Postaporteñ@

Herramienta de comunicación para expresar la identidad, el trabajo y la lucha por una Patria Para Todos: La Patria Grande

Ver números anteriores

Brasil / RETRATO DE UNA UTOPÍA RETRÓGRADA

El nuevo gobierno Temer está tomando decisiones desconcertantes que lo colocan en una posición de notable fragilidad. La impresión inicial es que se trata de un gobierno sin rumbo claro, tironeado por políticos deslegitimados que lo pueden llevar al naufragio.

Raúl Zibechi

Brecha, n° 1592  Montevideo, 20-5-2016

El flamante Ejecutivo de Brasil está tomando decisiones desconcertantes que lo colocan en una posición de notable fragilidad. La impresión inicial es que se trata de un gobierno sin rumbo claro, tironeado por políticos deslegitimados que lo pueden llevar al naufragio.

De los 23 ministros que integran el gabinete del presidente interino Michel Temer, siete están procesados o investigados por delitos de corrupción, mientras que otros 12 recibieron donaciones de empresas vinculadas al escándalo de lavado de dinero de Petrobras.

La contumacia y la continuidad de la corrupción destrozan el argumento principal de quienes se empeñaron en destituir a Dilma Rousseff. Es, apenas, un síntoma de los retrocesos que encarna el nuevo gobierno. Buena parte de los ministros que integran el gabinete Temer han sido antes ministros de Rousseff. Es otra forma de corrupción: saltaron de un barco que se venía a pique para abordar otro que, esperan, siga navegando pese a las tempestades que jalonan la política brasileña. Corrupción, sinónimo de putrefacción

Hasta la Orden de Abogados de Brasil (OAB), ferviente promotora de la destitución de Rousseff, se manifestó contra la presencia de dos ministros en el gabinete que son investigados por corrupción, los de Planeamiento y de Turismo, afirmando que “quien sea investigado en la Operación Lava Jato no puede ser ministro de Estado” (Valor, sábado 14)

Tres crisis en una

La salida del PT, después de 13 años en el gobierno, se produce en medio de la mayor crisis económica de la historia nacional. El editorial del Financial Times, el mismo día de la destitución de Rousseff, se muestra escéptico de que Temer, de 75 años, sea capaz de lidiar con las tres crisis que enfrenta Brasil: la económica, la ética y la que provoca el sistema político

Según el diario londinense, urge estabilizar la economía apoyando a la industria privada, ya que las inversiones colapsaron durante la larga agonía del impeachment y el crédito se desmorona. Las acusaciones de corrupción que afectan a buena parte del Congreso pueden debilitar al recién nacido gobierno tanto como la situación de la economía, dice. “Temer debe permitir que las investigaciones sigan su curso –razona el diario de la City británica–, aunque eso lo deje expuesto, puesto que cualquier otra actitud va a corroer su magro apoyo popular.”

La tercera crisis deriva de la increíble fragmentación política que ha hecho de la democracia presidencialista brasileña una de las más complejas en el mundo, volviendo casi imposible lidiar con un arco parlamentario que incluye la friolera de 30 partidos

No será sencillo que el interinato consiga el primer objetivo. Los otros dos están fuera de su alcance. El panorama que presentan las cámaras, el principal apoyo institucional de Temer, es desolador: 313 de los 503 diputados están procesados o acusados; en la misma situación figuran 49 de los 81 senadores. El defenestrado Eduardo Cunha, el archicorrupto ex presidente de la Cámara de Diputados, nombró esta semana tres cargos en el gobierno, pese a estar apartado de sus funciones por orden del Supremo Tribunal Federal.

El caso más grotesco es el del diputado André Moura, escogido por Temer como líder del oficialismo en la Cámara de Diputados y considerado una suerte de brazo derecho de Cunha, pese a pertenecer a un pequeño partido que cuenta con apenas nueve diputados. Moura tiene tres juicios en el Supremo, no sólo por corrupción (peccata minuta a esta altura) sino también por tentativa de homicidio, según reveló Folha de São Paulo el mismo día de su nombramiento.

El prontuario de Moura es alarmante. Fue alcalde del pequeño municipio de Pirambú, en Sergipe, cargo que aprovechó para apropiarse de alimentos y celulares y para poner a su servicio una flota de vehículos con sus respectivos conductores. Según la Policía Civil, cuatro encapuchados dispararon sobre la residencia de su sucesor en la alcaldía hiriendo a un vigilante, ya que se negó a entregarle un millón de reales para su campaña electoral para diputado por Sergipe

Futuro conflictivo

Que Temer no haya sido capaz de poner distancias con Cunha revela como mínimo dos graves problemas: que forma parte de la misma camada de corruptos y que tiene miedo del ventilador que puede encender el ex presidente de la Cámara en caso de ser procesado.

Aunque grave, el paso dado por Temer es apenas una pequeña muestra del camino que está comenzando a transitar. La periodista Eliane Brum lo resume en tres frases: “Sólo blancos, sólo viejos, sólo hombres. Ninguna mujer, ningún negro. Ese retrato es una imagen poderosa porque no representa al Brasil actual”, sostiene al analizar el nuevo gabinete (El País, lunes 16). Temer cerró el Ministerio de Cultura. Una decisión no sólo polémica sino que muestra un deseo de volver al pasado.

El cientista político André Singer, portavoz del primer gobierno de Lula, lo dice sin vueltas: “Con la traumática caída del lulismo se interrumpe una vez más el intento –en el fondo el mismo de Getúlio Vargas– de integrar a los pobres a través de una extensa conciliación de clases. Venció nuevamente la fuerte resistencia nacional a cualquier tipo de cambio verdaderamente civilizatorio. Incluso el más moderado y conciliador” (Folha de São Paulo, 15-V-16). Pero el Brasil de hoy es bien distinto de aquel de 1954 que empujó a Vargas al suicidio.

De algún modo, el gobierno interino puede interpretarse como un intento de frenar los avances de las clases subalternas, de reconstruir un orden agrietado, una utopía acariciada por las clases dominantes a lo largo de la historia. Pero esa utopía, como lo muestran los dos siglos posteriores a la revolución francesa, nunca consiguió aterrizar sus sueños, porque eran pesadillas para la inmensa mayoría de la sociedad. Es difícil imaginarse un Brasil sin Bolsa Familia, sin cuotas raciales en las universidades o, como recuerda Brum, regresar a un país donde “los estudiantes de las escuelas públicas aceptaban en silencio la violación de sus derechos más elementales”.

Brasil está ante cambios invisibles, profundos, demoledores. No tanto desde 2003, cuando Lula llegó a Planalto, sino desde 2013, cuando millones de jóvenes ganaron las calles luchando contra la desigualdad. Primero en San Pablo, luego en Goiás y Rio de Janeiro, en estos momentos en Porto Alegre y Ceará, cientos de colegios secundarios fueron tomados y gestionados por jóvenes de 13 a 17 años. Sabemos lo que esto significa: una nueva generación de militantes sociales llama a las puertas del escenario político dispuesta a moverlo todo, a trastocar los planes de los poderosos

En tanto, la vieja clase política se muestra incapaz de comprender el mundo real. El nuevo ministro de Relaciones Exteriores, el socialdemócrata aliado de Washington José Serra, declaró que Brasil hará acuerdos bilaterales porque “el multilateralismo de la última década fracasó”. El país cuyo primer socio comercial es China y tiene estrechas relaciones con Asia puede tener problemas serios si insiste en la senda anunciada por su canciller

 

 “Vivimos un cambio de era, y no de coyuntura, eso explica la caída de Dilma"

Entrevista a José Correia Leite

(Docente en ciencias políticas, militante del PSOL)

Gabriel Brito, de la Redacción Correio da Cidadania, 13-5-2016

Traducción de Ernesto Herrera – Correspondencia de Prensa

Dilma cayó, Temer asumió y un clima de incertidumbre se cierne sobre el país. Si, de un lado, las manifestaciones que respaldaron el impeachment no se repitieron siquiera mínimamente después del logro, de otro lado, la reacción de los sectores progresistas, dentro y fuera del lulismo, todavía es confusa. Para analizar el intrincado momento histórico, Correio da Cidadania conversó José Correia Leite que liga la  inestabilidad brasileira a un cuadro mundial no muy diferente de crisis sin soluciones.

-Correio da Cidadania: ¿Cuáles los elementos centrales de la crisis política de este período que llevaran a la caída de Dilma?

José Correa Leite: Son dos elementos básicos de partida. El primero dice respecto a la naturaleza de lo que ocurrió. No tengo duda de que fue un golpe institucional, que está en la secuencia de un proceso visto en otros países de América Latina, como Honduras en 2009 y Paraguay en 2012. Gobiernos electos por el voto popular son sustituidos por articulaciones de ocasión de las oligarquías, para derribar legalmente al presidente. Por tanto, frustran la voluntad y soberanías populares, al ver presidentes electos cambiados por oligarcas. Es la primera caracterización. Está de acuerdo con los cambios institucionales del continente en las últimas décadas, en que los militares ya no son la columna vertebral del conservadurismo, pero, si, las instituciones políticas y los grandes medios de prensa.

El segundo elemento central que parece definidor es que tenemos el agotamiento del ciclo petista, que corresponde a un cambio de período. No es simplemente el cambio de coyuntura, sino de período histórico, en sintonía con el mismo cambio de período histórico de América Latina. El período de reformas neoliberales de los años ’80 y ’90 generó resistencias populares, que cavaron expresándose en casi todos los países, gobiernos que se decían “antineoliberales”, o con mandatos de tal orientación. Partidos de izquierda fueron capaces de galvanizar el descontento con las políticas neoliberales y llegar a los gobiernos.

Raramente tales gobiernos hicieron rupturas con la orientación política neoliberal. Tuvieron el carácter de gobiernos que aplicaron políticas que podríamos definir como de redistribución neo-extractivista. O sea, en la nueva división internacional del trabajo cupo a los países latinoamericanos el papel de ofrecer commodities, materias primas agrícolas más baratas, para el avance de la industrialización asiática. En Brasil eso fue muy claro, inclusive con énfasis no sólo en la exportación de minerales de hierro, productos agropecuarios, sino también con la extracción de petróleo el pré-sal. Al mismo tiempo, se aplicaron políticas redistributivas. Los fondos venidos de tales exportaciones eran parcialmente derivados hacia políticas de redistribución del ingreso, que tuvieron impacto positivo en el combate a la pobreza, principalmente por la inserción de capas de la población en el mercado de consumo.

Ahora volvemos, en muchos lugares, a la aplicación de la política neoliberal plena. Significa un esfuerzo de reversión de elementos progresistas anteriores. Para la izquierda del continente que vivió 15 años en un ambiente rosa, es un cambio sustancial. Es lo que va a ocurrir en Brasil.

-Correio da Cidadania: ¿Por tanto, es el cambio de era, más allá de la coyuntura, lo que explica la transición forzada y hasta golpista, del poder al PMDB y evita el fardo de presentar tal programa en una disputa electoral?

José Correa Leite: Temer recibe un mandato para combatir la recesión económica con el programa que Dilma no conseguía llevar adelante. Es un gobierno vinculado ante todo al capital financiero y al agro-negocio sin elementos reformistas como antes. Es un gobierno de carácter conservador. Eso queda claro en el gabinete ministerial, que tiene la emblemática figura del ministro de Justicia, Alexandre de Moraes, comprometido aquí en San Pablo con el escamoteo de informaciones básicas de seguridad pública. Ni siquiera informaciones de homicidios se logra obtener con tal figura. De los 21 ministros, dos son investigados por corrupción y siete son citados por las investigaciones de la Operación Lava Jato. Estamos, por tanto, lidiando con un grado enorme de gansterismo.

Es un gobierno que tiene un corte claramente conservador y al mismo tiempo no marca una ruptura tan profunda con el bloque de poder, cambiando al PT y PC do B por el PSDB y DEM. Así, muchos problemas que marcaron la política institucional permanecen. Eso hace con que podamos prever un escenario de inestabilidad, porque en principio el mandato viene con políticas muy impopulares: corte de gastos sociales, ajuste fiscal, congelamiento salarial...

No obstante, tales políticas tienen un precio electoral. Y no me parece que la base de sustentación del gobierno se disponga a promover políticas. Así, tendremos la continuidad de la inestabilidad política, pero, bajo un gobierno conservador.

Esta inestabilidad también se hace presente por las cuestiones pendientes sobre la salida de Dilma -decisión del Supremo Tribunal Federal- y por la eventual divulgación de nuevas cuestiones de la Operación Lava Jato.

Así, la política económica de corte liberal más claro puede provocar reacciones populares en las calles, movilizaciones importantes. Pienso que estas coordenadas diseñan lo que podemos esperar del gobierno Temer.

-Correio da Cidadania: ¿Sobre el agotamiento del ambiente rosa y la venida de una nueva derecha a retomar viejos ciclos, que vislumbra usted en la economía en este momento?

José Correia Leite: No da para retomar viejos ciclos. El cuadro internacional es muy desfavorable, no sólo en América Latina sino en el mundo en general. Desde 2008, el crecimiento es bajo en todas las regiones del planeta. Necesariamente, el capitalismo tendrá que inventar alguna cosa nueva. A medio y largo plazo, la aplicación de políticas neoliberales tiende a generar procesos mucho más recesivos.

Es muy difícil visualizar las alternativas posibles dentro del sistema. En toda parte, el dominio del capital financiero sigue imbatible. El bloque del poder no se alteró en el mundo. Tenemos una continuidad de políticas neoliberales, con una gran capacidad de crecimiento. De ese modo, podemos especular sobre eventuales salidas todavía más conservadoras, como se ve con la derecha xenófoba de Europa o con  Donald Trump en los Estados Unidos. Significarán políticas más nacionalistas, más de corte autoritario.

En el caso brasilero, es difícil que este tipo de nacionalismo gane terreno. Podemos tener un conservadurismo de naturaleza antisocial más establecido. Pasaría por el sustancial fortalecimiento de la figura de un Bolsonaro en la próxima elección en 2018. Pero todavía es especulación.

-Correio da Cidadania: Todavía dentro del contexto económico, recientemente, el analista político argentino Jorge Benstein teorizó que la derecha que retorna al poder a través de figuras como Macri en Argentina no es igual a la derecha tradicional de los años ’90, además de optimista tendría fundamentos económicos más sólidos. Sería algo más “nihilista”, una “lumpen burguesía”, lo que en cierta medida coincide con la columna de Jânio de Freitas en Folha de Sâo Paulo de este jueves. Gobierno al servicio de los que siempre tuvieron más, quieren todo de una vez y punto final.

