A CONSTRUIR UNA VIDA DIGNA 

FPA - postaporteñ@ 1305 - 2014-12-20 23:35:20
postaporteñ@_______________________________

EL ÚLTIMO TREN. Un recorrido por la vida militante de JOSÉ LUIS NELL (1940-1974)

(Novela biográfica) Autor: Sebastián Giménez

El último tren. Un recorrido por la vida militante de José Luis Nell, recorre en forma novelada distintos episodios protagonizados por un militante cuya vida es el reflejo del compromiso de toda una generación que buscó el sueño de un país socialista.
Por estas páginas, se abren camino el asalto al policlínico bancario con la Tacuara Revolucionaria. Su estadía en prisión tanto en Argentina como en la vecina Uruguay. Su viaje a China. Su paso por los Tupamaros. El reencuentro clandestino con sus padres. Su integración a Montoneros. El trabajo militante en Lanús. El amor que vivió con Lucía Cullen, su compañera hasta el final. La tragedia de Ezeiza. La discusión con la conducción de Montoneros por el asesinato de Rucci. Frente a las vías del tren, en el momento límite de su vida, José Luis Nell indaga al peronismo y los sucesos de su propia vida intentando buscar la última explicación, el sentido de todo.
En estas vibrantes páginas se vislumbra el compromiso de una vida y de toda una generación que se jugó por una Argentina socialista. Se desarrollan hechos que marcaron la historia reciente de nuestro país y se vuelve a revivir el sentido de la militancia de esa época, despertando viejas polémicas y quizás haciendo surgir nuevas preguntas. Porque el pasado no es algo inerte, muerto, sino que vuelve como interpelación constante para lograr la Argentina más justa y solidaria que continúa siendo hoy una deuda pendiente. Profesor de enseñanza primaria y Licenciado en Trabajo Social.

Sebastián Giménez Publicó artículos sobre Trabajo Social y otros temas sociales en revistas digitales y de papel: revista Margen de Trabajo Social y Ciencias Sociales; revista Regional de Trabajo Social de Uruguay y revista Debate público, reflexión de trabajo social de la Universidad de Buenos Aires.

Publicó artículos en la página web del Consejo Profesional de Trabajo Social de la ciudad de Buenos Aires y participó del libro “20 AÑOS DEL CONSEJO EN 200 AÑOS / 200 AÑOS EN 10 ARTÍCULOS” editado por la misma entidad.

Primera edición: Ediciones digitales Margen, formato e-book, noviembre de 2014

Descarga en formato Epub » [Tamaño de descarga: 285 Kb]