José Correia Leite: Sí, es una derecha con intereses completamente particularistas. En ese sentido, es interesante recuperar el análisis de Marcos Nobre, de la Unicamp (Universidad de Campinhas) que estudia al PMDB. Según él, FHC (Fernando Henrique Cardoso) y Lula gobernaron con macro-coaliciones, grandes articulaciones de gobierno capaces de incorporar múltiples intereses particularistas a una orientación general. Y Dilma, frente a la crisis internacional, intentó alterar el cuadro de forma tecnocrática, lo que dio mal. Intentó, por ejemplo, mezclar un trípode macroeconómico, lo que sería una alternativa progresista, pero no fue capaz de consolidar una nueva orientación política para su gobierno. Al hacer eso se confrontó con intereses muy poderosos del capitalismo financiero global.

La pregunta que queda es: ¿será posible que en el próximo período exista una orientación política de la burguesía con capacidad hegemónica, de modo de reunificar múltiples sectores de la clase dominante y de la sociedad en torno de una orientación? Parece que no.

En ese sentido, y de acuerdo con el análisis de Benstein, asistimos en Brasil y en América Latina a una lucha desesperada de cada sector por su propia sobrevivencia. Y la disputa por las migajas en un cuadro en que la mesa está quedando más chica. Es un elemento importante para entender porque Dilma cayó. No es algo inmediato. Ella, aparentemente, implementaba la continuidad de la política de Lula. Pero de hecho ella intentó darle estabilidad al gobierno con una continuidad de la política de FHC de contención macro-económica, lo que mantenía al capital financiero dócil.

-Correio da Cidadania: ¿Cuánto hay de oposición de izquierda, cómo debería actuar, dentro o fuera de la institucionalidad?

José Correia Leite: La recomposición de la izquierda es un proceso que lleva tiempo, e incluso los reposicionamientos tácticos demoran, por ejemplo, los petistas todavía de mueven lentamente. Hay un vacío en la orientación petista, dado que la propia Dilma es una figura difícil de lidiar. Pero Lula, ya hace tiempo, trabaja con la idea de quedar en la oposición y prepararse para la disputa de 2018. En ese sentido, los petistas están construyendo una narrativa de lo que está pasando y cuál fue la naturaleza del golpe, con el fin de disputar una adhesión de masas. Eso busca consolidar su base social, que subsiste, e intentar preparar una nueva disputa más adelante.

Es una alternativa esencialmente falsa, al decir que el gobierno fue derrocado por sus cualidades, por haber promovido la inclusión, la reducción de la desigualdad, etc. Existieron tales elementos en la política, pero la disputa y la caída de Dilma se dio dentro de un cuadro en el cual la orientación era muy conservadora, con profundas políticas de ajuste.

Es evidente que el ciclo petista deja un legado de reducción de las desigualdades sociales en el país por la inclusión de sectores antes marginados del mercado como consumidores. Por tanto, refuerza una serie de características conservadoras, cuya expresión más paradojal es la teología de la prosperidad de las iglesias pentecostales. Personas que viven bajo tal creencia y fueron “bendecidos” por esas políticas económicas, atribuyen la mejoría de su situación a dios, y no a las políticas económicas.

Por tanto, el legado es contradictorio. Claro que el PT y sus partidos satélites van a pasar a la oposición con un punto de vista progresista. Van a colocarse como izquierda que combate al gobierno de la derecha. Es el balance de los gobiernos Lula y Dilma que venderán. Eso coloca para la izquierda que combatió el proyecto petista, hoy más visible en el PSOL (Partido Socialismo y Libertad), la tarea de conseguir llevar adelante un proceso de recomposición, de construcción de nuevas referencias, otro proyecto de poder para la sociedad brasilera, capaz de materializar un bloque histórico popular, con el fin de enfrentar las tareas pendientes, como las grandes reformas estructurales en la sociedad brasilera.

No será la afirmación de una izquierda sólo a partir de lo nuevo. Tendrá que ser capaz de incorporar, además de las nuevas generaciones políticas, a una parte de aquellos que se identificaron en el pasado con las políticas de Lula y Dilma. Tendrá que ser capaz de conducir luchas de frente único, de dialogar con sectores del antiguo bloque histórico. Para dar un ejemplo concreto: una de las cosas que delinean en el gobierno Temer es la desvinculación presupuestaria de la educación y la salud. Claro que tiene un carácter de corte de inversiones sociales.

Para combatir este proyecto, el PSOL, el PCB (Partido Comunista Brasilero) y el PSTU (Partido Socialista de los Trabajadores Unificado) pueden estar juntos en las calles junto al PT, el PCdoB (Partido Comunista del Brasil) y el PDT (Partido Democrático Laborista); lucharan juntos contra las políticas antisociales del gobierno temer. Así, habrá una reeducación de la militancia que se forjó en los últimos 15 años de luchas contra el gobierno del PT y sus aliados. Por lo tanto, es un giro político importante, pues tendremos algunas luchas de frente único al lado de sectores que eran gobierno hasta hace poco. Va a causar extrañeza en una militancia joven que pasó toda su vida política bajo los gobiernos del PT. Una generación que desarrolló conciencia en una época que los gobiernos petistas aplicaba políticas regresivas en varios aspectos.

Otro aspecto es que el PT tendrá que ser oposición en las calles también, terreno donde no sabemos exactamente lo que sobrevivió del partido, después de tanto tiempo en la institucionalidad. ¿Cuál el poder de convocatoria de organizaciones como la CUT (Central Única de los Trabajadores) y la UNE (Unión Nacional de Estudiantes) como oposición? Tendremos varios test políticos en que veremos con precisión cual reposicionamiento político del petismo en la lucha de clases brasilera. En principio, será una oposición de izquierda a un gobierno de derecha, aunque todavía una izquierda bastante color rosa, con colores muy pálidos luego de su pasaje por el gobierno.

Y también muy comprometida con la campaña de Lula en 2018, figura que es blanco de una destrucción de la derecha, pero que mantiene un apoyo popular importante. Sabemos que el proyecto de Lula es extremamente moderado, un proyecto donde todos ganan, desde los banqueros a los beneficiarios del Bolsa Familia. Algo así ya se mostraba impracticable en el primer mandato de Dilma, en función de la profundidad de la crisis. Es otro elemento de disputa entre la izquierda socialista y el petismo en el próximo período.

Todo eso hace parte de una disputa narrativa y un balance de lo que pasó en Brasil y en América Latina en la última década y media. La izquierda socialista apunta, por encima de todo, a la insuficiencia de las políticas del lulismo. El petismo va a enfatizar los logros obtenidos bajo los gobiernos de Lula y Dilma. Tal disputa de narrativa es clave para el futuro de la izquierda brasilera. Definirá cual fuerza de izquierda socialista en el próximo período.

-Correio da Cidadania: ¿Vislumbra la posibilidad de que la idea de elecciones generales gane fuerza en el sentimiento popular?

José Correia Leite: Para completar, tendremos que saber cuál será la bandera de enfrentamiento al gobierno Temer. En este año, en lo inmediato, no puede ser otra que nuevas elecciones. Sabemos que no existe correlación de fuerzas para eso, pero puede existir y tornarse opción masiva caso que el gobierno Temer no consiga presentar soluciones estabilizadoras de corto plazo. Puede ser también un elemento de inestabilidad, de peso, para el gobierno Temer. El problema es que esa bandera ha sido bloqueada por el propio PT, con el argumento de que Dilma tiene que agotar todo el proceso legal del impeachment. Pero así perderemos el momento de levantar esa bandera, que debería estar pronta para salir a las calles ahora mismo.

Mientras tanto, el petismo está discutiendo que no puede levantar esa bandera ahora, porque perjudica la defensa de Dilma en el Senado y el Supremo Tribunal Federal. Es un preciosismo completo. Estas instituciones están comprometidas con el golpe institucional. Por eso, la única posibilidad de revertir el juego e impedir que el gobierno Temer se asiente, es cuestionar su legitimidad y apuntar que el cambio de gobierno debe estar de acuerdo con la voluntad soberana del pueblo, con nuevas elecciones.

Claro que idealmente tales elecciones deberían ser también elecciones parlamentarias, a fin de barrer la corrupción generalizada que toma cuenta del Congreso. Pero eso sólo sería posible con una sublevación popular en las calles, contra el orden político, como en 2013, pero de modo muy amplificado. No me parece que eso esté en el horizonte, inclusive por el desgaste institucional del PT y el grado de articulación entre golpistas, instituciones, grandes medios...

La demanda sobre la convocatoria de nuevas elecciones para presidente es relativamente simple de hacer y ser entendido por el pueblo, en torno del 60% de las personas ya prefiere nuevas elecciones. Pero la idea pierde validez y caduca, caso el gobierno Temer termine el año estable. Pero, en un plazo inmediato, es la bandera que puede mover la correlación de fuerzas de la actual coyuntura

- postaporteñ@ 1607 - 2016-05-20 18:43:30
postaporteñ@_______________________________

SASKIA 124

No quiero seguir con el tema, pero Freja ayer en la noche se robó de la mesada de la cocina 200 gramos de manteca que se terminó de comer sobre la alfombra roja que tenemos en el comedor, momento en que la descubrió el Papo. Saskia, que siempre está al tanto de todo, escuchó saltar de nuestra cama al piso de madera y correr al comedor a ver de qué se trataba. Fue un descuido nuestro y espero que no le haga mal. Saskia y Freja están gorditas, rozagantes, fuertes, vivaces y no tienen porque pasar todo el día pidiendo comida. Últimamente las tendencias de Freja han llegado al límite de lo tolerable. Cuando uno termina de comer ella va y pasa la lengua sobre la mesa, entonces estallan las malas palabras del Papo (Tigger mat.)

Loke es todo lo contrario, come poquito, come muy poquito, toma poquita agua, se baña mucho y no permite nada sobre la mesa ratona del living porque la considera su territorio personal. 

Tengo que tener cuidado con vasos, tasas, platillos que si me descuido terminan en el suelo. 

Hace un tiempo el Papo Luis lo acusó de haberle robado una milanesa de su plato. 

Parece que en un descuido, mi ”andrógino” cotorra quacker tomó con su pico la milanesa del plato, movió las alas pero prefirió salir corriendo por la brillante pista de la mesa ratona arrastrando la milanesa que, creo, era más pesada que él. 

Yo me río mucho cada vez que el Papo cuenta, entre enojado y risueño, la aventura y pelea por la milanesa con Loke. Lo de ”andrógino” es porque no sabemos si es él o ella. Por la forma como pelea con los varones y lo dulce y galán que se comporta con las féminas, agregado a que todavía no ha puesto un huevo, nos inclina a pensar que se trata de un loro masculino. 

 Yo estaba presente cuando Claudio llegó con una amiga, conocida o novia,( que nosotros no preguntamos sobre esos temas). Una muchacha muy simpática a quien Loke, que estaba suelto, no dejó de acosar todo el tiempo que estuvo en la casa. Quería caricias, quería charlar. Al final el Papo le comentó a Claudio  ”Loke me preguntó si tiene ”WhatsApp” y número de teléfono”. Claudio y Luis se reían como Vikingos o Papas Noeles. Pero la verdad no sabemos de qué sexo es Loke, si andrógino o butch, macho o hembra. No nos importa demasiado pero es un poco incomodo hacer frases tratándolo de él, si en verdad es ella y viceversa. Su nombre es tanto femenino como masculino.(Vad är Loke?) 

Las dudas sobre el sexo de Loke son perfectamente aplicables a las apariencias de los políticos burgueses en todo el mundo. Defienden los intereses del capitalismo mostrándose populistas o populares. En casos como España el Partido Popular es el más conservador y de derecha y se llama Popular. 

En Suecia los moderados (Moderaterna) partido más a la derecha dice ser el verdadero representante de la clase trabajadora. En diez años de gobierno se dedicó sistemáticamente a destrozar las organizaciones obreras. Si bien su más grandes víctimas fueron los jubilados. Su política fue dirigida a aumentar las privatizaciones y las ganancias capitalistas. 

La socialdemocracia sueca no está demasiado lejos de estas posiciones. Se arroga la autoría de la sociedad de bienestar sueca y a la hora de buscar aliados, los encuentra a la derecha.

 El partido de izquierda que una vez fuera partido comunista, que luego perdiera el leninismo y más tarde dentro de la corriente eurocomunista dejó de ser también marxista. Hoy no sabe si es verde o feminista. Tienen muchos trabajadores pero su política es un poco confusa. Hace algunos años querían mejorar el aparato represivo sueco.

El Partido del Medio Ambiente nunca fue de izquierda y nunca fue de derecha. Su imagen oficial es la de un partido progresista que odia la manipulación genética en frutas y verduras y defiende la “ballenita blanca” y cuidan el derecho de tener pepinos curvos y no derechos como propone la Unión Europea. Todo lo que acabo de nombrar es una franja en medio del partido nazi SD (Sverigedemokraterna.) y su brutalidad, y el romanticismo anarco-sindicalista de la SAC y su inoperancia (Ingen riktig vänster kvar )

Aquí en Uruguay es casi lo mismo. Todas las representaciones políticas en el parlamento burgués dicen ser populares. Todos están de acuerdo en la democracia representativa y no directa. Todos están de acuerdo en el derecho general de cada ciudadano a ser político 5 minutos cada 5 años después de los cuales todos vuelven a ser civiles, sino tienen práctica política oficial por no haber sido elegidos, todos vuelven a la vida civil. Todos están de acuerdo en la política económica legada por la dictadura. Todos están de acuerdo en que no aparezcan los desaparecidos y en la Ley de Impunidad. Ley que se apuró a redactar el partido blanko, hoy de Pompita, ante la amenaza de los milicos. Apoyado por Huidobro y su partido, el Frente Amplio. Y el partido Kolorado, hoy de Pedrito, cuyo padre fue el primer dictador. 

Los dos partidos minoritarios comparten toda la legalidad salida del gobierno y sus instituciones. Uno, el de Miéres, “el menor”, sabe que defiende los intereses  de los grandes capitalistas. El otro más minoritario todavía, Asamblea Popular creo que no es consciente y creo que quiere defender otra cosa pero los veo en lo mismo, en definitiva creen posible gestionar el aparato político de la burguesía, el estado capitalista, de manera más honesta y por lo tanto mejor. Así lo veo yo. 

Últimamente todos han estado juntos, con Novick, decidiendo la política general que debe llevar la guerra contra los pobres. A. Popular no ha estado de acuerdo con nada de lo propuesto y aprobado. 

Han propuesto, dicen, por necesidad de eficacia y rapidez que la instrucción, que hasta el momento lleva adelante el poder judicial por medio de jueces, pase a ser de los fiscales en las comisarías con el material recogido y entregado por el Ministerio del Interior. 

De hecho se pasa del sistema judicial al Ministerio del Interior. 

Serán los milicos y no los jueces quienes propondrán los delincuentes. Justicia es un tema que se acuerda entre las representaciones burguesas del Parlamento y el Gobierno. No se discute, al gusto de cómo quieren todos los periodistas oficialistas, si y no por la gente que lo sufrirá. Tendrá que ser solamente aceptado.

 Como creen los partidos tradicionales que debe ser y Gorzi, que dice en televisión que no le gusta Maduro pero parece que le encanta Netanyahu. El común de la gente no tendrá la menor noción de que es justicia. Pensándolo bien a través de las seriales yanquis llegan criterios que insinúan una cierta objetividad de la palabra justicia.

 Es evidente para estos criterios que si alguien roba un chupete, o un pedazo de pan, es un criminal, un delincuente. Si alguien trafica drogas o consume, dependerá del lugar que ocupe su familia en la lucha de clases. Por ejemplo Pompita, a quien todo el mundo tiene por borracho igual que su padre y madre, ladrón igual que su madre y padre y drogadicto porque le gusta. Costumbres que lo hicieron asesino de tres personas. Motivo por el cual tuvo que salir para EEUU donde la gente dice que compró su título de abogado. Por suerte para él pudo su padre, durante su periodo como Presidente de la República, salvar sus estancias de Florida mientras Pompita ,niño, se dedicaba con sus amiguitos a la destrucción o, mejor dicho, transformación en un basurero de la casa presidencial. Su condición de presidente lo salvó más tarde a Pompita de todos los otros delitos, lo convirtió en Patroncito de estancia, que es todo lo que amerita y es necesario para gobernar el país. Se lo puede ver tratando de mostrar la cara que para él tiene que tener un verdadero gobernante en cada foto o nota de tv. Es igual a la que uno supone debe mostrar un patrón de estancia tradicional.

Pedrito es lo mismo quizás un poquito más grave. Su familia de vieja tradición Blanka y ruralista en tiempos de su padre se transformó en Kolorada y dictatorial. Durante su gobierno propuso y dirigió el golpe de estado de 1973. Su familia fue protagonista y culpable de todos los crímenes de la dictadura. Pedrito aparece en los medios con porte de más estadista que Pompita que llega sólo a mal criado. Pedrito es abogado y también dueño de varias estancias, gran terrateniente, hambreador de trabajadores rurales, contrabandista, gran contrabandista de ganado en pie. Y ahora aparece implicado como dueño de empresas yutas en Panamá. Una de esas empresas le sirvió para comprar los campos que antes pertenecían a Rausa y hacer un gran negocio registrado en los Panamá Papers. 

Pedrito es digno hijo de su familia. Ahora se muestra enojado por la falta de información que el gobierno del Frente Amplio hace llegar al pueblo. Se dice demócrata y sus ansias de llegar a ocupar la presidencia del país lo puede transformar en peligroso. Mieres es igual pero en escala menor. Y algunas simpatías mías muy personales, más el desconocimiento casi completo, me impide decir mucho de Asamblea Popular, nunca he tenido nada que ver con el seis puntismo y nunca me gustaron los amigos de los milicos. 

La iglesia católica apostólica romana, con sede en el vaticano, aprovecha la ocasión de contar con un presidente, católico y pro judío sionista, para ganar espacios apoyado por el estado el estado uruguayo. Siempre que puede aparece mostrándose como lo que no es, una iglesia del estado. Se hace pagar todo lo que puede sin dar razón a nadie. Regentea una capilla en el Hospital militar, que pertenece al estado y es la única que vende al dios fascista de origen judío gordo y sionista. Se arroga derechos como si perteneciera al estado laico donde vivimos. Es solo una mas y si la iglesia católica tiene derecho todas las otras también y hay muchas más.

Lo que más me asombra de todo esto es la cantidad de palabras y disciplinas que todos estos engañadores dicen y practican, Levantando la vista y con gesto de autoridad hablan del artículo tal, del código tal, el apartado tal, el inciso tal vinculante o no vinculante, de acuerdo a la constitución, al código civil o penal siguiendo los tratados internacionales firmados por Uruguay etc. etc. La gente del gobierno del Frente Amplio a todas estas cosas agrega que defienden el derecho de los ciudadanos más débiles. Los medios de comunicación por lo general y los más importantes toman partido, los partidos tradicionales. Piden más represión, más cárcel, más cámaras, reporteros más idiotas que Gorzi y Nogueira y su derecho exclusivo de envenenar a la gente con estupideces y con mundos muy lejanos de la realidad de alguien que gana 15.000 pesos por mes.

El PIT-CNT, llega tan lejos que dice ser la única organización que representa a los trabajadores de todo el país mientras mata la solidaridad de clase, con sus acciones propone el divisionismo, no apoya jamás a ningún sindicato que luche por sus derechos y siempre está de acuerdo con el gobierno burgués

Estoy deseando que llegue el día de la marcha del silencio. Es la manifestación donde se reivindica verdad y justicia. Se pide que el ejército, que hoy pretende disputar con la iglesia la enseñanza de los jóvenes para conseguirles trabajo en la Guardia Republicana y para aprender a reprimir con orgullo, que ese ejército diga de una vez por todas donde están los detenidos desaparecidos por la dictadura cívico-militar que asoló al país y nos dejó esto vergonzoso que hoy tenemos. A lo mejor se acerca el tiempo de manifestar a voz en cuello que en este estado no hay justicia ni la más mínima expresión y que seguirá igual mientras exista la ley de impunidad

Saskia llega del monte con Freja traídas por Nelson. Yo acabo de decirle a Luis que me encantaría tener nuevamente una camada de Saskia porque creo que ella guarda en sus genes lo más puro de su raza y que merece perdurar sobre el planeta más allá de su vida. El Papo salta de contento. Corre a la puerta y le cuenta a Nelson lo que se acaba de decidir. Nelson también se pone muy contento y reclama “Una de las perritas que tenga es para mí, será mi perro particular personal y mascota. Quiero tener una descendiente directa de Saskia”. El Papo ya le dijo que sí. Ahora sólo nos queda comenzar todos los trámites y conseguir el próximo padre de los cachorros de Saskia. Yo recuerdo lo feliz que fui cuando tuvo por primera vez, la gran ayuda que recibimos de todos los amigos que ayudaron. Recuerdo los días que pasé sin dormir, del agradecimiento tan profundo que sentí por Silvia y Nelson por su ayuda, de la desesperación por no poder salvar un cachorro. De la inmensa pena cuando los cachorritos comenzaron a irse a sus nuevas casas, y por la alegría que siento hoy cuando veo que todavía me reconocen. De cuando recuerdo como caí fundida al final del proceso. De esa camada nos quedamos con la dulce Freja que hoy es una “vaquita” que mueve el rabo por cualquier cosita pero que fue la más chiquita y desvalida de la camada.

Me intriga saber también que pasará con Loke rodeado de cachorritos. Espero no me los picoteé ni me los “ensucie”

SALUD Y R. S.

BITTAN - postaporteñ@ 1607 - 2016-05-20 18:26:02
postaporteñ@_______________________________

Porque a tuitos ellos les han puesto marca Y tienen envidia de verme orejano

Mensaje del Secretario General de la OEA al Presidente de Venezuela

  18 de mayo de 2016

Presidente Nicolás Maduro,

No soy agente de la CIA. Y tu mentira, aunque repetida mil veces, nunca será verdad. De todas formas conviene aclararlo, aunque esto sea denegar el absurdo. Mi conciencia está limpia, Presidente, y mi conducta mucho más. No hay ninguna amenaza que me puedas hacer que ni remotamente roce a ninguna de las dos.

No soy traidor. No soy traidor ni de ideas, ni de principios, y esto implica que no lo soy de mi gente, los que se sienten representados por los principios de libertad, honestidad, decencia, probidad pública (sí, de los que suben y bajan pobres del poder), democracia y derechos humanos. Pero tú sí lo eres, Presidente, traicionas a tu pueblo y a tu supuesta ideología con tus diatribas sin contenido, eres traidor de la ética de la política con tus mentiras y traicionas el principio más sagrado de la política, que es someterte al escrutinio de tu pueblo.

Debes devolver la riqueza de quienes han gobernado contigo a tu país, porque la misma pertenece al pueblo, debes devolver justicia a tu pueblo en toda la dimensión de la palabra (incluso encontrar a los verdaderos asesinos de los 43 y no los que tienes presos por sus ideas, aunque no sean ni las tuyas ni las mías). Debes devolver los presos políticos a sus familias.

Debes devolverle a la Asamblea Nacional su legítimo poder, porque el mismo emana del pueblo, debes devolver al pueblo la decisión sobre su futuro. Nunca podrás devolver la vida a los niños muertos en los hospitales por no tener medicinas, nunca podrás desanudar de tu pueblo tanto sufrimiento, tanta intimidación, tanta miseria, tanto desasosiego y angustia.

Que nadie cometa el desatino de dar un golpe de Estado en tu contra, pero que tú tampoco lo des. Es tu deber. Tú tienes un imperativo de decencia pública de hacer el referéndum revocatorio en este 2016, porque cuando la política esta polarizada la decisión debe volver al pueblo, eso es lo que tu Constitución dice. Negar la consulta al pueblo, negarle la posibilidad de decidir, te transforma en un dictadorzuelo más, como los tantos que ha tenido el continente.

Sé que te molesta la OEA y mi trabajo porque entre los Ceibos estorba un Quebracho. Lamento informarte que ni me inclino ni me intimido.

¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨

Maduro se refirió al excanciller uruguayo como

 un "traidor desde hace tiempo".

"Algún día contaré su historia (...). Fue una jugada maestra que hicieron los gringos, la CIA, con un agente, Almagro. Yo sé todo. Lo conozco muy bien. Sé sus secretos.", aseguró el mandatario venezolano.

Luego agregó, como quien pronuncia una maldición: "Te secarás, Almagro. Estás seco".

Sin hacer referencia a la carta de Almagro, Maduro pareció acusar recibo de esta y dijo este miércoles durante una transmisión conjunta en radio y televisión que "la única dictadura que hay en Venezuela es la de las conspiraciones".

Quien sí entró en la polémica abiertamente fue la canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez, que respondió a la misiva de Almagro con un mensaje en su cuenta de Twitter:

"Sr @Almagro_OEA2015 cada vez que declara destila su odio contra Venezuela y sus autoridades legítimas. Ud forma parte de la escoria imperial", escribió la ministra.

"La palabra pueblo no cabe en su boca que solo repite libretos que le dictan sus amos imperiales! Ud jamás dará órdenes a Venezuela! #FueraAlmagro", agregó.

No parece que la diplomacia continental vaya a tener un trabajo fácil para lograr que las relaciones entre Venezuela y la OEA vuelvan a guardar las formas protocolares.

Lea también:Maduro acusó a Almagro de ser agente de la CIA

Almagro a Maduro:

“Si impides el referendo serás un dictadorzuelo más"

El secretario de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, acusó al presidente de Venezuela de traicionar a su pueblo en mensaje público en el que le pidió devolverle la decisión del futuro a su pueblo.

Que nadie cometa el desatino de dar un golpe de Estado en tu contra, pero que tú tampoco lo des. Es tu deber. Tú tienes un imperativo de decencia pública de hacer el referéndum revocatorio en este 2016, porque cuando la política está polarizada la decisión debe volver al pueblo, eso es lo que tu Constitución dice", sostiene Almagro en su declaración, publicada este 18 de mayo en la página virtual de la OEA.

"Negar la consulta al pueblo, negarle la posibilidad de decidir, te transforma en un dictadorzuelo más, como los tantos que ha tenido el continente", agrega Almagro. Este mensaje, el más duro y personal de Almagro contra Maduro, llega después de que este martes el presidente venezolano lo acusara de ser un "agente de la CIA" y advirtiera: "Sé todo, lo conozco muy bien. Sé su secreto. Te secarás Almagro. Estás seco".

"No soy agente de la CIA. Y tu mentira, aunque repetida mil veces, nunca será verdad. De todas formas conviene aclararlo, aunque esto sea denegar el absurdo. Mi conciencia está limpia, presidente, y mi conducta mucho más. No hay ninguna amenaza que me puedas hacer que ni remotamente roce a ninguna de las dos", se defendió hoy Almagro.

Maduro debe "devolver al pueblo la decisión sobre su futuro"

"No soy traidor de ideas ni de principios (...) Pero tú sí lo eres, presidente, traicionas a tu pueblo y a tu supuesta ideología con tus diatribas sin contenido, eres traidor de la ética de la política con tus mentiras y traicionas el principio más sagrado de la política, que es someterte al escrutinio de tu pueblo", prosigue la misiva.

Almagro, que publicó varios mensajes de Twitter con el contenido de esta carta, instó a Maduro a "devolver la justicia" al pueblo, a "devolver los presos políticos a sus familias", a "devolver a la

Asamblea Nacional su legítimo poder" y a "devolver al pueblo la decisión sobre su futuro". "Debes devolver la riqueza de quienes han gobernado contigo a tu país, porque la misma pertenece al pueblo, debes devolver justicia a tu pueblo en toda la dimensión de la palabra -incluso encontrar a los verdaderos asesinos de los 43 y no los que tienes presos por sus ideas, aunque no sean ni las tuyas ni las mías-. Debes devolver los presos políticos a sus familias", pide el excanciller uruguayo.

En Venezuela ha sido alterado del orden constitucional

"Debes devolverle a la Asamblea Nacional su legítimo poder, porque el mismo emana del pueblo, debes devolver al pueblo la decisión sobre su futuro. Nunca podrás devolver la vida a los niños muertos en los hospitales por no tener medicinas, nunca podrás desanudar de tu pueblo tanto sufrimiento, tanta intimidación, tanta miseria, tanto desasosiego y angustia", agrega. El mensaje de Almagro, el más duro que ha emitido desde que asumiera el cargo hace casi un año, llega cuando está elaborando un informe sobre la situación en Venezuela y evalúa la posibilidad de aplicar la Carta Democrática a ese país.