posta - postaporteñ@ 1305 - 2014-12-20 23:28:40
postaporteñ@_______________________________
Anterior [1] [2] [3] [4] [5] [6] [7] [8] [9] [10] [11] [12] [13] [14] [15] [16] [17] [18] [19] [20] [21] [22] [23] [24] [25] [26] [27] [28] [29] [30] [31] [32] [33] [34] [35] [36] [37] [38] [39] [40] [41] [42] [43] [44] [45] [46] [47] [48] [49] [50] [51] [52] [53] [54] [55] [56] [57] [58] [59] [60] [61] [62] [63] [64] [65] [66] [67] [68] [69] [70] [71] [72] [73] [74] [75] [76] [77] [78] [79] [80] [81] [82] [83] [84] [85] [86] [87] [88] [89] [90] [91] [92] [93] [94] [95] [96] [97] [98] [99] [100] [101] [102] [103] [104] [105] [106] [107] [108] [109] [110] [111] [112] [113] [114] [115] [116] [117] [118] [119] [120] [121] [122] [123] [124] [125] [126] [127] [128] [129] [130] [131] [132] [133] [134] [135] [136] [137] [138] [139] [140] [141] [142] [143] [144] [145] [146] [147] [148] [149] [150] [151] [152] [153] [154] [155] [156] [157] [158] [159] [160] [161] [162] [163] [164] [165] [166] [167] [168] [169] [170] [171] [172] [173] [174] [175] [176] [177] [178] [179] [180] [181] [182] [183] [184] [185] [186] [187] [188] [189] [190] [191] [192] [193] [194] [195] [196] [197] [198] [199] [200] [201] [202] [203] [204] [205] [206] [207] [208] [209] [210] [211] [212] [213] [214] [215] [216] [217] [218] [219] [220] [221] [222] [223] [224] [225] [226] [227] [228] [229] [230] [231] [232] [233] [234] [235] [236] [237] [238] [239] [240] [241] [242] [243] [244] [245] [246] [247] [248] [249] [250] [251] [252] [253] [254] [255] [256] [257] [258] [259] [260] [261] [262] [263] [264] [265] [266] [267] [268] [269] [270] [271] [272] [273] [274] [275] [276] [277] [278] [279] [280] [281] [282] [283] [284] [285] [286] [287] [288] [289] [290] [291] [292] [293] [294] [295] [296] [297] [298] [299] [300] [301] [302] [303] [304] [305] [306] [307] [308] [309] [310] [311] [312] [313] [314] [315] [316] [317] [318] [319] [320] [321] [322] [323] [324] [325] [326] [327] [328] [329] [330] [331] [332] [333] [334] [335] [336] [337] [338] [339] [340] [341] [342] [343] [344] [345] [346] [347] [348] [349] [350] [351] [352] [353] [354] [355] [356] [357] [358] [359] [360] [361] [362] [363] [364] [365] [366] [367] [368] [369] [370] [371] [372] [373] [374] [375] [376] [377] [378] [379] [380] [381] [382] [383] [384] [385] [386] [387] [388] [389] [390] [391] [392] [393] [394] [395] [396] [397] [398] [399] [400] [401] [402] [403] [404] [405] [406] [407] [408] [409] [410] [411] [412] [413] [414] [415] [416] [417] [418] [419] [420] [421] [422] [423] [424] [425] [426] [427] [428] [429] [430] [431] [432] [433] [434] [435] [436] [437] [438] [439] [440] [441] [442] [443] [444] [445] [446] [447] [448] [449] [450] [451] [452] [453] [454] [455] [456] [457] [458] [459] [460] [461] [462] [463] [464] [465] [466] [467] [468] [469] [470] [471] [472] [473] [474] [475] [476] [477] [478] [479] [480] [481] [482] [483] [484] [485] [486] [487] [488] [489] [490] [491] [492] [493] [494] [495] [496] [497] [498] [499] [500] [501] [502] [503] [504] [505] [506] [507] [508] [509] [510] [511] [512] [513] [514] [515] [516] [517] [518] [519] [520] [521] [522] [523] [524] [525] [526] [527] [528] [529] [530] [531] [532] [533] [534] [535] [536] [537] [538] [539] [540] [541] [542] [543] [544] [545] [546] [547] [548] [549] [550] [551] [552] [553] [554] [555] [556] [557] [558] [559] [560] [561] [562] [563] [564] [565] [566] [567] [568] [569] [570] [571] [572] [573] [574] [575] [576] [577] [578] [579] [580] [581] [582] [583] [584] [585] [586] [587] [588] [589] [590] [591] [592] [593] [594] [595] [596] [597] [598] [599] [600] [601] [602] [603] [604] [605] [606] [607] [608] [609] [610] [611] [612] [613] [614] [615] [616] [617] [618] [619] [620] [621] [622] [623] [624] [625] [626] [627] [628] [629] [630] [631] [632] [633] [634] [635] [636] [637] [638] [639] [640] [641] [642] [643] [644] [645] [646] [647] [648] [649] [650] [651] [652] [653] [654] [655] [656] [657] [658] [659] [660] [661] [662] [663] [664] [665] [666] [667] [668] [669] [670] [671] [672] [673] [674] [675] [676] [677] [678] [679] [680] [681] [682] [683] [684] [685] [686] [687] [688] [689] [690] [691] [692] [693] [694] [695] [696] [697] [698] [699] [700] [701] [702] [703] [704] [705] [706] [707] [708] [709] [710] [711] [712] [713] [714] [715] [716] [717] [718] [719] [720] [721] [722] [723] [724] [725] [726] [727] [728] [729] [730] [731] [732] [733] [734] [735] [736] [737] [738] [739] [740] [741] [742] [743] [744] [745] [746] [747] [748] [749] [750] [751] [752] [753] [754] [755] [756] [757] [758] [759] [760] [761] [762] [763] [764] [765] [766] [767] [768] [769] [770] [771] [772] [773] [774] [775] [776] [777] [778] [779] [780] [781] [782] [783] [784] [785] [786] [787] [788] [789] [790] Siguiente