La oposición venezolana, con mayoría en el Parlamento desde enero, quiere convocar un referendo revocatorio contra Maduro este año, algo que el Gobierno ya ha dicho que no ocurrirá. Una delegación opositora visitó a Almagro en Washington hace tres semanas para pedir que la OEA aborde la situación del país, algo que Almagro podría forzar con el artículo 20 de la Carta Democrática.

Este punto lo autoriza para convocar un Consejo Permanente cuando en un Estado miembro se dé "una alteración del orden constitucional que afecte gravemente su orden democrático". La última consecuencia de la Carta es la suspensión como miembro de la organización, algo para lo que se necesitan dos tercios de los votos en una Asamblea General extraordinaria y que solo ocurrió tras el golpe de Estado en Honduras de 2009.

JOV (efe, dpa)

 

 

En Uruguay / Mujica: "Adiós, Almagro"

 

El Observador 18/5/16

El MPP le retiró el apoyo político al excanciller Luis Almagro que está enfrentado con Venezuela

El expresidente y senador del Movimiento de Participación Popular (MPP), José Mujica marcó este miércoles claramente que su sector le quitó el apoyo político a quien fuera su canciller Luis Almagro, actual secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), luego del cruce que protagonizó con el presidente venezolano Nicolás Maduro.

Almagro, otrora defensor del régimen chavista de Venezuela y ahora crítico, se enfrentó varias veces en cruces de declaraciones con mandatario.

Ese cambio de posición le costó a Almagro ser cuestionado en el MPP al punto que se maneja su expulsión del sector, según dijeron a El Observador fuentes frenteamplistas. No obstante, una decisión de esa magnitud no se tomará hasta que Almagro venga a Uruguay a hacer sus descargos.

En las últimas elecciones nacionales, Almagro fue electo senador del MPP al estar en el lugar quinto de la lista a la Cámara Alta.

Maduro dijo ayer que habló con Mujica antes que asumiera Almagro en la OEA y acusó al secretario general de ser un espía de la CIA (servicio de inteligencia de Estados Unidos) y un traidor.

El Observador consultó a Mujica sobre ese punto...

“Ya fui claro en su momento y hablé una vez. No tengo que andar repitiendo todos los días. Se acabó, adiós Almagro. Pero tampoco voy a repetir lo que dice Maduro. Yo tengo mi visión" dijo Mujica.

En noviembre pasado, el semanario Búsqueda informó de una nota enviada por Mujica a Almagro luego que éste en una carta de 18 páginas se refiriera críticamente a la situación política que se vivía entonces en Venezuela.

Almagro envió esa carta a las autoridades electores de Venezuela luego que la administración Maduro se negó a recibir a observadores de la OEA para las elecciones parlamentarias de diciembre que finalmente ganó la oposición.

Esa misiva fue calificada como "equilibrada" por el ministro de Economía Danilo Astori.

Sin embargo, en el MPP no se vio así. Mujica en la carta a Almagro de noviembre pasado le escribió: "Lamento el rumbo por el que enfilaste y lo sé irreversible, por eso ahora formalmente te digo adiós y me despido".

El senador Mujica opinó ayer sobre lo que ocurre en Venezuela.

"Las contradicciones en Venezuela son muy duras, le pegó fuerte el petróleo y le ha acentuado la crisis económica. Me deja absorto las declaraciones de actores por un lado y por el otro, parece que todos juegan a plus".

"Hago votos para que la sociedad venezolana empiece a mirar con otro realismo las dificultades que tiene porque con las declaraciones que están haciendo es como un choque de trenes sin salida, esa es mi impresión que me da a la distancia", comentó el expresidente uruguayo.

Consultado sobre si la OEA debería activar la clausula democrática contra Venezuela, Mujica dijo que, al igual el caudillo blanco Luis Alberto de Herrera, apoya el no intervencionismo.

"No creo que la OEA active la clausula democrática ni otro organismo internacional. No se puede sostener este criterio dual que se sostiene en Uruguay. Cuando miran a Brasil dicen, no intervención y decisión de los pueblos. Que los venezolanos se arreglen entre ellos. No nos metamos de afuera a intentar arreglar lo que no pueden arreglar ellos. Me parece que ese es el problema. Desde ese punto de vista me embarco en la vieja bandera del doctor Herrera, no solo para Venezuela, para todos lados. No al intervencionismo. Deje que los pueblos arreglen sus problemas porque cada vez que se interviene de afuera lo único que se hace es agravarla. Eso no quiere decir que cada cual tenga su posición. Eso es otra cosa", comentó Mujica.

- postaporteñ@ 1606 - 2016-05-18 20:55:45
postaporteñ@_______________________________

CONSECUENCIAS DEL EXTRACTIVISMO EN AMÉRICA LATINA

Entrevistamos al ecólogo uruguayo y miembro del Centro Latino Americano de Ecología Social (CLAES), Eduardo Gudynas, sobre el problema del extractivismo y sus consecuencias.


Sergio Flores

Viernes 13 de mayo de 2016  

Observatorio de Conflictos Mineros de América Latina (OCMAL) 

Eduardo Gudynas es docente universitario, ex secretario ejecutivo del CLAES y autor de una decena de libros sobre la problemática ecológica y social, la cual viene abordando desde hace más de 20 años. En 2010 fue seleccionado para integrarse al Panel Intergubernamental para el Cambio Climático. En esta entrevista nos centramos en el problema del extractivismo y sus consecuencias ambientales, sociales, políticas y económicas.

Eduardo, a raíz de los accidentes y conflictos con megamineras como la Barrick Gold o multinacionales petroleras como Chevron comenzó a hablarse de un término del que muy pocas personas saben su significado. ¿Podría explicarles a los lectores de LID qué es el extractivismo?

- En su sentido estricto, los extractivismos son la apropiación de grandes volúmenes de recursos naturales, o bajo procedimientos muy intensivos, donde la mitad o más son destinados a la exportación a los mercados globales. Se refiere a casos como la megaminería a cielo abierto, las plataformas petroleras en la Amazonia, o los monocultivos de soja. Digo en sentido estricto porque este uso del término responde a su historia, a los usos de los movimientos sociales que reaccionaban contra esos emprendimientos por sus impactos, y al dejar en claro que implican una subordinación a la globalización.

¿Y cuál es su papel en una economía como la argentina?

- Los extractivismos por un lado producen adicción y por el otro generan los llamados derrames, entre los cuales están los económicos. La adicción ocurrió bajo los altos precios de las materias primas. Los gobiernos encontraron que la manera más sencilla de hacer crecer las economías nacionales y captar excedentes era promover todo tipo de exportaciones de minerales, hidrocarburos o agroalimentos. Pero eso generó derrames tales como erosionar sus sectores industriales y agroindustriales. Por ejemplo, Brasil se convirtió bajo los gobiernos de Lula y Dilma en el primer exportador latinoamericano de minerales, mientras importaba cada vez más productos de consumo, y con ello su industria nacional se debilitó. El éxito exportador en muchos países significó pérdidas industriales que pasaban desapercibidas por los altos precios de los commodities. Son economías de enclave, atadas a la globalización.

¿Qué impacto tiene a nivel social y medioambiental?

- Los efectos sociales y ambientales de los extractivismos son demoledores. Por ejemplo, la megaminería a cielo abierto, con esas enormes canteras donde se extraen millones de toneladas por año, son, en un sentido riguroso, amputaciones ecológicas. No queda nada allí; la destrucción ecológica es total. La explotación petrolera en Ecuador, Perú o Bolivia, ha dejado vastas áreas con todas sus aguas contaminadas. Los monocultivos de soja están detrás de la pérdida de bosques y praderas naturales, el deterioro del suelo o la contaminación por agroquímicos. Paralelamente, estos tipos de actividades desplazan comunidades locales, generan muy poco empleo, se implantan con crecientes niveles de violencia y violando derechos. Toda la evidencia muestra que no existen extractivismos de esta intensidad que sean amigables ni con la sociedad ni con el ambiente.

¿Podría decirse que todos los gobiernos sudamericanos son extractivistas?

- Lo impactante es que desde el 2000 todos los gobiernos sudamericanos han colocado a los extractivismos en el centro de sus estrategias de desarrollo.

Pero, la organización de esos extractivismos, el papel del Estado, el uso de los excedentes que se capturan, y la legitimación política, son diferentes entre los gobiernos conservadores y los progresistas.

Bajo presidencias conservadoras o de derecha encontramos la invocación al simple crecimiento económico y dejar esos sectores en manos de empresas transnacionales. En los gobiernos progresistas es distinto. Todos invocan mayor presencia del Estado en el uso de los recursos naturales, algunos buscaron captar más excedente, tal como ocurrió con el petróleo en Bolivia, Ecuador y Venezuela, y los legitiman como necesario para atacar a la pobreza.

El problema es que a medida que se los examina con detalle se encuentra que no todo el dinero captado a los extractivismos va a los pobres, ni siquiera que sea el aporte fundamental para sostener a las economías nacionales, y además, que en verdad el propio Estado termina subsidiando esas actividades y a las empresas.

Entonces, sea por la senda conservadora o la progresista, todos terminan dependientes de la globalización, porque es allí donde tienen que vender sus materias primas; se subordinan cada vez más a la búsqueda de inversores extranjeros.


Al analizar los extractivismos usted insiste en diferenciar izquierda y progresismo. ¿Podría explicar ese concepto?

- Los extractivismos se han fortalecido precisamente por esa divergencia entre izquierda y progresismo.

Por izquierda me refiero a los movimientos y agrupamientos que lograron detener los gobiernos neoliberales, y triunfaron en elecciones en varios países. Era una izquierda abierta, plural, y que, por ejemplo, ponía en discusión las estrategias de desarrollo, exploraba la radicalización de la democracia o tenía íntimas relaciones con los nuevos movimientos sociales. La izquierda que se ubicó dentro del Estado, dentro de los gobiernos, poco a poco se convirtió en progresismo.
El progresismo es otro bicho político, con cambios sustanciales en varios aspectos. No es una nueva derecha; no comparto acusaciones recientes que tildan por ejemplo a Evo Morales o Rafael Correa de nuevos neoliberales

Pero tampoco son fieles al espíritu de aquella izquierda original, y eso se observa, pongamos por caso, por su adhesión a los extractivismos que, más allá de todos los slogans, impone una dependencia a la globalización, o a la represión que hacen contra las comunidades locales u organizaciones sociales que denuncian sus impactos.
El progresismo, para decirlo muy resumido, renunció a debatir sobre el desarrollo, insiste en un Estado compensador que descansa en esquemas de asistencialismo, la lucha por la justicia quedó encerrada en ayudar en dinero a los más pobres y el consumismo popular

Los ensayos para radicalizar la democracia se detuvieron, muchos se conformaron con el mero seguimiento a un líder que esperan se perpetúe en el poder. Políticamente han hecho todo tipo de acuerdos y convenios con actores conservadores.
El progresismo aparece ahora como agotado, en el sentido de no poder generar nuevas ideas. A la vez, escala en conflictos con organizaciones ciudadanas, sindicatos, campesinos o indígenas.

¿Qué posición debería tener una izquierda consecuente ante el problema que implica el extractivismo?

Entiendo que el mejor antídoto al agotamiento de los progresismos, y a la obsesión con los extractivismos, es recuperar muchas de las posturas de aquella izquierda abierta, plural y democrática. Dicho de otra manera: salir del progresismo por izquierda.
Mencionaré algunas cuestiones candentes que muestran las contradicciones entre extractivismos, izquierdas y progresismos.

En el caso del sindicalismo, debemos observar hacia Brasil. Allí, en las grandes empresas extractivistas, como la petrolera Petrobras o la minera Vale, los sindicatos tenían papeles protagónicos en su gestión, sea por vía directa o por ser accionistas desde sus fondos de pensión. Esos actores sindicales cayeron en un progresismo extremo, y nada decían de la brutal crisis de corrupción en la petrolera o de la pésima gestión de la minera que desembocó en el más grave accidente ambiental en América Latina en 2015. Cualquiera de esas dos crisis terminó afectando a la propia base de trabajadores y al país. El antídoto a este tipo de posturas es recuperar un sindicalismo que sea a la vez crítico, independiente y comprometido con los trabajadores.
El desastre de Minas Gerais, Brasil, en noviembre de 2015

En el caso de los movimientos sociales, es inocultable que los progresismos se han terminado peleando con muchas organizaciones de base y movimientos populares, como pueden ser distintos colectivos urbanos, actores que defienden la diversidad sexual, ambientalistas, campesinos, indígenas, etc. Por ejemplo, Rafael Correa tiene disputas con los grandes sindicatos, con la federación indígena, hostiga a las ONGs, reniega a las demandas feministas, etc.

La izquierda, por el contrario, tiene que recuperar una discusión fraterna con todas esas tradiciones. Seguramente muchas de ellas serán trabajosas, pero en eso está la propia esencia de la izquierda.
Otro frente tiene que ver con el papel de la propiedad. Es muy común encontrarse con quienes sostienen que la alternativa a los extractivismos es simplemente pasar todas las empresas mineras, petroleras o agropecuarias a una propiedad estatal. Están muy equivocados y me parecen que no entienden el fondo del problema, y por eso varios terminaron siendo progresistas.
Me explico: bajo la actual fase del capitalismo, el régimen no predetermina el tipo de gestión en la apropiación de los recursos naturales. La empresa extractivista, para ser exitosa y rentable, compite en exportar hacia los mercados globales, y por lo tanto acepta la globalización, y busca en bajar todo lo que pueda sus costos para elevar sus ganancias, y por ello externalizan sus impactos sociales y ambientales.

Así lo hacen, desde la estatal PDVSA, las corporaciones chinas o las transnacionales de Wall Street. La disputa sobre el capitalismo está hoy mucho más centrada en la estructura y función de las cadenas de producción, antes que en la propiedad del primer eslabón, que es la extracción del recurso natural.

Es por eso que muchas transnacionales petroleras aceptan que esa primera fase la hagan las compañías estatales, ya que de todas maneras terminarán haciendo convenios y controlarán la comercialización de los hidrocarburos.
Algo similar pasa en el agro. Por ejemplo, el grupo agrícola Los Grobo se ufana de casi no tener tierras propias, pero queda en claro que ellos controlan los paquetes tecnológicos, las superficies bajo monocultivos, y la comercialización.
En fin, se pueden listar muchos ejemplos de este tipo. Buena parte de ellos tienen que ver con algunos ejes, dentro de los que destacó que esa izquierda que imagino debe poner en discusión el desarrollo, el papel del Estado, y sus ideas sobre la justicia. Por eso mismo debe ser plural, abierta y democrática, ya que debe dialogar con una amplia diversidad de actores.

¿Qué tipos de experiencias políticas pueden reivindicarse como un buen precedente para luchar contra el extractivismo en América Latina? ¿Qué limitaciones o déficits presentan en tu opinión?

- El continente está repleto de experiencias locales. Un gran conjunto corresponde a reclamos de información, denuncias o resistencias frente a los extractivismos, donde las comunidades aprenden sobre ese tipo de desarrollo, sus impactos sociales y ambientales, y ensayan prácticas de organización. Otro gran conjunto, posiblemente aún incipiente en Argentina, pero más potente por ejemplo en los países andinos, ocurre cuando se articulan esas demandas locales en reclamos nacionales o regionales, y en presentar alternativas al extractivismo.

O sea, son movimientos donde se discuten e imaginan cómo la economía nacional podría dejar de ser dependiente de los extractivismos.

Entonces, encontramos pongamos por caso, las propuestas de moratoria petrolera en Ecuador, que sería algo así como pensar una Argentina que no dependa solamente del gas de Vaca Muerta u otros yacimientos.
Por lo tanto muchas de las limitaciones responden a poder cruzar ese umbral de pasar desde la demanda local a una propuesta política nacional de alternativas al desarrollo convencional.
Las alternativas a los extractivismos imponen salir de los desarrollos convencionales por izquierda, en el sentido de estar comprometidos con la justicia social, pero además sumándole un componente de justicia ecológica, un ingrediente ineludible para una renovación de la izquierda en el siglo XXI.

- postaporteñ@ 1606 - 2016-05-18 20:23:23
postaporteñ@_______________________________

postalinas

LAS VERDADES

Son relativas. Depende del  punto  de vista y de los intereses que las muevan. Por eso no hay que entrar a discutirlas y a polemizar.

Lo único que se puede hacer - si se quiere - es argumentar y defender las propias, las que se creen válidas o las que importan.

Hoy encontré - de nuevo – una  opinión negativa sobre el MLN y la PER; claro que ya he encontrado varias, lo que no sorprende y se explica. Claro que estoy comprendido en las generales de la ley por ser tupamaro y cobrar la PER. No voy a caer en la simplicidad de traer agua para mi molino ni arrimarle brasas a mi sardina; eso es pura mediocridad. -Los países no son otra cosa que el reflejo de sus pueblos-.

El pueblo uruguayo todavía no se ha reconocido en su verdadera esencia - principalmente - porque no le conviene ni quiere hacerlo, pero ahí están los resultados que son porfiados e innegables.

El MLN, cagadas incluidas,  fue el último estertor de dignidad de una parte significativa de la juventud de la pequeña burguesía - principalmente montevideana - que se inmoló y fue arrasada sin miramientos.

No pasaron de 600 de primera línea entre muertos, presos y exilados que pudieron rajar. Es una  historia muy mal contada, o que ni siquiera está contada; como una  vez me corrigió el Kaqui. El MLN es el Héctor Amodio Pérez de la vergonzosa política uruguaya y sirve de comodín para tapar todas las cagadas históricas.

Habría mucho para hablar para la restitución de la verdad histórica, pero vamos a dejarla por ahí.

 La PER (Pensión Especial Reparatoria) que los fascistas criollos y los mediocres envidiosos consideran injusta no pasa de ser otro hábil instrumento del sistema para mantener la pelota baja del descontento y la protesta. La cobran apenas 2.800 tipos/as, la mitad de orientales avivados que se subieron al carrito, claro.

Es una limosna vergonzosa que no repara el enorme atropello del histérico corcovo fascista de nuestra elite terrateniente que hizo pasar 100.000 ciudadanos/as por los S-2 de los cuarteles, a los que torturó, violó y afanó; procesó 8.000, tuvo 4.000 presos hasta 16 años; mató 400 de los cuales se les " extraviaron" 212 cadáveres hasta ahora, porque es sabido que el militarismo es una profesión que provoca amnesia colectiva, y no se acuerdan dónde los enterraron, hasta ahora. Siguen gozando de impunidad y privilegios, claro.

 Nadie puede dudar que el pueblo uruguayo tenga el país que construyó y disfruta de la realidad que merece. Viva la democracia parlamentaria!!!

                 MAU-MAU (Una flor y un 38 para el Bebe)

 

Montevideo /  21a. Marcha del Silencio

-viernes 20 de mayo, 19 hs., Rivera y Jackson

 

“Ellos en Nosotros.

Contra la Impunidad de Ayer y de Hoy.

Verdad y Justicia.”

El viernes 20 de mayo, como hace 21 años, volveremos a marchar por Verdad, Justicia, Memoria y Nunca Más. Salimos a la hora 19, desde Rivera y Jackson hasta Plaza Libertad, donde cantaremos el Himno Nacional.

Como siempre en cada Marcha del Silencio, las pautas son: en silencio, sin banderas ni consignas partidarias.

Madres y Familiares de Uruguayos Detenidos Desaparecidos

 

Venezuela ¿Cuántas comunas hay? ¿O son de cartón?

JM. Rodríguez

Para los primeros días de mayo la página Web del Ministerio de las Comunas indicaba la conformación de 1.531 comunas. Entiendo que una parte de ellas están en proceso de formación, pues, la ministra Ochoa a mediados de enero declaró que, en el país están conformados y conformándose 1.436 comunas y más de 48 mil consejos comunales…

Vamos entonces a suponer que sean sólo 1.000 las comunas legalmente conformadas. Como ellas son agregaciones de consejos comunales en un número que oscila entre 10 y 15 de ellos, y estos a su vez pueden agrupar entre 150 y 400 familias; cada comuna pudiera tener, como promedio, 3.438 familias, es decir, más de 15 mil personas.

Tomando ese número de 1.000 comunas, la población estructurada superaría los 15 millones de personas, es decir, el 50% de nuestros ciudadanos. No hay ninguna organización, asociación o multitud comprometida que alcance tal cifra, ni remotamente. Es decir, 3.5 millones de familias que pudieran estar produciendo y distribuyendo.

¿Habrá algo que explique el por qué se dejó de lado tamaña organización social para trasladar esa tarea a una nueva forma organizativa, llamada CLAP? Según el presidente Maduro, esos comités (tutelados por el Estado) serán: la máxima expresión de la revolución económica en la base… Esto es una cosa de locos.

Si no es así será entonces que las comunas son puro papel o no se confía en ellas. Sé que esto último es lo que le ocurre al ministro de la Alimentación. El señor Marcos Torres ya lo ha dicho de diversas maneras. Lo asombroso es que suceda con la propia ministra de las comunas. Se puede revisar el video de La Hojilla del 16/04/16. Allí habló de los CLAP en construcción como el nuevo sistema de distribución comunal donde el pueblo organizado pueda tener el control…

Cuando se le preguntó quienes los dirigirán, la 1ª responsable de las comunas dijo: Unamujer, las UBCH, el Frente Francisco de Miranda... Debería preguntarles a los comuneros de El Maizal, en el Edo. Lara, de Palito Blanco en el Zulia o de Valle de Guanape en Anzoátegui que opinan de eso.

Peronismo liberal

No me explico por qué pública en la Posta Jorge Raventos cuándo tiene su blog (que no es pecado) pero mejor en su lugar natural "PERONISMO LIBRE"  la revista del Peronismo Liberal. 

Daniel

- postaporteñ@ 1606 - 2016-05-18 20:07:50
postaporteñ@_______________________________

Chile | NI EL EXTRACTIVISMO NI LA MAREA ROJA:

el capitalismo global es la catástrofe de Chiloé

Por Lucas Miranda

Ecoportal.net  / mayo 2016

Para explicarse la actual crisis socio-ambiental en Chiloé hay que entender que un mismo efecto puede tener varias causas, que esa variedad de causas pueden retroalimentarse produciendo sinergias, causas gatillantes y latentes y que el complejo causal, a su vez, puede tener una causa común. Voy adelantar el final del cuento: los créditos de la catástrofe se los lleva principalmente el capitalismo global.

Este tipo de respuestas impacientan al oportunismo que -como señalaba Lenin- se caracteriza por no saber esperar, buscando siempre la línea de menor resistencia. Pero es la respuesta que hay que dar si es que pretendemos dejar de aplicar paliativos para poder apalear de una vez al vampiro que se alimenta del trabajo vivo y destruye la naturaleza. El protagonista invisible de esta catástrofe ha operado a través de dos secuaces visibles: el calentamiento global y la industria salmonera. Analizaremos cómo estos personeros del capital operan por separado y en conjunto.

Como ha señalado el Colegio de Biólogos Marinos [1] el calentamiento global ha producido aumento de las temperaturas oceánicas, acidificación del agua, eutrofización de aguas interiores y en el año 2015 y 2016 un fenómeno del niño exacerbado que la NASA ha denominado ‘Godzilla’. La intensidad del fenómeno del niño ha aumentado la temperatura de las costas del pacífico en 3°, lo cual disminuye el oxígeno disponible y afecta la supervivencia de las especies de agua fría que habitan las costas de Chile. Este aumento de la temperatura habría sido un factor gatillante de una floración excesiva de la microalga del tipo Chattonella spp., en la región de los lagos y Aysén en enero y febrero del 2016.

Esta microalga fue la responsable de la muerte de los peces silvestres y salmones en cultivo en ese período, ya que consumió el oxígeno disponible, produciendo una condición anaeróbica que mató por anoxia en los peces, además de ser tóxica para estos. Por otra parte, esta microalga malogró el funcionamiento mecánico del sistema respiratorio de los peces. Posteriormente en abril, las mismas causas climáticas globales habrían gatillado el florecimiento excesivo de la microalga Alexandrium Catenella, la cual produce la marea roja. Esta alga no mata a los mariscos, sino que introduce en ellos una toxina que no se erradica por su cocción y que se denomina Veneno Paralizante de los Mariscos (VPM). [2]

Ambos florecimientos de microalgas han reducido drásticamente los recursos marinos de los que viven los pescadores, mariscadores y la población chilota, produciendo la crisis socioambiental que hoy vive Chiloé

Pero hay otro responsable de la situación de los chilotes: la industria salmonera.

Aún si no hubiera una relación causal entre el vertimiento de cerca de 5.000 toneladas de salmones en estado de descomposición y la actual destrucción de la fauna marina, esta industria tiene responsabilidad en la crisis socioambiental de Chiloé. Como ha señalado Nayadeth Arriagada [3], hay investigaciones que muestran que los desechos orgánicos producidos por la industria salmonera (como fecas y alimentos no digeridos) genera el desarrollo de bacterias que consumen el oxígeno que requiere la fauna marina para vivir. La industria salmonera chilena produce cerca de 40 kilos de salmón por cada metro cúbico de agua, siendo lo que recomienda SERNAPESCA 15 kilos y por cada 1000 kilos de salmónidos produce cerca de 800 kilos de desechos, de manera que los desechos arrojados contribuyen a la condición anaeróbica de distintas zonas del mar chileno en donde la posibilidad de vida marina disminuye.

Por otro lado, la industria salmonera ha generado una creciente eutrofización en la región de los lagos y Aysén. La eutrofización significa un aumento de los nutrientes que hace crecer la biomasa pero disminuye la biodiversidad.

El principal limitante para la producción de mareas rojas y otras Floraciones de Algas Nocivas es la cantidad de nutrientes disponible en el mar, sobre todo el nitrógeno en agua salada. Este nitrógeno ha sido aportado principalmente por el alimento usado en la industria salmonera. Por ello, como señala Héctor Kol “NO ES SUFICIENTE la variable climática para iniciar un Bloom [florecimiento] de algas….hacen falta nutrientes. Y la industria salmonera los aporta con creces: un kilo de alimento para salmones aporta en Nitrógeno total la misma cantidad que las aguas servidas propias de 15 personas.”[4]

La tesis de Kol es que el fenómeno del niño exacerbado fue un gatillante para la mega floración que ha producido la condición anaeróbica en el mar y que ha matado peces, mariscos y crustáceos, pero la causa latente es la eutrofización o acumulación de nutrientes producidos por décadas de desarrollo de la industria salmonera a un ritmo indiscriminado. Esta situación de carencia de oxígeno y florecimiento de algas nocivas que ha aniquilado la fauna marina chilota ha dejado sin sustento a los pescadores y recolectores.

Pero la industria salmonera, al utilizar -según Arriagada- entre 5 y 10 kilos de peces silvestres para producir un kilo de salmón, también deja por esta vía sin sustento a los pescadores, los cuales ante esta miseria marina han buscado trabajo en la misma industria salmonera que hoy, en plena crisis, los arroja nuevamente al desempleo. Por último, el uso excesivo de antibióticos por parte de las salmoneras ha generado genes de resistencia a los antibióticos en los salmones, los cuales también se han desarrollado en los peces silvestres cercanos a las salmoneras. Mediante el consumo del salmón y la exposición de los trabajadores salmoneros esta resistencia se puede transmitir al ser humano, haciendo -según Arriagada- que las infecciones causadas por bacterias resistentes a los antibióticos produzcan 2,5 veces más mortandad que la producida por una bacteria no resistente y aumentando los días de hospitalización en un 30%.

De este modo, incluso si el vertimiento de 5.000 toneladas de pescados en estado de descomposición no es lo que causó la varazón de mariscos y la muerte de peces actual, la industria salmonera ha cultivado las condiciones latentes para que el fenómeno del niño godzilla gatillara una mega floración de microalgas.

Por otra parte, en el caso de que efectivamente el vertimiento de los pescados hubiera contribuido a la actual varazón y muerte de la fauna marina, lo que observamos es una relación sinergética entre la depredación producida por la industria salmonera y el cambio climático: el cambio climático que ha exacerbado el fenómeno del niño habría gatillado el florecimiento excesivo de microalgas Chattonella spp., en enero y febrero, matando a los salmones en cultivo. Este acontecimiento, sumado a la displicencia de la industria salmonera por todo lo que no aumente sus ganancias y la complicidad del Estado de Chile con este nicho capitalista, ha hecho posible el vertimiento masivo de salmones en estado de descomposición. Y existen motivos para creer que estos desechos han al menos contribuído a la varazón de mariscos producida a finales de abril, puesto que las microalgas que producen la marea roja normalmente no matan a los mariscos que asimilan sus toxinas.

Tenemos, pues, que tanto el calentamiento global como la industria salmonera, por cadenas causales independientes y cruzadas, son los responsables del actual desastre socioambiental en Chiloé. Pero la paternidad de ambos factores destructores de la sociedad y de la naturaleza le corresponde al capitalismo global.

Por una parte, el capitalismo global en todas sus versiones, desde China a EE.UU. pasando por Europa y los países en desarrollo, tiene al mundo en el borde de una catástrofe climática global. La variación y mortandad de la fauna marina es sólo una de las expresiones de esta inminente catástrofe, uno de cuyos ensayos hoy se realiza en Chiloé. Por otra parte, la industria salmonera es producto del desarrollo capitalista que busca nichos de acumulación, produciendo condiciones laborales miserables, inestables y devastando la naturaleza en complicidad con el Estado. De este modo, hay una vuelta larga y una vuelta corta para llegar a una misma causa central: un modo de producción en donde la racionalidad local maximizadora de ganancias produce una irracionalidad global maximizadora de catástrofes.

La lucha hoy debe también recorrer ambos trayectos.

La izquierda que enfatiza sólo la responsabilidad de la industria salmonera y desconoce el rol causal del cambio climático, comete un grave error. Ese error se convierte en complicidad con el orden actual cuando no se ve en el capitalismo mundial la causa del desarrollo de la industria salmonera, sino que en una supuesta versión perversa del capitalismo (el “extractivismo” o el “neoliberalismo”). Con ello esta izquierda sugiere que habría versiones benignas del capitalismo que no hubieran provocado la crisis socioambiental en Chiloé, nutriendo ilusiones sobre las que florecerán nuevas catástrofes

Pero por otro lado, hay quienes -como Adolfo Velásquez, responsable de la declaración del Colegio de Biólogos Marinos y director de una consultora que produce informes para salmoneras - atribuyen toda responsabilidad al cambio climático exculpando a las salmoneras. Con ello, producen argumentos para apaciguar la lucha que los chilotes hoy dan en la isla y que ha reconocido, correctamente, a la industria salmonera como un enemigo al cual atacar con todas su fuerzas. Frente a ambas unilateralidades, es necesario recalcar que de la lucha que hoy se da contra las causas inmediatas y locales debe ir naciendo una lucha que sea la tumba del capitalismo global, si no queremos que éste se convierta en la tumba de la humanidad

1 ) http://www.latercera.com/noticia/nacional/2016/05/680-679615-9-revisa-el-documento-completo-del-colegio-de-biologos-marinos.shtml

[2] http://www.labtox.cl/?page_id=42

[3] https://www.academia.edu/25037239/Crisis_en_Chilo%C3%A9_elementos_para_la_discusi%C3%B3n

[4] https://aquiaysen.wordpress.com/2016/03/11/la-agonia-del-mar-chileno/

- postaporteñ@ 1606 - 2016-05-18 19:59:10
postaporteñ@_______________________________

Millones de personas se manifiestan en contra del modelo Monsanto

Millones de personas en más de 400 ciudades del mundo se manifestarán en contra del modelo agroindustrial que representa la empresa norteamericana Monsanto. En Argentina habrá manifestaciones en Malvinas Argentinas, Esquel, Miramar, La Plata, Mar del Plata, Posadas, Río Cuarto, Rosario, Rufino, Tandil y Zapala. En Malvinas Argentinas, Córdoba, se espera la mayor convocatoria y se centrará la mirada del mundo. La marcha concluirá con un festival artístico-cultural.

En Montevideo desde el Parque Rodó

El próximo 21 de mayo se realizará por cuarto año consecutivo la Marcha Mundial contra Monsanto, una acción a nivel global que congrega a millones de activistas y organizaciones socioambientales que luchan por un modelo agrícola y productivo que garantice sustentabilidad ambiental, sanitaria, económica y la soberanía alimentaria. En Malvinas Argentinas, Córdoba, la convocatoria es por la erradicación definitiva de Monsanto de dicha localidad que ponga fin al conflicto que está próximo a cumplir 4 años. Por lo cual se demanda que tanto el gobierno municipal como el Ministerio de Agua, Ambiente y Servicios Públicos de la Provincia de Córdoba se expidan de manera inmediata.
Desde la Asamblea del Bloqueo a Monsanto afirman que “hemos debatido y expuesto los argumentos científicos y legales en cada espacio en el que fuimos convocadxs, también en multitudinarias manifestaciones a lo largo de estos años hemos demostrado en las calles que no hay licencia social. Pero al contrario, Monsanto continúa afirmando que volverá a presentar un nuevo informe de impacto ambiental para reanudar la construcción de su planta.

Está en manos de los gobiernos municipal, provincial y nacional poner fin a este conflicto en favor del derecho legítimo de un pueblo a la salud, un ambiente sano y soberanía alimentaria, y por los cuales deben velar”.

En este marco es que exigen que Silvana González, Intendenta de Malvinas Argentinas, Córdoba, firmé la erradicación definitiva de Monsanto de su localidad. Y que Fabián López, Ministro de Agua, Ambiente y Servicios Públicos de la Provincia de Córdoba, se expida de manera urgente, frente a los dichos de Monsanto, afirmando la Ley de Ambiente de la provincia N° 10.208 que regula su ministerio y estipula que “Todo proyecto que fuere desestimado o rechazado por la Autoridad de Aplicación, no puede presentarse nuevamente para su evaluación” (art. 20)

Las organizaciones que convocan sostienen que existe amplia evidencia que demuestra “que el modelo de semillas transgénicas pulverizadas con agrotóxicos genera impactos negativos en la salud y el ambiente: desertifica la tierra, los agentes tóxicos persisten en el suelo, la deriva del mismo se traslada kilómetros de distancia a través del viento. Además existe correlación directa entre las personas que son expuestas a este tipo de cultivos y enfermedades como leucemia, afectaciones  en las vías respiratorias y piel, como así también abortos espontáneos y nacimientos con malformaciones”.


Durante la jornada del sábado 21 de mayo en el marco de la marcha mundial contra Monsanto, habrá talleres productivos durante la mañana en el bloqueo a Monsanto en Malvinas Argentinas (Ruta A88, km 9,5): huerta, construcción en barro, reciclado de botellas plásticas y macetas recicladas de goma. 


Para marchar en Malvinas Argentinas, desde las 14:00 hs se concentrará en la plaza Colón en Córdoba capital para salir en caravana de automóviles hasta dicha localidad. Y en Malvinas Argentinas desde las 15:00 hs se concentrará en el predio bloqueado de Monsanto. Las dos columnas luego se encontrarán parar recorrer juntas el pueblo y terminar en la plaza San Martín (Malvinas Argentinas) con un festival artístico-cultural con artistas de Malvinas y Córdoba. Para quienes salgan desde Córdoba capital y quieran compartir su auto, aquí pueden informar su espacio disponible. http://goo.gl/forms/AwwGDOAo1g

En la localidad de Malvinas Argentinas en la provincia de Córdoba, vecinos y organizaciones socio-ambientales sostienen como medida de acción directa un bloqueo a la empresa Monsanto desde hace 2 años y ocho meses, y desde hace casi 4 años resisten a su instalación en la ciudad. A lo largo de esos años se ha marcado tanto el peligro inminente que implicaba la radicación de dicha empresa para la salud y ambiente de la población, como las irregularidades cometidas tanto por la empresa como por los gobiernos municipal y provincial que derivó en que las organizaciones lograran que la construcción de la planta de acondicionamiento de semillas se frenará gracias un fallo de la Justicia provincial que dio lugar al amparo presentado por vecinos (enero 2014), y el posterior rechazo del informe de impacto ambiental por parte del gobierno provincial (febrero 2014).

 
Contactos: Lucas Vaca (Asambleísta, vecino de Malvinas): 351 7 014901 / José Guzmán (Asambleísta): 351 2 203608 / Cristina Arnulphi (Asambleísta, docente UNC): 351 3 497247

Comisión de prensa
Mail: bloqueomonsanto@gmail.com

 

MARCHA MUNDIAL CONTRA MONSANTO

- 21 de Mayo - Parque Rodó - Montevideo

Marchamos desde las 17 hs.

- postaporteñ@ 1606 - 2016-05-18 19:39:06
postaporteñ@_______________________________

Trotsky, el giro de 1928-9 y la naturaleza social de la URSS (12)

Caída De La Producción

Rolando Astarita [Blog]

Todo confluyó en una aguda caída de la producción. De acuerdo a Trotsky (1973), la cosecha global de cereales, que había sido de 850 millones en 1930, disminuyó a menos de 700 millones en los dos años siguientes, esto sin contar que ya había caído en 1930. El número de caballos bajó 55%; del de vacunos disminuyó 40%, de cerdos 55%, de corderos 66%. Según estadísticas oficiales soviéticas, citadas por Mandel (1969), el número de bovinos en general cayó desde 60,1 millones en 1928 a 33,5 millones en 1933; el de cerdos, en el mismo período, pasó de 22 millones a 9,9 millones. Según Hunter (1988), la producción agrícola en 1932, medida en moneda constante, fue 3739 millones de rublos, contra 4148 en 1928; la de productos animales fue 3.903 millones contra 7136 millones en 1928; el output total bajó, entre esos años, de 19.129 millones a 16.808 millones de rublos. De acuerdo a datos oficiales de 1958, el índice de output agrícola muestra una caída desde 100 en 1928 a 81,5 en 1933; el objetivo del Plan era llegar a 155 para ese último año. La parte del ganado en el índice cayó de 100 a 44. Aunque tomando el período 1928-1932, la producción de grano, si bien tuvo bajones algunos años, en el balance permaneció sin cambios; y aumentó el grano comercializado. Pero la caída de la producción agraria global tendría duras consecuencias para la población y la economía soviética en su totalidad.

La hambruna

De acuerdo a la FAO, se considera hambruna a la carencia grave de alimentos que afecta a un número muy grande de personas, por lo general en un área geográfica específica. Típicamente la consecuencia es la muerte por inanición de la población afectada, precedida por una grave desnutrición o malnutrición. Los seres humanos pueden morir de hambre después de algunas semanas si han gozado de buena salud hasta el momento en que se los priva de alimentos por primera vez; pero el plazo se acorta considerablemente según carezcan de reservas de energía y músculos al momento del estallido de la hambruna. Naturalmente, los niños, las mujeres en edad fértil y los ancianos son los grupos más vulnerables a la inanición.

El edema, a veces denominado edema de hambre, es una característica frecuente de la desnutrición grave: el individuo postrado en la cama presenta hinchazón en los pies y las piernas, generalmente sufre anemia y casi siempre tiene diarrea. La inanición ocasiona diarrea persistente, colapso vascular o insuficiencia cardíaca y muerte; pero además, la persona gravemente desnutrida desarrolla a menudo alguna infección y fallece a causa de neumonía, tuberculosis u otra enfermedad infecciosa.

Algunas grandes hambrunas ocurrieron en Irlanda, en la década de 1840; en India colonial, en 1769-70 (10 millones de muertos); Bengala, 1943; Bihar, 1966-7; Holanda y Leningrado, durante la Segunda Guerra; Chad, Mali, Mauritania, Senegal y (actual) Burkina Faso, entre 1968 y 1973; Etiopía, en los 1970; Somalia, 1992-3 (FAO, 2002). A esta lista hay que agregar la hambruna en China, a comienzos de los 1960, y en la URSS, en los inicios de los 1930.

Los historiadores acuerdan en que, entre 1927 y 1933, en la URSS, hubo millones de muertos por hambre, pero las cifras son dispares. Basándose en estimaciones demográficas, Nove (1973) afirma que, en términos globales, murieron unas 10 millones de personas (en 1932 la población era de 165,7 millones de habitantes, y había crecido a un promedio anual de tres millones desde 1926; en 1939 la población era de 170 millones). Livi Bacci (1993), por su parte, calcula las muertes “en exceso”-o sea, aquellas que no hubieran ocurrido si no se hubiera aplicado la política de la colectivización- entre 1927 y 1936. Suponiendo una expectativa de vida de 40 años, uno de cada cinco nacidos muerto antes del año de vida, una fertilidad de seis niños por mujer, y una tasa de crecimiento de la población cercana al 2% anual, habría habido un exceso de muertes de entre el 5% y 6% de la población, lo que representaría unas nueve millones de personas. En 2003, 25 países, entre ellos Rusia, Ucrania, y EEUU, firmaron una declaración conjunta en la ONU en la que se dice que en la ex URSS la hambruna de 1932-1933 costó entre siete y 10 millones de vidas, siendo el pueblo ucraniano el más afectado. Davies y Wheatcroft, sin embargo, consideran exageradas estas cifras. Distinguen tres grandes episodios: a) el hambre que se desató en las ciudades, en 1932, prolongándose hasta 1933; b) la hambruna en Kazajistán, que comenzó en el otoño de 1931 y continuó hasta la cosecha de 1933; c) el hambre rural en las mayores áreas de grano, Ucrania y Cáucaso del Norte, en primer lugar, que comenzó en la primavera de 1932 y se hizo mucho más intensa en los meses previos a la cosecha de 1933.

La primera, la crisis alimentaria urbana, tuvo su origen en la baja colecta de grano de 1927, que llevó a la introducción del racionamiento a partir de 1928. En la primavera de 1932 la crisis se convirtió en hambruna, que continuó hasta la cosecha de 1933. Entre 1932 y 1933 las raciones bajaron, al punto que en muchos sitios apenas eran de 200 gramos por día; en 1933 unos 30 millones de personas  estuvieron en el sistema de racionamiento. Por este motivo el descontento en las ciudades estuvo muy extendido, hubo revueltas y manifestaciones, y la tasa de mortalidad urbana aumentó hasta la cosecha de 1933. De todas formas, la crisis fue menos devastadora que la de 1918-9, cuando grandes masas de personas abandonaron las ciudades.

En lo que respecta a Kazajistán, el hambre se comenzó a sentir desde comienzos de 1932, y continuó hasta el verano de 1933. Davies y Wheatcroft calculan que entre 1931 y 1933 habrían muerto entre 1,3 y 1,5 millones de personas. Un informe de una agencia estatal reportaba que solo entre 1931 y 1932 la población había disminuido en 1,9 millones de personas (hay que incluir la emigración). Según Ohayon (2013), estaría establecido, en base a estudios demográficos, que entre 1,15 y 1,42 millones de kazajos sucumbieron al hambre durante la colectivización, y que 600.000 emigraron definitivamente. Otras poblaciones, no kazajas, también se redujeron abruptamente.

En cuanto a las grandes áreas productoras de grano, a comienzos de 1932 hubo hambre en Ucrania. Allí el nivel de la requisa en 1931 fue tan alto que dejó a la población rural con 250 libras de grano por habitante, la mitad de la provisión normal. En 1932 la cosecha disminuyó (los problemas se agravaron por una sequía), pero aún así aumentó más la requisa. A pesar de las muertes crecientes en Ucrania por inanición y del éxodo masivo de campesinos a las ciudades, se hizo todo lo posible para que se cumplieran las cuotas de entrega. Pero no había manera de cumplirlas, y el Gobierno intensificó la represión (Livi-Bacci).

En 1932 y 1933 la catástrofe humanitaria fue gigantesca, y se extendió al Norte del Cáucaso. El régimen ocultó y negó la tragedia (incluso suprimiendo censos), por lo cual es difícil calcular el número de víctimas. Trotsky habló de millones de muertos, agregando que “la responsabilidad de esto no incumbe a la colectivización sino a los métodos ciegos, atrevidos y violentos por los cuales se aplicó”. De acuerdo a Davies y Wheatcroft, en junio de 1933, en las vísperas de la cosecha, la mortalidad rural en Ucrania fue 13 veces más elevada que la tasa normal. En el Norte del Cáucaso, y según un informe del bureau regional del Partido de febrero de 1933, 48 de los 75 distritos productores de grano sufrían el hambre. En las áreas rurales de la región del Bajo Volga, la tasa de mortalidad fue nueve veces superior a la normal, y tres veces superior en la zona del Volga central. Aun excluyendo a los Urales, Siberia y el Lejano Oriente, las áreas con hambre abarcaron unas 70 millones de personas, sobre un total de 160 millones que conformaba la población de la URSS. Estas áreas también experimentaron una fuerte reducción de las tasas de nacimientos.

Por otra parte, el hambre no desapareció por completo en 1933; todavía en 1934 la GPU informaba de múltiples casos de malnutrición y muertes por inanición. Kuromiya (2008) sostiene que el hambre se combinó, a partir de 1933, con el ataque abierto al comunismo nacional ucraniano, que llevó al suicidio del líder Mykola Skrypnyk y el descubrimiento de varias organizaciones ucranianas “contrarrevolucionarias” (por otra parte Kuromiya presenta argumentos convincentes en contra de la tesis que dice que el hambre constituyó en esencia un genocidio de los ucranianos).

Según Davies y Wheatcroft, solo entre 1932 y 1933 el número de muertes en exceso (o sea, comparada con el promedio 1926-7), en la URSS, y exceptuando Kazajistán, habría sido de unos tres millones. Otros cientos de miles murieron en los campos de concentración; unos 300.000 en 1932-1933. En total, las muertes en exceso, contando la hambruna en los medios rurales y el hambre en las ciudades, podrían haber sido entre 5,5 y 6,5 millones, según estos autores. Kuromiya, por su parte, eleva las muertes durante la hambruna de 1932-1933 a 7,8 millones. Señala también que, a pesar del hambre, el Gobierno no interrumpió las exportaciones de grano, ni liberó las reservas, que totalizaban 2,6 millones de toneladas. Bajo condiciones de óptima distribución, la suma del grano destinado a la exportación y el de las reservas hubiera prácticamente alimentado a las casi ocho millones de personas que murieron.

El caos social que acompañó a la tragedia fue de proporciones. Campesinos que no podían encontrar trabajo se convirtieron en mendigos o vagabundos. El Comité regional del Partido del Norte del Cáucaso informaba, en febrero de 1933, que las estaciones de ferrocarril estaban “sobrepobladas con elementos [de la población] sin casa, pasaportes o medios de existencia, un gran número de los cuales están muriendo en los coches ferroviarios y en las estaciones” (citado por Davies y Wheatcroft). Como también había ocurrido en 1921-2, hubo casos de canibalismo, en sentido estricto –asesinar seres humanos- o por ingestión de cadáveres. También se extendieron enfermedades; el tifus, en particular. En la Revolución traicionada Trotsky cita a un observador diciendo: “La colectivización completa ha sumergido a la economía en una miseria como no se veía desde mucho tiempo atrás; es como si se hubiese pasado por una guerra de tres años”, y caracteriza las consecuencias de las “aventuras” de la dirección sencillamente como “destructoras”.

Por otra parte, la colectivización debilitó a la URSS frente a sus enemigos. “Las campañas de la colectivización brutal y dekulakización, seguidas por la Gran Hambruna, desilusionaron a los ucranianos étnicos en Polonia y en otros lugares acerca de la URSS, y activaron en gran medida los grupos de emigrados ucranianos contra la URSS. Países extranjeros, en particular Alemania, Polonia y Japón, intentaron usar a los ucranianos descontentos con propósitos políticos y militares. (...) De forma similar, el Cáucaso Norte, con su población ucraniana y muchas otras nacionalidades no rusas, llamaron la atención de países extranjeros, en especial Alemania, Polonia, Turquía y Japón, como un terreno fértil para el espionaje y la subversión” (Kuromiya, 2008)

 

Bibliografía:


Davies, R. W. y S. G. Wheatcroft (2009): The Years of Hunger: Soviet Agriculture 1931-1933, Palgrave Macmillan, Nueva York.

FAO (2002): “Hambruna, inanición y refugiados”, Nutrición humana en el mundo en desarrollohttp://www.fao.org/docrep/006/w0073s/w0073s0s.htm, Roma.

Hunter, H. (1988): “Soviet Agriculture with and without Collectivization, 1928-1940”, Slavic Review, 1988, pp. 203-216.

Kuromiya, H. (2008): "The Soviet Famine of 1932-1933 Reconsidered", Europe-Asia Studies, vol. 60, pp. 663-675.

Livi Bacci, M. (1993): “On the Human Costs of Collectivization in the Soviet Union”, Population and Development Review, vol. 19, pp. 743-766.

Mandel, E. (1969): Tratado de economía marxista, t. 2, México, Era

Nove, A. (1973): Historia económica de la Unión Soviética, Madrid, Alianza Editorial.

Ohayon, I. (2013): “The Kazakh Famine: The Beginnings of Sedentarization”, Online Encyclopedia of Mass Violence, http://www.massviolence.org/IMG/article_PDF/The-Kazakh-Famine-The-Beginnings.pdf.

Trotsky, L. (1973): La revolución traicionada, Buenos Aires, Yunque

rolando - postaporteñ@ 1606 - 2016-05-18 19:29:51
postaporteñ@_______________________________

Socialismo siglo XXI, Crisis y Poder Militar

Rolando Astarita [Blog]

La crisis del modelo chavista  “socialismo siglo XXI” parece irreversible.

La situación del país es desesperante. El propio gobierno de Maduro admitió que en los 12 meses a septiembre de 2015 la economía cayó 7,1%. Oficialmente la inflación en 2015 fue del 180%, y los salarios aumentaron un 97% (BCV). En lo que va de 2016 se establecieron aumentos salariales del 56%, y la inflación enero-abril es de 275%. El FMI pronostica que la inflación podría llegar al 700% en 2016 y el PBI caer un 8%. Según CEPAL, la caída sería del 6,9%. La Encuesta Condiciones de Vida (ENCOVI), realizada por tres universidades nacionales, dice que el 73% de los hogares cayeron por debajo de la línea de la pobreza (en 2013 era el 31%). Fuentes privadas y de las universidades sostienen que el venezolano medio ha disminuido considerablemente el consumo de calorías y proteínas. El Banco Central de Venezuela y el Instituto Nacional de Estadística han dejado de publicar datos sobre pobreza.

En algunos rubros el panorama es dramático. La carencia de medicinas alcanza al 85% y el Ministerio de Salud no publica estadísticas de mortalidad desde hace tres años. El presidente de la Federación Médica de Venezuela dice que los hospitales cuentan con solo el 4 o 5% de los medicamentos que necesitan los pacientes. Las colas para conseguir alimentos, medicinas, pañales u otros productos de primera necesidad, insumen muchas horas por día a los venezolanos, y en varios casos han terminado en violencia, saqueos o intentos de saqueo. En el mercado negro el dólar se paga más de 100 veces más caro que en el mercado oficial. La corrupción vinculada al mercado externo (importaciones fraudulentas con tipo de cambio oficial para fugar divisas) es una fuente de grandes negociados para funcionarios y allegados al chavismo. A su vez, los “bachaqueros” (personas que compran los productos a precios regulados para revenderlos en el mercado negro o destinarlos al contrabando) conforman la capa de “trabajadores de la economía informal” de mayor expansión.

Lógicamente, el clima que se vive en Venezuela es de extrema tensión. Una preocupación central de la oposición burguesa, agrupada en torno a la MUD, es que la bronca social acumulada estalle y se transforme en un movimiento incontrolado. El Gobierno, por su parte, responde a la crisis acentuando el control represivo.

Durante años el chavismo se ocupó de debilitar, dividir y controlar al movimiento obrero, y reprimir a toda vanguardia o movimiento de activistas y dirigentes que llevaran adelante alguna política independiente con respecto al Estado. Listas negras, asesinato de dirigentes sindicales, despidos de obreros no afectos al chavismo, manipulación de elecciones gremiales, fueron algunos de los medios empleados. Pero ahora también limita y ataca la autonomía de la Asamblea Nacional, dominada por la oposición. A lo que se suma el reciente decreto que establece el estado de excepción y emergencia “para derrotar al golpe de Estado”.

Así, el Ejecutivo, apoyado fundamentalmente en la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y la burocracia estatal, se coloca por encima no solo del Legislativo, sino también, y más importante, por encima de cualquier expresión de poder popular independiente que pueda incubarse al calor de la crisis.

Se trata de un avance hacia una forma de Estado más represiva, que se desarrolla a la par del ahondamiento de la crisis del capitalismo estatista y rentístico promovido por el chavismo.

Socialismo siglo XXI basado en la FANB

Durante años los apologistas de izquierda del chavismo han batido el parche con el cuento de que el proceso revolucionario venezolano tenía su pilar en las comunas populares, una supuesta democracia directa, que sería la expresión avanzada del socialismo siglo XXI. Esas comunas creaban en los barrios bibliotecas o centros sociales, o ambulatorios u otros proyectos, canalizando la iniciativa popular. Se las consideraba entonces bastiones del poder “de los de abajo”. Por supuesto, los apologistas de izquierda disimulaban el hecho de que eran controladas desde el Ministerio de Poder Popular para las Comunas y Protección social y por medio del financiamiento estatal.

Ahora, con la crisis, aquel discurso sobre el “poder popular” se revela como lo que es: parloteo y cartón pintado. Las comunas y el poder popular no tienen ningún poder efectivo. Más aún, a medida que la crisis se ahonda y afecta más y más el nivel de vida del pueblo, aparece con mayor claridad el resorte último del poder estatal venezolano: es la clásica “banda de hombres armados”, que están separados y por fuera de cualquier control de “los de abajo”, de los explotados y humillados. La realidad es que el chavismo se conforma como un frente de hecho entre la lumpen burguesía aliada, la alta burocracia estatal y, muy en primer lugar, la FANB y los mandos militares. Como sucede siempre que las tensiones sociales se intensifican y se agotan las maniobras de distracción y conciliación, la elevación del poder de las fuerzas armadas y represivas es la alternativa a mano de los que dominan. Los datos sobre la extensión y el poder de los militares constituyen la refutación más directa y contundente del relato “progre” sobre el “poder de las bases” en el chavismo.

Efectivamente, los militares encabezan aproximadamente un tercio de los 28 ministerios de Venezuela y gobiernan casi la mitad de sus 23 estados. Hay nada menos que 4000 generales, entre activos y retirados. Los militares pueden comprar en mercados exclusivos (por caso, en bases militares), tienen acceso privilegiado a créditos y compras de automóviles y departamentos, y han recibido sustanciales aumentos de salarios. También han ganado lucrativos contratos, explotando los controles cambiarios y los subsidios. Por ejemplo, vendiendo en los países vecinos la gasolina comprada barata en Venezuela, con enormes beneficios.

Pero también tienen un fuerte poder económico, ya que la FANB dirige y controla toda una serie de empresas: el banco BANFANB; AGROFANB, de agricultura; EMILTRA de transporte; EMCOFANB, empresa sistemas de comunicaciones de la FANB,; TVFANB un canal de TV digital abierta; TECNOMAR, empresa mixta militar de proyectos de tecnología; FIMNP, un fondo de inversión; CONSTRUFANB, constructora; CANCORFANB empresa Mixta Bolivariana; Agua Tiuna, embotelladora de agua; y CAMINPEG, compañía Anónima Militar de Industrias Mineras, Petrolíferas y de Gas, la última creada, el 10 de febrero de 2016, y que algunos han llamado la PDVSA paralela. El decreto presidencial que dispuso su creación dice que la duración de la sociedad será de 50 años; que será “autónoma”, no estará sujeta al Ministerio de Petróleo ni a PDVSA, y no estará sujeta al control del Parlamento.

Represión al pueblo

En forma paralela al fortalecimiento del aparato militar se ha producido un avance represivo sobre la población, principalmente los sectores más pobres y marginados (lo que sigue se basa en denuncias de Provea y Human Rights Watch, división Américas). Con el argumento de combatir a la delincuencia (en 2015 la tasa de homicidios oficial fue de 58 cada 100.000 personas, una de las más altas del mundo, y estimaciones privadas la consideran más elevada), el Gobierno ha lanzado la “Operación de Liberación y Protección del Pueblo” OLP . Consiste básicamente en redadas y represión indiscriminada, con blanco muchas veces en las comunidades populares más empobrecidas. En estas operaciones han participado la Guardia Nacional Bolivariana, la Policía Nacional Bolivariana, el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN), el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC) y las policías estatales. Según la fiscal general Luisa Ortega Díaz, en 2015 murieron 245 personas en operativos en los que “intervinieron funcionarios de los diferentes cuerpos de seguridad”. Los funcionarios dicen que las muertes ocurrieron durante “enfrentamientos”, pero las organizaciones de derechos humanos encontraron que al menos en 20 casos no hubo tales enfrentamientos. Además, la marcada disparidad entre el número de personas cuya muerte fue provocada por miembros de las fuerzas de seguridad y la cantidad de personal de seguridad que resultó herido o que murió en redadas de la OLP sugiere que el uso ilegítimo de la fuerza letal podría ser muy superior a la cantidad de casos analizados por PROVEA y Human Rights Watch. Por otro lado, varias víctimas fueron vistas con vida por última vez cuando estaban bajo custodia policial. Distintos informes de prensa asimismo se refirieron a agentes de seguridad que mataron a personas que no habían opuesto resistencia.

También según testigos, las fuerzas de seguridad detienen indiscriminadamente: unas 14.000 personas fueron detenidos en esos operativos, pero menos de 100 fueron finalmente imputadas. En algunos casos examinados por PROVEA y Human Rights Watch, los agentes sometieron a los detenidos a abusos físicos, incluidas golpizas, según señalaron testigos. Algunos agentes también habrían robado dinero, computadoras portátiles, teléfonos celulares y artículos de primera necesidad, como alimentos y pañales, de las viviendas, mientras realizaban los allanamientos o detenían a sus residentes. Los testigos y otras fuentes también hablan de desalojos forzosos, la destrucción de viviendas y la deportación arbitraria de ciudadanos colombianos, a menudo acusados, sin ninguna prueba, de tener nexos con “paramilitares”. Unos 1700 colombianos de zonas fronterizas fueron deportados y al menos otras 22.000 personas habrían abandonado Venezuela por temor. En muchos casos, mientras las personas eran expulsadas, los militares se apropiaban de sus pertenencias y derribaban sus viviendas. Los organismos de derechos humanos dicen que con frecuencia las víctimas y sus familiares se han visto impedidos de cuestionar los abusos de poder y han sentido que no tienen dónde acudir para que se protejan sus derechos fundamentales.

En conclusión, hay que acabar con ese relato fantástico del “poder popular en el socialismo siglo XXI venezolano”.

El poder militar venezolano en ascenso no es el producto de un “error” de “honestos compañeros revolucionarios confundidos”.

Por el contrario, es el producto inevitable de la lógica rentística del capitalismo burocrático estatal, ahora en descomposición cuando se acabó la bonanza de los altos precios del petróleo.

La conclusión central para los socialistas es que el “poder popular” no se construye en base a subvenciones del Estado burgués, manejado por milicos advenedizos y burócratas arribistas, en alianza con la lumpen burguesía enriquecida de la noche a la mañana.

Y no hay “táctica entrista” ni “apoyo crítico táctico” que cambie la naturaleza social de semejante entramado, y menos que desarme la fuerza de ese poder burocrático militar. Solo por la vía de la lucha de clases los explotados podrán cambiar esta situación.

Para eso, el primer paso es caracterizar a los burócratas y milicos como lo que son, y no como lo que quisiera que fueran los “marxistas nacionales” y similares.

rolando - postaporteñ@ 1605 - 2016-05-15 20:36:10
postaporteñ@_______________________________

Venezuela | Unidos contra la represión

Inti Rodríguez  

Coordinador de Investigación de Provea 13/5/16

“El Estado en un contexto de ineficiencia y autoritarismo, muestra un rostro cada vez más hostil”. La frase no es nueva, la dijo Provea en su Informe Anual del año 1989, para explicar la dimensión de la represión del gobierno de Carlos Andrés Pérez contra la protesta popular, en un contexto marcado por la crisis económica, política y social y la imposición de medidas de ajuste que terminaron por generar más pobreza, exclusión y retrocesos en derechos sociales.

La historia se repite. Venezuela está en crisis. Crece el descontento social y la respuesta es la misma: represión y más represión. Contra las comunidades pobres, contra los trabajadores, contra los campesinos, contra la oposición, contra el chavismo crítico.

Desde La Guajira hasta Puerto Ayacucho, desde Táchira hasta Nueva Esparta, la respuesta autoritaria se ha extendido a todo el territorio y contra todos los sectores, transformando toda la Patria, no en una escuela, sino en un cuartel. Indígenas Wayúu son víctimas de atropellos por parte del Ejército y la Guardia Nacional, torturados, asesinados, estigmatizados como “bachaqueros” mientras el contrabando de los militares sigue ocurriendo a la vista de todos; trabajadores son hostigados por funcionarios del SEBIN, amenazados por la GNB, perseguidos y encarcelados por participar en huelgas, exigir contratos colectivos y aumentos salariales; líderes y activistas opositores son perseguidos, se les impide ejercer su derecho constitucional a la manifestación pacífica o se les encarcela por exigir la activación de mecanismos legítimos y constitucionales como el referendo revocatorio; habitantes de comunidades pobres son detenidos arbitraria e ilegalmente, víctimas de allanamientos ilegales a sus viviendas, destrozos, hurtos, demoliciones, ejecuciones extrajudiciales, todo tipo de atropellos y abusos de militares y policías que actúan bajo el amparo del Operativo de Liberación del Pueblo; mujeres y hombres víctimas de atropellos y sometidos a la justicia militar por reclamar comida, servicios públicos, suministro de agua, entre otras demandas.

Si algo ha democratizado la gestión de Nicolás Maduro es la represión. Todos, independientemente de su identidad política, están sometidos a la misma respuesta autoritaria cuando reclaman o ejercen derechos, o simplemente cuando son estigmatizados como potenciales “enemigos del Estado”.

Para hacernos una idea: el miércoles, mientras el estudiante Diego Hernández era detenido frente al CNE por exhibir un cartel pidiendo referendo revocatorio, a la marcha convocada por la oposición se le impedía el paso para cubrir su recorrido hasta el organismo electoral, una protesta por alimentos era reprimida en Maracay y 3.070 personas eran detenidas de forma ilegal y arbitraria por el OLP realizado en comunidades pobres del Distrito Capital y el estado Miranda. Nadie se salva.

El gobierno ha afinado los mecanismos antidemocráticos para contener las protestas y las demandas sociales. La territorialización de las manifestaciones con decretos inconstitucionales como el que declara al Municipio Libertador “zona libre de fascismo”, dictado en 2014 por Jorge Rodríguez (generando discriminación y alentando la represión); la aprobación de normas como la Resolución 008610 que permite la actuación de todos los componentes de la FANB en labores de control de orden público y el eventual empleo de armas de fuego y munición letal para controlar manifestaciones, sumado a la creación de instancias militarizadas como el SP3, la Brigada Choque, las Brigadas Especiales contra los Grupos Generadores de Violencia, las milicias obreras, campesinas, comunales y estudiantiles, entre otras, han ido cerrando el cerco sobre las libertades democráticas y el ejercicio del derecho humano a la manifestación pacífica.

A este panorama se suma la militarización de la seguridad ciudadana y el regreso de las razias en las comunidades populares, al mejor estilo de los pantaneros de la PM o el Plan Unión en los 80, para aplicar lo que el Ministro González López llama “justicia con fuerza”.

Las protestas continuarán y el descontento seguirá en ascenso mientras el gobierno no rectifique. Con 180,9% de inflación general en 2015 (la más alta desde 1949); 315% en alimentos en el mismo período; casi 400% de inflación acumulada entre mayo de 2015 y abril de 2016, y con un pronóstico de 720% al cierre del año (la cuarta más alta en América Latina desde 1970); deterioro generalizado de la calidad de vida, propiciado por la caída del ingreso que a su vez generó el incremento en las cifras de pobreza por tercer año consecutivo, hasta situarla en niveles superiores a los registrados en 1998; colapso general de los servicios públicos con constantes apagones, interrupciones en el suministro de agua potable, deficiente transporte público; niveles de escasez históricos en alimentos y medicinas que superan en algunos casos el 70%, y pare usted de contar, ¿cómo esperan las autoridades que la gente no proteste o esté indignada?.

Pareciera no haber voluntad de parte del gobierno para solucionar los problemas, o como dijo un articulista de Aporrea, al gobierno como que se le olvidó todo eso. La única respuesta es la represión.

A quienes gobiernan se lo hemos dicho muchas veces. Cerrar los espacios para el ejercicio de derechos democráticos y expresiones pacíficas y legítimas de descontento, abre las puertas a escenarios de violencia y violaciones masivas de derechos humanos. Y añadimos: la represión podrá tratar de invisibilizar a la gente y sus reclamos, pero no frenará jamás sus luchas.

 No solucionará los problemas, al contrario, seguirá generando más penurias. El Estado está obligado a garantizar el ejercicio del derecho a la reunión, asociación y manifestación pacífica.

No tengo ninguna duda. De seguir este camino, más temprano que tarde, a quienes hoy actúan como buenos alumnos de la represión del pasado, les saldrá el tiro por la culata.

En algún punto de este largo y lento camino hacia la despolarización, todos los venezolanos, conservando y respetando sus identidades políticas,comprenderán la necesidad de unirse frente a la represión, los abusos y el rostro cada vez más hostil del gobierno. 

Entonces no habrá represión que valga.

PROVEA - postaporteñ@ 1605 - 2016-05-15 20:26:27
postaporteñ@_______________________________
Anterior [1] [2] [3] [4] [5] [6] [7] [8] [9] [10] [11] [12] [13] [14] [15] [16] [17] [18] [19] [20] [21] [22] [23] [24] [25] [26] [27] [28] [29] [30] [31] [32] [33] [34] [35] [36] [37] [38] [39] [40] [41] [42] [43] [44] [45] [46] [47] [48] [49] [50] [51] [52] [53] [54] [55] [56] [57] [58] [59] [60] [61] [62] [63] [64] [65] [66] [67] [68] [69] [70] [71] [72] [73] [74] [75] [76] [77] [78] [79] [80] [81] [82] [83] [84] [85] [86] [87] [88] [89] [90] [91] [92] [93] [94] [95] [96] [97] [98] [99] [100] [101] [102] [103] [104] [105] [106] [107] [108] [109] [110] [111] [112] [113] [114] [115] [116] [117] [118] [119] [120] [121] [122] [123] [124] [125] [126] [127] [128] [129] [130] [131] [132] [133] [134] [135] [136] [137] [138] [139] [140] [141] [142] [143] [144] [145] [146] [147] [148] [149] [150] [151] [152] [153] [154] [155] [156] [157] [158] [159] [160] [161] [162] [163] [164] [165] [166] [167] [168] [169] [170] [171] [172] [173] [174] [175] [176] [177] [178] [179] [180] [181] [182] [183] [184] [185] [186] [187] [188] [189] [190] [191] [192] [193] [194] [195] [196] [197] [198] [199] [200] [201] [202] [203] [204] [205] [206] [207] [208] [209] [210] [211] [212] [213] [214] [215] [216] [217] [218] [219] [220] [221] [222] [223] [224] [225] [226] [227] [228] [229] [230] [231] [232] [233] [234] [235] [236] [237] [238] [239] [240] [241] [242] [243] [244] [245] [246] [247] [248] [249] [250] [251] [252] [253] [254] [255] [256] [257] [258] [259] [260] [261] [262] [263] [264] [265] [266] [267] [268] [269] [270] [271] [272] [273] [274] [275] [276] [277] [278] [279] [280] [281] [282] [283] [284] [285] [286] [287] [288] [289] [290] [291] [292] [293] [294] [295] [296] [297] [298] [299] [300] [301] [302] [303] [304] [305] [306] [307] [308] [309] [310] [311] [312] [313] [314] [315] [316] [317] [318] [319] [320] [321] [322] [323] [324] [325] [326] [327] [328] [329] [330] [331] [332] [333] [334] [335] [336] [337] [338] [339] [340] [341] [342] [343] [344] [345] [346] [347] [348] [349] [350] [351] [352] [353] [354] [355] [356] [357] [358] [359] [360] [361] [362] [363] [364] [365] [366] [367] [368] [369] [370] [371] [372] [373] [374] [375] [376] [377] [378] [379] [380] [381] [382] [383] [384] [385] [386] [387] [388] [389] [390] [391] [392] [393] [394] [395] [396] [397] [398] [399] [400] [401] [402] [403] [404] [405] [406] [407] [408] [409] [410] [411] [412] [413] [414] [415] [416] [417] [418] [419] [420] [421] [422] [423] [424] [425] [426] [427] [428] [429] [430] [431] [432] [433] [434] [435] [436] [437] [438] [439] [440] [441] [442] [443] [444] [445] [446] [447] [448] [449] [450] [451] [452] [453] [454] [455] [456] [457] [458] [459] [460] [461] [462] [463] [464] [465] [466] [467] [468] [469] [470] [471] [472] [473] [474] [475] [476] [477] [478] [479] [480] [481] [482] [483] [484] [485] [486] [487] [488] [489] [490] [491] [492] [493] [494] [495] [496] [497] [498] [499] [500] [501] [502] [503] [504] [505] [506] [507] [508] [509] [510] [511] [512] [513] [514] [515] [516] [517] [518] [519] [520] [521] [522] [523] [524] [525] [526] [527] [528] [529] [530] [531] [532] [533] [534] [535] [536] [537] [538] [539] [540] [541] [542] [543] [544] [545] [546] [547] [548] [549] [550] [551] [552] [553] [554] [555] [556] [557] [558] [559] [560] [561] [562] [563] [564] [565] [566] [567] [568] [569] [570] [571] [572] [573] [574] [575] [576] [577] [578] [579] [580] [581] [582] [583] [584] [585] [586] [587] [588] [589] [590] [591] [592] [593] [594] [595] [596] [597] [598] [599] [600] [601] [602] [603] [604] [605] [606] [607] [608] [609] [610] [611] [612] [613] [614] [615] [616] [617] [618] [619] [620] [621] [622] [623] [624] [625] [626] [627] [628] [629] [630] [631] [632] [633] [634] [635] [636] [637] [638] [639] [640] [641] [642] [643] [644] [645] [646] [647] [648] [649] [650] [651] [652] [653] [654] [655] [656] [657] [658] [659] [660] [661] [662] [663] [664] [665] [666] [667] [668] [669] [670] [671] [672] [673] [674] [675] [676] [677] [678] [679] [680] [681] [682] [683] [684] [685] [686] [687] [688] [689] [690] [691] [692] [693] [694] [695] [696] [697] [698] [699] [700] [701] [702] [703] [704] [705] [706] [707] [708] [709] [710] [711] [712] [713] [714] [715] [716] [717] [718] [719] [720] [721] [722] [723] [724] [725] [726] [727] [728] [729] [730] [731] [732] [733] [734] [735] [736] [737] [738] [739] [740] [741] [742] [743] [744] [745] [746] [747] [748] [749] [750] [751] [752] [753] [754] [755] [756] [757] [758] [759] [760] [761] [762] [763] [764] [765] [766] [767] [768] [769] [770] [771] [772] [773] [774] [775] [776] [777] [778] [779] [780] [781] [782] [783] [784] [785] [786] [787] [788] [789] [790] [791] [792] [793] [794] [795] [796] [797] [798] [799] [800] [801] [802] [803] [804] [805] [806] [807] Siguiente